El maíz tar­dío pe­lea con­tra el co­go­lle­ro

El gu­sano pi­sa fuer­te en la zo­na de Per­ga­mino.

Clarin - Rural - - TAPA - Pa­blo Lo­sa­da plo­sa­da@cla­rin.com

La par­ti­ci­pa­ción de los maí­ces tar­díos en las ro­ta­cioen­fer­me­da­des nes cre­ce cam­pa­ña a cam­pa­ña. La es­ta­bi­li­dad de los hí­bri­dos en com­bi­na­ción con las con­di­cio­nes cli­má­ti­cas que ex­plo­ra el cul­ti­vo en fe­chas tar­días ges­tan ren­di­mien­tos muy sa­tis­fac­to­rios y, has­ta en al­gu­nos ca­sos, su­pe­ran a las fe­chas de pri­me­ra.

En Per­ga­mino, en ple­na zo­na nú­cleo mai­ce­ra, por ejem­plo, la siem­bra de los tar­díos cre­ció no­ta­ble­men­te en las úl­ti­mas cua­tro cam­pa­ñas. Pe­ro es­tos ma­te­ria­les sue­len ser ata­ca­dos por pla­gas y que mues­tran di­fe­ren­te in­ten­si­dad de da­ño res­pec­to a las fe­chas tem­pra­nas.

En­tre las ad­ver­si­da­des que están cau­san­do los ma­yo­res pro­ble­mas están las que se en­cap­su­lan y que­dan pro­te­gi­das del con­trol quí­mi­co. Una de ellas, en la zo­na de Per­ga­mino, es el “gu­sano co­go­lle­ro” (Spo­dop­te­ra fru­gi­per­da). Al ser es­ta una pla­ga de cli­ma tro- pi­cal-sub­tro­pi­cal, los da­ños más se­ve­ro se ob­ser­van en las fe­chas tar­días

Re­cien­te­men­te, Syn­gen­ta or­ga­ni­zó una re­co­rri­da a cam­po en lo­tes de pro­duc­to­res a po­cos ki­ló­me­tros del INTA Per­ga­mino, don­de se eva­luó la con­di­ción del maíz tar­dío y don­de se vie­ron cla­ra­men­te los da­ños de co­go­lle­ro.

En la re­co­rri­da por los lo­tes se cons­ta­ta­ron que los cul­ti­vos tar­díos te­nían diez ho­jas ex­pan­di­das, en pro­me­dio, pe­ro en al­gu­nos ca­sos con tres ho­jas co­mi­das, mien­tras que los ma­te­ria­les Vip­te­ra3 (con pro­teí­na VIP3A), den­tro del mis­mo cam­po, no te­nían da­ños.

Se­gún ex­pli­có el téc­ni­co, Mau­ri­cio Cas­ti­llo, la pro­teí­na VIP3A es un gé­ne­ro di­fe­ren­te de pro­teí­nas que ac­túa co­mo in­sec­ti­ci­da bio­ló­gi­co. Se ob­tie­ne de una fa­se ve­ge­ta­ti­va del Ba­ci­llus thu­rin­gien­sis y otor­ga ma­yor ex­pre­sión de pro­teí­na en la plan­ta y ma­yor to­xi­ci­dad pa­ra le­pi­dóp­te­ros, por­que po­see un nue­vo, di­fe­ren­te y úni­co mo­do de ac­ción.

Así con­tro­la Spo­dop­te­ra, Dia­traea, He­llio­tis/He­li­co­ver­pa y pro­por­cio­na un ex­ce­len­te ni­vel de ate­nua­ción so­bre Agros­tis (cor­ta­do­ras). “Es­ta nue­va tec­no­lo­gía lo­gra pro­te­ger el má­xi­mo ren­di­mien­to al­can­za­ble, re­du­cien­do la pro­por­ción de grano da­ña­do, las en­fer­me­da­des fún­gi­cas en grano y las mi­co­to­xi­nas aso­cia­das”, afir­mó Cas­ti­llo.

INTA

A co­mer­la. El gu­sano co­go­lle­ro en ple­na ac­ción en un lo­te de Per­ga­mino.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.