Re­po­mo­da: Lae­ti­tia Gue­naou

Emi­nen­cia en pei­na­dos, em­ba­ja­do­ra de L’Oréal Pro­fes­sion­nel, ade­más de tra­ba­jar con los gran­des de la mo­da “pei­nó” a los alie­ní­ge­nas de Pla­ne­ta Li­bre, de Se­rreau. Dio un se­mi­na­rio en Bue­nos Ai­res.

Clarin - Mujer - - Sumario - t: Geor­gi­na La­cu­be

La es­ti­lis­ta fran­ce­sa Lae­ti­tia Gue­naou ( 53) es la em­ba­ja­do­ra más arty de L’Oréal Pro­fes­sion­nel. Sus pei­na­dos re­zu­man tea­tra­li­dad y ge­nia­li­dad gra­cias a su ha­bi­li­dad in­na­ta pa­ra ar­mo­ni­zar téc­ni­ca y crea­ti­vi­dad, esa que em­plea pa­ra ge­ne­rar ten­den­cias en cor­te, color y pei­na­do. Una sa­bi­du­ría que le abrió las puer­tas pa­ra tra­ba­jar con di­se­ña­do­res de mo­da de la ta­lla de Ar­ma­ni, Yves Saint Lau­rent, Pa­co Rabanne y Mon­ta­na, y pa­ra dos gran­des di­rec­to­res del ci­ne fran­cés, Clau­de Cha­brol, Co­li­ne Se­rreau. Po­see un sa­lón en Am­man, Jor­da­nia, creó su aca­de­mia en Cra­co­via, Po­lo­nia, inau­gu­ró un ins­ti­tu­to de for­ma­ción de es­ti­lis­tas en Río de Ja­nei­ro, Bra­sil y lan­zó un si­tio de for­ma­ción on­li­ne (www.hai­rins­ti­tutlg.com). Maes­tra pe­lu­que­ra, via­ja pa­ra trans­mi­tir su sa­voir-fai­re, co­mo lo hi­zo en su pa­so por Bue­nos Ai­res, don­de dio cá­te­dra a los H3 ( team na­cio­nal de es­ti­lis­tas ava­la­do por LP). ¿Có­mo fue crear pei­na­dos pa­ra un film de ciencia fic­ción tan icó­ni­co co­mo Pla­ne­ta Li­bre (La Be­lle Ver­te), de Se­rreau? Fue una ex­pe­rien­cia de lo más en­ri­que­ce­do­ra, que me de­man­dó cua­tro me­ses de ar­duo tra­ba­jo e in­ves­ti­ga­ción pa­ra in­ven­tar los pei­na­dos de los ex­tra­te­rres­tres que, se­gún la tra­ma, ve­nían a alec­cio­nar a los hu­ma­nos que el di­ne­ro no es lo más im­por­tan­te de la vida, sino el amor por la na­tu­ra­le­za. Y co­mo la idea era de­mos­trar la bue­na sa­lud de es­tos eco-alie­ní­ge­nas, ma­ni­pu­lé pe­los bien na­tu­ra­les, con mu­cho vo­lu­men, luz y bri­llo. Ado­ro tra­ba­jar en ci­ne por­que pue­do de­jar vo­lar mi ima­gi­na­ción pa­ra con­tar una his­to­ria. En la mo­da to­do es más efí­me­ro y siem­pre se bus­ca des­ta­car la ro­pa más que la ca­be­za.

¿Qué se vie­ne en cor­te y pei­na­do? La con­sig­na es que to­do lo que se ha­ga en la ca­be­za tie­ne que dar la im­pre­sión de que lo hi­zo la na­tu­ra­le­za. Es­to se tra­du­ce en cor­tos deses­truc­tu­ra­dos y con al­gu­nas me­chas so­bre­sa­lien­do en la par­te de de­lan­te de la ca­ra, en las lí­neas muy sua­ves y fe­me­ni­nas y en lar­gos con mu­cho mo­vi­mien­to y li­vian­dad. En co­lo­ra­ción, tra­ba­ja­mos con som­bras pa­ra crear un efec­to de des­gas­te na­tu­ral. Al­go así co­mo un tied­ye pe­ro su­til. Por ca­so, los nue­vos mo­ro­chos vi­ran al ma­rrón cla­ro y mo­ca, y los ru­bios imi­tan el des­gas­te tí­pi­co del sol en el ca­be­llo de los sur­fis­tas.

¿Có­mo de­fi­ne su mé­to­do de tra­ba­jo? To­do me ins­pi­ra: la ca­lle, el di­se­ño en ge­ne­ral, la mo­da, la so­cie­dad, las ne­ce­si­da­des de la con­su­mi­do­ra y mis via­jes.

¿Hay edad pa­ra un cor­te y color? To­tal­men­te. Por ca­so, pa­sa­dos los 50 años, no con­vie­ne con­ser­var un lar­go has­ta la cin­tu­ra por­que los ras­gos van ha­cia aba­jo y el ca­be­llo con esa ex­ten­sión tien­de a acen­tuar­los. Al en­ve­je­cer, con­vie­ne acla­rar el pe­lo pa­ra que ilu­mi­ne el ros­tro. Y cuan­to más arri­ba va­ya el pei­na­do, más rejuvenece. La idea es que la mu­jer se quie­ra a ella mis­ma y que no desee pa­re­cer­se a una ac­triz o a una can­tan­te.

¿Qué por­cen­ta­je tie­ne el pe­lo en el look to­tal? El 100%. Por­que una mu­jer pue­de te­ner un sú­per ves­ti­do de una mar­ca top, pe­ro si tie­ne el pe­lo en mal es­ta­do o es­tá ho­rren­da­men­te pei­na­do, no la sal­va na­die. De­be­mos to­mar con­cien­cia de que el ca­be­llo es muy im­por­tan­te en nues­tra ima­gen, ya que for­ma par­te del ar­ma de se­duc­ción de una per­so­na y es su ca­pi­tal de be­lle­za.

“VUEL­CO MIS FAN­TA­SIAS AL PA­PEL Y LAS COM­PAR­TO CON EL EQUI­PO. LO MIO ES LA BOHE­MIA

CHIC”

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.