EX­CE­LEN­CIA ITA­LIA­NA

Cons­trui­do en ace­ro y alu­mi­nio y equi­pa­do con la más so sti­ca­da tec­no­lo­gía, el Ba­gliet­to 48 T-li­ne tam­bién lla­ma­do “Sil­ver Fox” es ca­paz de cru­zar el océano mien­tras se dis­fru­ta de una bue­na película en su sala de ci­ne.

Break - - Barcos - Por Mar­tín A. D’elía (*)

El as­ti­lle­ro Ba­gliet­to cuen­ta con una lar­ga his­to­ria que co­men­zó en 1854 en Va­raz­ze ( Ita­lia), don­de Pie­tro Ba­gliet­to co­men­zó su ac­ti­vi­dad en la cons­truc­ción de pe­que­ños bo­tes de pes­ca en el pa­tio tra­se­ro de su ca­sa. Años des­pués, orien­tó sus es­fuer­zos ha­cia el sec­tor del ocio náu­ti­co y en 1988 cons­tru­yó una em­bar­ca­ción de re­creo pa­ra el Pa­pa Leo­ne XIII. A prin­ci­pios del si­glo XX lan­zó sus pri­me­ros bar­cos a mo­tor y en 1906 lo­gró uno de sus re­gis­tros más des­ta­ca­dos: el lan­za­mien­to de 'Giu­sep­pi­na', el ma­yor ya­te a mo­tor de cru­ce­ro con una lon­gi­tud de 22,6 me­tros y un im­pul­sor de com­bus­tión ja­más an­tes fa­bri­ca­do en Ita­lia.

Cuan­do Pie­tro fa­lle­ció, los hi­jos Ber­nar­do y Giovanni Bat­tis­ta co­men­za­ron a coope­rar con el go­bierno en la pro­duc­ción de ae­ro­na­ves y em­bar­ca­cio­nes con alas su­mer­gi­das co­no­ci­das co­mo hi­dro­alas pa­ra el Mi­nis­te­rio ae­ro­náu­ti­co ita­liano.

En 1938, la fir­ma Ba­gliet­to co­men­zó a re­ci­bir pe­di­dos de cons­truc­ción de bu­ques pa­ra per­so­na­li­da­des co­mo Vit­to­rio Ema­nue­le III, rey de Ita­lia, a quien en 1938 le en­tre­ga­ron una lan­cha rá­pi­da Me91de 15 me­tros, y el poe­ta y es­cri­tor Ga­brie­le d'an­nun­zio, quien, en 1932 se con­vir­tió en el pro­pie­ta­rio de un Ba­gliet­to mo­tor-

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.