La ga­na­de­ría tie­ne mu­cha tec­no­lo­gía dis­po­ni­ble, pe­ro se uti­li­za po­co.

Lo mos­tró un tra­ba­jo de in­ves­ti­ga­ción pre­sen­ta­do en un se­mi­na­rio en la UCA.

Clarin - Rural - - TAPA - Lu­cas Villamil lvi­lla­mil@cla­rin.com

Los in­di­ca­do­res de los úl­ti­mos cua­ren­ta años de la ga­na­de­ría ar­gen­ti­na mues­tran un cla­ro es­tan­ca­mien­to: el stock ca­si no cre­ció y tam­po­co hu­bo un au­men­to sig­ni­fi­ca­ti­vo en la pro­duc­ción. Ac­tual­men­te en el país se pro­du­cen 60 ki­los anua­les de car­ne por animal en stock, con­tra 77 que se pro­du­cen en Aus­tra­lia.

Es­tos da­tos fue­ron pre­sen­ta­dos por la es­tu­dian­te de pro­duc­ción agro­pe­cua­ria Lu­cía Gó­mez du­ran­te el IX se­mi­na­rio “La Integración pa­ra el Desa­rro­llo Ga­na­de­ro”, rea­li­za­do es­ta se­ma­na en la Uni­ver­si­dad Ca­tó­li­ca Ar­gen­ti­na, en Bue­nos Ai­res, y or­ga­ni­za­do por el Cen­tro de Con­sig­na­ta­rios y el Mer­ca­do de Li­niers.

Gó­mez re­mar­có que la ba­ja efi­cien­cia de la cría es el fac­tor de­ter­mi­nan­te en es­ta si­tua­ción. “La re­la­ción ter­ne­ro va­ca es­tá es­tan­ca­da en 60 ter­ne­ros ca­da 100 va­cas”, pre­ci­só. Por eso, jun­to a sus com­pa­ñe­ros Ma­ría Eu­ge­nia Mo­li­na­ri e Ignacio Ro­dol­fo Aust, Gó­mez reali­zó un tra­ba­jo de in­ves­ti­ga­ción en­fo­ca­do en la adop­ción de tec­no­lo­gía de pro­ce­sos y de in­su­mos por par­te de los cria­do­res, el es­la­bón ini­cial de la ca­de­na. Los es­tu­dian­tes to­ma­ron co­mo uni­ver­so re­pre­sen­ta­ti­vo a los cria­do­res de más de 100 vien­tres de la lo­ca­li­dad de Las Flo­res, en ple­na Cuen­ca del Sa­la­do.

Mo­li­na­ri ex­pli­có que a par­tir de en­cues­tas y en­tre­vis­tas a los pro­duc­to­res se los ca­te­go­ri­zó se­gún el ni­vel de adop­ción de tec­no­lo­gías de re­pro­duc­ción, sanidad, gestión e in­fra­es­truc­tu­ra y se­gún la edad, el ni­vel edu­ca­ti­vo, la can­ti­dad de va­cas, y el ti­po de ase­so­ra­mien­to téc­ni­co. “Me­nos de la mi­tad de los pro­duc­to­res tie­ne ase­so­ra­mien­to per­ma­nen­te de ve­te­ri­na­rios, pe­ro el 90 por cien­to se ase­so­ra per­ma­nen­te­men­te con con­ta­do­res”, co­men­tó. Ade­más, di­jo que el 60 por cien­to de los pro­duc­to­res es­ta­cio­na el ser­vi­cio en tres me­ses.

A su turno, Aust pre­sen­tó las con­clu­sio­nes del tra­ba­jo. Se­gún la in­ves­ti­ga­ción, el ta­ma­ño de los es­ta­ble­ci­mien­tos no es de­ter­mi­nan­te en la de­ci­sión de adop­tar tec­no­lo­gía. “Los pro­duc­to­res las adop­tan cuan­do pue­den ver los re­sul­ta­dos y el im­pac­to eco­nó­mi­co, co­mo en la im­plan­ta­ción de pas­tu­ras y ver­deos”, di­jo, y agre­gó que los pro­duc­to­res de pun­ta son so­lo el 8 por cien­to, en ge­ne­ral tie- nen me­nos de 42 años y ha­cen el ci­clo com­ple­to. Tam­bién di­jo que la fal­ta de per­so­nal ca­pa­ci­ta­do es una li­mi­tan­te pa­ra la adop­ción de tec­no­lo­gías.

Con es­tos da­tos so­bre la me­sa fue el turno del in­ge­nie­ro agró­no­mo Se­bas­tián Rif­fel de apor­tar cla­ves pa­ra me­jo­rar los ín­di­ces pro­duc­ti­vos en los plan­teos de cría y de re­cría. “Si en la Cuen­ca del Sa­la­do me­jo­ra­mos los ín­di­ces de pro­duc­ción de fo­rra­je po­de­mos me­jo­rar la pro­duc­ción de to­do el país. El pro­ble­ma es que mu­cha gen­te que es­tá en el sec­tor no tie­ne una vi­sión em­pre­sa­rial. En la me­di­da que si­ga­mos sien­do in­efi­cien­tes en la pro­duc­ción de ter­ne­ros, el cos­to de la pro­duc­ción de car­ne se­gui­rá cre­cien­do”, afir­mó el téc­ni­co, pa­ra em­pe­zar.

Se­gún ex­pli­có, en las úl­ti­mas dé­ca­das se re­lo­ca­li­zó a la ga­na­de­ría en las re­gio­nes más frá­gi­les y no se hi­zo en ellas las me­jo­ras ne­ce­sa­rias. “Las pas­tu­ras de ba­se al­fal­fa o me­ga­tér­mi­cas, las con­so­cia­das, los ver­deos y los si­la­jes ocu­pan so­lo el 12 por cien­to de la su­per­fi­cie ga­na­de­ra del país. El 88 por cien­to res­tan­te son pas­ti­za­les, mon­te, is­la y zo­nas frá­gi­les”, di­jo Rif­fel, y re­mar­có que ese 12 por cien­to del área es el que apor­ta el 45 por cien­to del ali­men­to.

“Hay que me­jo­rar la ba­se fo­rra­je­ra. He­mos pues­to a la ga­na­de­ría en una zo­na de al­to ries­go y los cos­tos de pro­duc­ción son ca­da vez ma­yo­res”, afir­mó.

Lue­go ase­gu­ró que ac­tual­men­te las em­pre­sas más só­li­das son las que ha­cen el ci­clo com­ple­to, y apor­tó cla­ves pa­ra me­jo­rar la efi­cien­cia de la cría. En­tre otras he­rra­mien­tas, di­jo que hay que con­cen­trar la pa­ri­ción en me­nos tiem­po y al ini­cio de la tem­po­ra­da, y ha­cer pas­to­reo ho­ra­rio. “Son al­ter­na­ti­vas via­bles y de ma­ne­jo muy sen­ci­llo”, in­di­có Rif­fel.

Lue­go di­jo que pre­ñar a las va­cas tem­prano es fun­da­men­tal por­que si no se es­tá con­di­cio­nan­do el desa­rro­llo fu­tu­ro del ro­deo. “Pro­du­cir más ter­ne­ros y de ma­yor pe­so al des­te­te (son más pe­sa­dos los que na­cen pri­me­ro en la tem­po­ra­da) ge­ne­ra más efi­cien­cia tam­bién en la con­ver­sión de ma­te­ria se­ca en car­ne”, ex­pli­có Rif­fel.

En cuan­to al pas­to­reo ho­ra­rio, di­jo que es cla­ve pa­ra adap­tar la ca­li­dad del fo­rra­je dis­po­ni­ble de acuer­do al re­que­ri­mien­to de ca­da ca­te­go­ría, ya que no es lo mis­mo, por ejem­plo, dar un rye grass o un sor­go di­fe­ri­do.

“El pas­to­reo de rye grass de las va­cas pre­ña­das de­be ser de cua­tro ho­ras a par­tir de las do­ce del me­dio­día. En cam­bio en sor­go di­fe­ri­do se­rá más tiem­po. Es­to nos per­mi­te es­ti­rar el cam­po con un ma­ne­jo muy sim­ple y de ba­jo cos­to”, in­di­có.

Y lue­go aña­dió: “En la me­di­da en que la cría es efi­cien­te y avan­za ha­cia un sis­te­ma con re­cría se ga­na en efi­cien­cia de con­ver­sión del fo­rra­je. Va­mos a re­criar en los mis­mos cam­pos en los que ya se

ha­ce cría, me­jo­ran­do los re­cur­sos. La tec­no­lo­gía es­tá, el te­ma es el plan­teo, el ma­ne­jo em­pre­sa­rial”.

Es­tá cla­ro, co­mo mos­tró el re­le­va­mien­to de los alum­nos, con­du­ci­dos por sus do­cen­tes de la UCA, que mu­chos ac­to­res de la ga­na­de­ría de­ben ha­cer una au­to­crí­ti­ca. Es cier­to que mu­chas ve­ces las co­yun­tu­ras y las po­lí­ti­cas no ayu­dan, pe­ro no es me­nos cier­to que, ha­cia aden­tro, hay mu­cho pa­ra me­jo­rar. Y no es una ma­la idea em­pe­zar por ahí.

RO­BER­TO PE­RA

Zo­na frá­gil. En los úl­ti­mos años, la ha­cien­da ar­gen­ti­na fue re­lo­ca­li­za­da en zo­nas de pas­ti­za­les, mon­tes o is­las.

Es­tu­dian­tes. De iz­quier­da a de­re­cha, Ignacio Ro­dol­fo Aust, Ma­ría Eu­ge­nia Mo­li­na­ri y Lu­cía Gó­mez, autores del tra­ba­jo pre­sen­ta­do es­ta se­ma­na.

Ex­per­tos. Se­bas­tián Rif­fel (izq.) brin­dó cla­ves pa­ra la cría y la re­cría. El es­ta­dou­ni­den­se John An­der­son (der.) pu­so el fo­co en el mer­ca­do mun­dial.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.