Una com­ple­ja si­tua­ción fi­nan­cie­ra

Clarin - Rural - - NEWS - Ser­gio Per­so­glia sper­so­glia@clarin.com

Aler­ta en el In­te­rior agro­pe­cua­rio. El es­ta­do en el que se en­cuen­tran las fi­nan­zas de no po­cas em­pre­sas de la ca­de­na co­mer­cial agro­pe­cua­ria es com­ple­jo. Un eje­cu­ti­vo con mu­chos años de tra­yec­to­ria en el ne­go­cio, que ocu­pa ac­tual­men­te un lu­gar de mu­cha re­le­van­cia, con­tó a Cla­rín Ru­ral, en es­tric­to “off the re­cord”, que “mu­chas agro­no­mías y aco­pios del In­te­rior es­tán bas­tan­te mal fi­nan­cie­ra­men­te. No hay ce­sa­ción de pa­gos ge­ne­ra­li­za­da, pe­ro ca­dac vez hay más caí­das in­di­vi­dua­les”, ad­vir­tió. En ese con­tex­to, re­ve­ló que un par de abo­ga­dos ami­gos su­yos, de pue­blos del In­ter­io In­te­rior, le co­men­ta­ron men­tar que tie­nen ca­da vez más con­sul­tas so­bre qué es un con­cur­so pre­ven­ti­vo, la al­ter­na­ti­va ju­rí­di­ca a la que se vuel­can mu­chas em­pre­sas cuan­do se en­cuen­tran an­te la im­po­si­bi­li­dad de pa­gar sus deu­das. “No es que ha­ya un boom de con­cur­sos pre­ven­ti­vos, pe­ro hay va­rios que es­tán ave­ri­guan­do de qué se tra­ta”, ana­li­zó. Pa­ra el eje­cu­ti­vo, que ha­bló con es­te dia­rio a me­dia­dos de se­ma­na, el peor mo­men­to es el ac­tual. “El con­flic­to de los acei­te­ros pa­ra­li­zó el po­lo ex­por­ta­dor y atra­só tres se­ma­nas las co­bran­zas”, re­fle­xio­nó. Y agre­gó que se es­cu­chan ca­da vez más pedidos del ti­po “aguan­ta­me los che­ques” u ofer­tas de hi­po­te­cas o pren­das pa­ra sal­dar deu­das. La reali­dad, pa­ra es­te co­no­ce­dor, es que se es­tá ven­dien­do muy po­co trigo y maíz. Tam­bién gli­fo­sa­to, que es ca­si la mi­tad del ne­go­cio de agro­quí­mi­cos en el país. “En es­ta cam­pa­ña se usa­rá me­nos tec­no­lo­gía y se­rá de tran­si­ción, pa­ra aco­mo­dar las deu­das y que­dar bien pa­ra­dos pa­ra lo que ven­ga des­pués”, fi­na­li­zó.

Un mi­llón de hec­tá­reas de ce­ba­da. An­te una nue­va cam­pa­ña tri­gue­ra que se­rá po­bre en su­per­fi­cie, las mi­ra­das po­drían di­ri­gir­se a la ce­ba­da, el his­tó­ri­co se­gun­do cul­ti­vo de in­vierno más im­por­tan­te, pe­ro el área sem­bra­da con es­te cul­ti­vo tam­po­co cre­ce­rá es­te año. Pro­me­dian­do el pe­río­do de im­plan­ta­ción, los cálcu­los que tie­nen en Quil­mes, el prin­ci­pal se­mi­lle­ro de ce­ba­da del país y, a la vez, el ma­yor com­pra­dor, in­di­can que po­dría re­pe­te­ri­se la su­per­fi­cie del 2014, o qui­zás su­pe­rar­se le­ve­men­te. Es de­cir, ron­da­ría las 950.000 hec­tá­reas, y qui­zás se acer­ca­ría a 1 mi­llón. “Ha­bía du­das al co­mien­zo, por los pro­ble­mas de ren­ta­bi­li­dad que tu­vie­ron los pro­duc­to­res en el ci­clo pa­sa­do, pe­ro lue­go las in­ten­cio­nes de siem­bra se fue­ron for­ta­le­cien­do”, ana­li­za Ser­gio Rop­pel, ge­ren­te de la mal­te­ría que la com­pa­ñía tie­ne en Tres Arro­yos, en el co­ra­zón de esa gran zo­na ce­ba­de­ra del sur bo­nae­ren­se. Qui­zás, las du­das de los pro­duc­to­res a la ho­ra de in­cli­nar­se o no por la ce­ba­da ten­gan que ver con la ca­pa­ci­dad de com­pra que tie­ne el mercado lo­cal. Es de­cir, qué pa­sa si la co­se­cha es muy gran­de y su­pera a la de­man­da, co­mo ha su­ce­di­do en mu­chas oca­sio­nes. Pe­ro, en ma­te­ria de tec­no­lo­gía, el cul­ti­vo tie­ne mu­cho pa­ra ofre­cer, in­di­ca Rop­pel. “Hu­bo una evo­lu­ción im­por­tan­te de las va­rie­da­des, con ger­mo­plas­ma eu­ro­peo, e in­clu­so re­sis­ten­cia a en­fer­me­da­des, un com­bo que les apor­ta un al­to po­ten­cial de ren­di­mien­to”, se en­tu­sias­mó. El hom­bre sa­be de qué ha­bla: Quil­mes es co­no­ci­da por su cer­ve­za, pe­ro -co­mo se di­jo- es el prin­ci­pal se­mi­lle­ro de ce­ba­da del país, con más del 50% de un mercado en el que tam­bién con­flu­yen otras gran­des em­pre­sas co­mo Car­gill, ACA o Toep­fer.

¿40% me­nos maíz en la zo­na nú­cleo? Pen­san­do más allá del in­vierno, el maíz (aun­que hay tiem­po de dar se­ña­les que cam­bien la si­tua­ción) vie­ne con un pa­no­ra­ma muy com­ple­jo. En su in­for­me de la se­ma­na pa­sa­da, la Bol­sa de Co­mer­cio de Ro­sa­rio ase­gu­ró que “es crí­ti­co el pa­no­ra­ma que vis­lum­bra el maíz pa­ra la cam­pa­ña 2015/16” en la zo­na nú­cleo. Y lo ex­pli­có cla­ra­men­te: “Los rin­des de in­di­fe­ren­cia van de 60 a 85 qq/ha en cam­pos pro­pios y su­pe­ran los 100 qq/ha en cam­pos al­qui­la­dos”. Así las co­sas, sos­tu­vo que “la ge­ne­ra­li­dad de los pro­duc­to­res no es­tá en con­di­cio­nes de arries­gar­se a pro­du­cir maíz; con las pri­me­ras con­sul­tas, la in­ten­ción de re­duc­ción del área es­tá en torno al 40% res­pec­to del ci­clo an­te­rior”. t

Ser­gio

Rop­pel. Gte. de Quil­mes. La ce­ba­da, en fo­co.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.