AÑO NUE­VO

Ca­pri­cor­nio al fren­te

Caras - - REVELACIONES -

Las ca­bras ce­les­tes tal vez sean las per­so­nas más de­ter­mi­na­das del Zo­día­co, en un com­ple­to si­len­cio, sin es­pa­men­tos y sin vo­ci­fe­rar ni uno so­lo de sus pla­nes los na­ci­dos ba­jo el Sol de Ca­pri­cor­nio siem­pre es­tán en mar­cha ha­cia sus me­tas. Me­di­dos y eco­nó­mi­ca­men­te sus­ten­ta­bles, el el más am­plio y me­nos li­te­ral sen­ti­do de lo eco­nó­mi­co, los Ca­pri­cor­nio son am­bi­cio­sos co­mo nin­guno a la ho­ra de pro­po­ner­se el ob­je­ti­vo a cum­plir. Una vez iden­ti­fi­ca­da la me­ta po­nen su ener­gía a dis­po­si­ción de su cum­pli­mien­to y son in­ca­pa­ces de que­jar­se por lo es­car­pa­do del ca­mino o por las di­fi­cul­ta­des que com­pro­me­tan su con­se­cu­ción. Así co­mo las ca­bras tre­pan la la­de­ra con una osa­día ca­si in­com­pren­si­ble y lle­gan a lu­ga­res de los que pa­re­ce im­po­si­ble que pue­dan sa­lir, los na­ti­vos del dé­ci­mo signo des­plie­gan una ca­pa­ci­dad de tra­ba­jo for­mi­da­ble. pe­ro aten­ción, de­trás del ges­to adus­to con el que se sue­len pre­sen­tar hay per­so­nas de una ter­nu­ra en­co­mia­ble que sa­ben que su ali­men­to pri­mor­dial es el amor de las re­la­cio­nes más sin­ce­ras y fun­da­men­ta­les.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.