Des­de Sal­ta, cuen­ta qué ga­nó con las nue­vas so­jas

Es­te­ban Gue­ri­neau sem­bró 2.000 has de las RR2Bt en Sal­ta y cuen­ta có­mo lo li­be­ró del con­trol de pla­gas.

Clarin - Rural - - TAPA -

Es­te­ban Gue­ri­neau sem­bró 2.000 hec­tá­reas de la RR2Bt.

Las nue­vas tec­no­lo­gías en se­mi­lla de so­ja que re­sis­ten los in­sec­tos le­pi­dóp­te­ros ya con­fir­man su po­ten­cial en el nor­te ar­gen­tino. En Me­tán (Sal­ta), Es­te­ban Gue­ri­neau, ge­ren­te de pro­duc­ción de El Man­gru­llo, plan­teó que es­ta al­ter­na­ti­va lle­gó en el mo­men­to jus­to, ya que el com­ple­jo de oru­gas les es­ta­ba ge­ne­ran­do mu­chos do­lo­res de ca­be­za a los pro­duc­to­res, por el in­cre­men­to de los cos­tos y las di­fi­cul­ta­des pa­ra rea­li­zar tra­ta­mien­tos.

“Prác­ti­ca­men­te to­dos los lo­tes de so­ja del NOA re­ci­ben tra­ta­mien­tos con­tra in­sec­tos que ron­dan las 3 apli­ca­cio­nes”, con­tó Gue­ri­neau. Pe­ro ad­vir­tió que du­ran­te las úl­ti­mos cam­pa­ñas se vie­ron ca­sos de lo­tes que aún con 6 o 7 apli­ca­cio­nes su­frie­ron fuer­tes de­fo­lia­cio­nes.

Se­gún Gue­ri­neau, aún con do­sis muy al­tas de pro­duc­tos or­ga­no­fos­fo­ra­dos y pi­re­troi­des, los ca­ba­lli­tos de ba­ta­lla pa­ra el con­trol de com­ple­jos de oru­gas muy com­pli­ca­das, co­mo bolilleras y me­di­do­ras, los re­sul­ta­dos son muy errá­ti­cos. “Por lo tan­to, se de­be re­cu­rrir a los pro­duc­tos más mo­der­nos, co­mo las dia­mi­das, que son efi­ca­ces pe­ro de al­to cos­to”, re­co­no­ció.

Por to­das es­tas di­fi­cul­ta­des, en El Man­gru­llo y en la cam­pa­ña pa- sa­da se de­di­ca­ron 2.000 hec­tá­reas a la mul­ti­pli­ca­ción de los nue­vos cul­ti­va­res, en es­te ca­so las sú­per so­jas BT de Ni­de­ra, dis­po­ni­bles co­mer­cial­men­te pa­ra es­ta cam­pa­ña 2013/14. Se tra­ta de va­rie­da­des adap­ta­das al nor­te del país, que cuen­tan con el me­jor ger­mo­plas­ma

Aho­ra te­ne­mos más tiem­po pa­ra de­di­car a otros desafíos que hay”

del semillero y a la vez com­bi­nan los be­ne­fi­cios del even­to RR2, de re­sis­ten­cia al gli­fo­sa­to y al­to ren­di­mien­to, con el pri­mer gen BT que ofre­ce re­sis­ten­cia a le­pi­dóp­te­ros.

Con los nú­me­ros en la mano, el res­pon­sa­ble de El Man­gru­llo con­tó que en los lo­tes sem­bra­dos con so­ja RR1 fue ne­ce­sa­rio rea­li­zar tres tra­ta­mien­tos, dos con dia­mi- das y uno con car­ba­ma­tos, que en­tre el cos­to de los pro­duc­tos y las apli­ca­cio­nes to­ta­li­za­ron 52,44 dó­la­res por hec­tá­rea.

En cam­bio, en un lo­te del mis­mo es­ta­ble­ci­mien­to, con una va­rie­dad del mis­mo gru­po de ma­du­rez pe­ro de las nue­vas BT, no fue ne­ce­sa­rio rea­li­zar tra­ta­mien­tos con­tra le­pi­dóp­te­ros.

Res­pec­to de las di­fe­ren­cias de ren­di­mien­tos, Gue­ri­neau con­fir­mó que los rin­des de la nue­va tec­no­lo­gía su­pe­ran en­tre un 10% y un 17% a la an­te­rior. Pa­ra es­te ge­ren­te de pro­duc­ción, la nue­va tec­no­lo­gía trae, ade­más, una gran ya­pa: “Al ali­viar­nos con el con­trol de le­pi­dóp­te­ros, las nue­vas va­rie­da­des nos dan ma­yor dis­po­ni­bi­li­dad de re­cur­sos y tiem­po pa­ra de­di­car a otros pro­ble­mas, co­mo las ma­le­zas re­sis­ten­tes y el com­ple­jo de pi­cu­dos”.

En el lo­te. En Me­tán, los pro­duc­to­res fue­ron a ver las nue­vas va­rie­da­des.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.