No­tas mas­cu­li­nas

Las fra­gan­cias son un clá­si­co pro­ba­do. Y ca­da vez hay más hom­bres que con­su­men pro­duc­tos de cos­mé­ti­ca. Op­cio­nes pa­ra to­dos los es­ti­los.

Clarin - Mujer - - News - T: Dora Be­cher / dbe­cher@clarin.com

Hoy hay mé­to­dos tan so­fis­ti­ca­dos que son ca­pa­ces de re­pro­du­cir cual­quier olor, des­de el de una tor­ta de fru­ti­llas has­ta el de una tar­de de llu­via. Pe­ro no se­ría jus­to fe­li­ci­tar só­lo a la in­dus­tria per­fu­mis­ta por sus no­tas y acor­des in­no­va­do­res. Los usua­rios tam­bién lo­gra­ron ag­gior­nar­se a es­tos cam­bios y, so­bre to­do, los va­ro­nes, con­si­de­ra­dos, más con­ser­va­do­res si se tra­ta de pro­bar nue­vas fra­gan­cias. “El hom­bre se vol­vió más au­daz, le gus­ta ex­pe­ri­men­tar y eso se no­ta por­que es­tá com­pran­do fras­cos más pe­que­ños de per­fu­mes pa­ra pro­bar”, cuen­ta Mi­guel So­be­ra, en­tre­na­dor in­ter­na­cio­nal de La­li­que Par­fums, que vi­ve en Mia­mi y vi­si­tó la Ar­gen­ti­na pa­ra pre­sen­tar la nue­va fra­gan­cia de la mar­ca En­cre Noi­re Sport. So­be­ra tam­bién re­ve­la un se­cre­to de en­ten­di­do: “Ca­si to­das las fra­gan­cias mas­cu­li­nas tie­nen flo­res en­tre sus in­gre­dien­tes, pe­ro las com­pa­ñías lo es­con­den por­que te­men la reac­ción de sus clien­tes”. En­tre las flo­res más uti­li­za­das en los pro­duc­tos pa­ra va­ro­nes: la la­van­da y el ge­ra­nio. De to­das ma­ne­ras la fa­mi­lia de aro­mas que rei­na en­tre los ca­ba­lle­ros es la de las ma­de­ras, con el ce­dro a la ca­be­za. Y otro in­gre­dien­te muy pre­sen­te es el ve­ti­ver, una raíz que dio ini­cio a mu­chos clá­si­cos mas­cu­li­nos. “Al mo­men­to de pro­bar el per­fu­me, siem­pre se de­be co­lo­car so­bre la piel y en zo­nas vas­cu­la­ri­za­das (don­de cir­cu­la más san­gre), co­mo mu­ñe­cas, an­te­bra­zos, cue­llo (cer­ca de la ve­na yu­gu­lar) y de­trás de las ro­di­llas. Y al ha­cer­lo, hay que to­mar unos 10 cm de dis­tan­cia. Pri­me­ro se sen­ti­rá la sa­li­da del per­fu­me y a los diez mi­nu­tos, el cuer­po, que es el aro­ma que per­du­ra”, re­co­mien­da el es­pe­cia­lis­ta tan­to a hom­bres co­mo a mu­je­res. Por úl­ti­mo acon­se­ja usar lí­neas de ba­ño co­mo ja­bo­nes, des­odo­ran­tes o lo­cio­nes af­ter sha­ve, de la mis­ma mar­ca del per­fu­me. La mez­cla de com­po­nen­tes con las mis­mas no­tas per­mi­ti­rá que la fra­gan­cia se desa­rro­lle en eta­pas, sub­ra­yan­do los in­gre­dien­tes de su fór­mu­la.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.