Pas­tu­ras: tras el agua, las cla­ves de ma­ne­jo

Un ex­per­to del IN­TA Bal­car­ce acon­se­ja có­mo pas­to­rear los cam­pos que su­frie­ron en­char­ca­mien­tos.

Clarin - Rural - - LA PRODUCCIÓN DE CARNE -

Las abun­dan­tes pre­ci­pi­ta­cio­nes que se re­gis­tra­ron en las úl­ti­mas se­ma­nas re­pre­sen­tan un de­sa­fío pa­ra los pro­duc­to­res ga­na­de­ros por­que re­quie­ren ajus­tes de ma­ne­jo en la nu­tri­ción de la ha­cien­da y un mo­ni­to­reo cui­da­do­so pa­ra pre­ve­nir en­fer­me­da­des en los ro­deos.

Jor­ge Cas­ta­ño, es­pe­cia­lis­ta en pas­tu­ras y ver­deos del IN­TA Bal­car­ce, plan­teó que re­sul­ta im­pres­cin­di­ble rea­li­zar un “ade­cua­do diag­nós­ti­co de la si­tua­ción fo­rra­je­ra y del es­ta­do de la ha­cien­da” pa­ra lue­go, sí, de­ci­dir la es­tra­te­gia pro­duc­ti­va a se­guir.

En el ca­so de que las pas­tu­ras se en­cuen­tren to­tal­men­te anega­das, se de­be im­pe­dir el ac­ce­so de los ani­ma­les. En cam­bio, si se en­cuen­tran en­char­ca­das pe­ro pas­to­rea­bles, Cas­ta­ño re­co­men­dó ha­cer un pas­to­reo de en­tre 3 y 5 ho­ras por día.

Cuan­do hay re­fu­gios y dor­mi­de­ros pa­ra los ani­ma­les, se pue­de sub­di­vi­dir con alam­bra­do elec­tri­fi­ca­do pa­ra evi­tar el ex­ce­si­vo pi­so­teo y apro­ve­char me­jor el pas­to. Ade­más, pa­ra el ca­so de que hu­bie­ra pas­tu­ras sin anegamiento, se de­ben rea­li­zar par­ce­las pe­que­ñas pa­ra apro­ve­char el fo­rra­je de un mo­do más efi­cien­te.

En re­fe­ren­cia al ma­ne­jo de la ha­cien­da, Cas­ta­ño su­gi­rió prio­ri­zar las di­fe­ren­tes ca­te­go­rías. En es­te sen­ti­do, los plan­teos de cría con la va­ca o va­qui­llo­na re­cién pa­ri­da y por pa­rir se­rán las que ten­drán la me­jor ali­men­ta­ción.

Pa­ra to­dos los ca­sos, el téc­ni­co se­ña­ló que an­te la ne­ce­si­dad de acu­dir a la su­ple­men­ta­ción es­tra­té­gi­ca hay que ha­cer­lo con ali­men­tos de al­ta con­cen­tra­ción ener­gé­ti­ca, co­mo grano de maíz, sor­go o ce­ba­da o sub­pro­duc­tos de la agroin­dus­tria co­mo afre­chi­llo de trigo. “En­tre 2 y 3 ki­los por día y por va­ca se­rá su­fi­cien­te pa­ra man­te­ner el es­ta­do cor­po­ral de un vien­tre”, pre­ci­só.

Otra op­ción es la de su­mi­nis­trar ro­llos de pas­tu­ras, de ave­na o de ras­tro­jos de cul­ti­vos. Pa­ra es­te ca­so ex­pre­só que los pro­duc­to­res re­cuer­den que “su va­lor nu­tri­ti­vo es me­nor y, en mu­chos ca­sos, re­sul­tan ca­ros en fun­ción de su apor­te de ener­gía”.

Pa­ra Cas­ta­ño re­sul­ta “vi­tal” el ade­cua­do ma­ne­jo del fo­rra­je que cre­ce­rá en los pró­xi­mos 90 días pa­ra re­es­ta­ble­cer la ca­pa­ci­dad pro­duc­ti­va de las pas­tu­ras. En es­te sen­ti­do, re­cor­dó que pa­ra cuan­do se es­cu­rra el sue­lo su­birán las tem­pe­ra­tu­ras, lo que pro­du­ci­rá un ma­yor cre­ci­mien­to del fo­rra­je.

En re­la­ción con la sa­ni­dad de los ro­deos, Cas­ta­ño sub­ra­yó la im­por­tan­cia de man­te­ner siem­pre un ade­cua­do plan sa­ni­ta­rio.

“Los ex­ce­sos hí­dri­cos pue­den pre­dis­po­ner a la apa­ri­ción de en­fer­me­da­des co­mo la hi­po­mag­ne­se­mia y la dia­rrea neo­na­tal de ter­ne­ros, por lo que re­co­mien­do una con­sul­ta pre­ven­ti­va al ve­te­ri­na­rio”, con­clu­yó.

Inun­da­ción. Hay que im­pe­dir que los ani­ma­les in­gre­sen en lo­tes anega­dos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.