50 - ¿Es po­si­ble armonizar los am­bien­tes con plan­tas?

50 respuestas feng shui - - SUMARIO -

La ener­gía de las plan­tas se re­la­cio­na di­rec­ta­men­te con los prin­ci­pios del Yin y el Yang; las que po­seen ener­gía Yin vi­ven me­jor ba­jo te­cho y sus ho­jas na­cen de un mis­mo pun­to de la ra­ma, en for­ma or­de­na­da; aque­llas con ener­gía Yang se desa­rro­llan me­jor en el ex­te­rior, sus ho­jas cre­cen en pun­tos dis­tin­tos del ta­llo y en di­fe­ren­tes di­rec­cio­nes. Con las flo­res ocu­rre lo mis­mo: las Yin tie­nen co­lo­res sua­ves y ho­jas re­don­dea­das; trans­mi­ten se­re­ni­dad. Aque­llas con ener­gía Yang se ca­rac­te­ri­zan por sus co­lo­res fuer­tes y ho­jas pun­tia­gu­das; in­cen­ti­van a la ac­ti­vi­dad y trans­mi­ten ale­gría. Las plan­tas ver­des (sin flo­res) trans­mi­ten paz, ar­mo­nía, ali­vian las preo­cu­pa­cio­nes y re­du­cen el es­trés. En to­dos los ca­sos, no só­lo lim­pian y reac­ti­van el Chi am­bien­tal, tam­bién crean una re­la­ción con las per­so­nas que pro­du­ce bie­nes­tar fí­si­co y mental. Las plan­tas son sím­bo­lo de vi­da, abun­dan­cia y desa­rro­llo, y tie­nen el po­der de co­rre­gir la ener­gía del am­bien­te, por eso el Feng Shui po­ne tan­to én­fa­sis en evi­tar que se en­fer­men y se­quen, ya que da­ña­rían el Chi. En los am­bien­tes en don­de abun­dan los apa­ra­tos electrónicos con­vie­ne po­ner cac­tus, es­pe­cie ha­bi­tua­da a re­sis­tir cli­mas hos­ti­les y a mo­di­fi­car la ener­gía a su fa­vor. La san­se­vie­ria, o co­la de ti­gre, tam­bién fun­cio­na pu­ri­fi­can­do el Chi. El fi­cus irra­dia ener­gía po­si­ti­va y le­van­ta el áni­mo; co­lo­car­lo de­lan­te de las co­lum­nas in­te­rio­res de la ca­sa apla­ca el Chi ne­ga­ti­vo que es­tas ge­ne­ran. El aro­ma del jaz­mín es­ti­mu­la los sen­ti­dos, au­men­ta la fe­li­ci­dad y re­du­ce el es­trés.

El me­jor si­tio pa­ra ubi­car­lo es cer­ca de las ven­ta­nas, en bal­co­nes y te­rra­zas. Las ho­jas de las pal­me­ras armonizan el es­pa­cio al fre­nar el ai­re que cir­cu­la en­tre ellas. Son idea­les pa­ra co­lo­car en el li­ving, cer­ca de la ven­ta­na, y en los rin­co­nes pa­ra evi­tar que la ener­gía que­de es­tan­ca­da. Las en­re­da­de­ras tam­bién fil­tran la ma­la ener­gía y las plan­tas con flo­res y per­fu­me de­ben per­ma­ne­cer en el jar­dín o bal­cón, aún cuan­do pue­dan desa­rro­llar­se en in­te­rio­res, por­que pue­den pro­du­cir in­som­nio.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.