La agri­cul­tu­ra mi­ra el fu­tu­ro con bue­na ca­ra

El nue­vo es­ce­na­rio del sec­tor abre la puer­ta pa­ra te­ner un mix de cul­ti­vos más equi­li­bra­do y pa­ra la lle­ga­da de las nue­vas tec­no­lo­gías en las se­mi­llas.

Clarin - Rural - - EXPOAGRO - RA­MA­LLO. EN­VIA­DO ES­PE­CIAL Pa­blo Lo­sa­da plo­sa­da@cla­rin.com

Lue­go de cua­tro días muy in­ten­sos, fi­na­li­zó la dé­ci­ma de Ex­poa­gro. Hu­bo mu­cho pa­ra ver, pe­ro la ex­po tam­bién de­jó mu­cho más pa­ra se­guir pen­san­do.

Ha­ce va­rios años que los se­mi- lle­ros y las em­pre­sas de tec­no­lo­gía lle­van a la fe­ria una mis­ma idea trans­for­ma­do­ra y la de­jan sem­bra­da en la men­te de los pro­duc­to­res: ofre­cen me­jor ge­né­ti­ca, más po­ten­cial de ren­di­mien­to, tec­no­lo­gías su­pe­ra­do­ras pe­ro, lo más im­por­tan­te, hay que adop­tar­las de una ma­ne­ra ca­da vez más sus­ten­ta­ble.

Se­gún Ge­rar­do Bar­to­lo­mé, pre­si­den­te de Do­nMa­rio, ellos cu­me­di­ción plie­ron con la ex­pec­ta­ti­va que te­nían pa­ra la fe­ria. “Re­to­ma­mos las char­las téc­ni­cas y so­bre tec­no­lo­gía, mano a mano, con los pro­duc­to­res. Per­ci­bi­mos cla­ra­men­te el cam­bio de áni­mo en ellos y una ma­yor ap­ti­tud ofen­si­va de las em­pre­sas pa­ra en­ca­rar las fu­tu­ras es­tra­te­gias pro­duc­ti­vas”, sos­tu­vo, an­te Cla­rín

Ru­ral, en el plot de la fir­ma de Cha­ca­bu­co (Bue­nos Ai­res).

Como buen desa­rro­llar de ger­mo­plas­ma, el eje­cu­ti­vo siem­pre pon­de­ra a la ge­né­ti­ca y des­ta­ca que ca­da año su im­por­tan­cia es cre­cien­te. “Nues­tro prin­ci­pal de­sa­fío es se­guir adap­tan­do el ger­mo­plas­ma a las ne­ce­si­da­des, como lo ve­ni­mos ha­cien­do pa­ra el con­trol de las ma­le­zas y de in­sec­tos. Por eso, es­te año ya estamos en con­di­cio­nes de lan­zar nues­tras va­rie­da­des Xtend en so­ja, con re­sis­ten­cia al her­bi­ci­da Di­cam­ba”, se­ña­la el eje­cu­ti­vo.

Agre­ga que ellos tie­nen el com­pro­mi­so de desa­rro­llar va­rie­da­des per­ma­nen­te­men­te, pe­ro que to­da la ca­de­na de va­lor tie­ne que se­guir bus­can­do una ley que res­pe­te la pro­pie­dad in­te­lec­tual.

El se­mi­lle­ro de Cha­ca­bu­co pre­sen­tó en la fe­ria dos lan­za­mien­tos IPRO (tec­no­lo­gía In­tac­ta) en so­ja: una va­rie­dad de ci­clo cor­to (DM53i53 IPRO), un ma­te­rial de ma­du­rez 5 me­dio, que apor­ta po­ten­cial de rin­de y es­ta­bi­li­dad pa­ra zo­nas como En­tre Ríos, cen­tro de Cór­do­ba y Santa Fe, mien­tras que la otra es DM61i61 IPRO, que ade­más agre­ga la tec­no­lo­gía STS pa­ra el ma­ne­jo de ma­le­zas.

Si­guien­do el re­co­rri­do por los plots, otra pa­ra­da fue en Ni­de­ra. Allí, den­tro de un cul­ti­vo de so­ja y ca­pa­ci­tan­do a un gru­po de pro­duc­to­res, es­ta­ba Ro­dol­fo Ros­si, re­co­no­ci­do fi­to­me­jo­ra­dor y re­fe­ren­te en el cul­ti­vo.

El ex­per­to coin­ci­de con Bar­to­lo­mé, y ha­bla de que el ne­go­cio agrí­co­la se es­tá re­vi­ta­li­zan­do.

“La agri­cul­tu­ra cre­ce­rá en el cor­to pla­zo gra­cias a un au­men­to en la in­ver­sión de tec­no­lo­gía”, afir­ma el es­pe­cia­lis­ta. Com­po­nien­do el es­ce­na­rio de la pró­xi­ma cam­pa­ña, di­ce que se es­pe­ra un cre­ci­mien­to muy gran­de en la siem­bra de maíz, lo que ge­ne­ra­rá una caí­da en la su­per­fi­cie de so­ja. Pe­ro acla­ra que no se­rá abrup­ta es­ta ba­ja, ya que cre­ce­rá el área de tri­go, so­bre to­do en la zo­na nú­cleo, lo que trac­cio­na­rá el au­men­to de la so­ja de se­gun­da.

De­bi­do a los pro­ble­mas de las ma­le­zas du­ras, el ex­per­to re­fle­xio-

na: “Hay que cui­dar la tec­no­lo­gía RR. Se vie­nen nue­vas so­lu­cio­nes en es­te te­ma -re­sis­ten­cia a Di­cam­ba (Xtend) o al 2,4-D y glu­fo­si­na­to de amo­nio (En­list)-, que sim­pli­fi­ca­rán los ma­ne­jos, pe­ro hay que ro­tar for­mu­la­cio­nes y en­ta­blar programas de con­trol de ma­le­zas. De es­ta for­ma, tam­bién nos ade­lan­ta­mos, por­que en el fu­tu­ro los pro­duc­to­res ten­drán la po­si­bi­li­dad de ar­mar sus pro­pias va­rie­da­des de so­ja eli­gien­do los ge­nes en ellas, las cua­les se in­te­gra­rán a una ro­ta­ción de­ter­mi­na­da que ten­drá cier­tos her­bi­ci­das”.

La com­pa­ñía apro­ve­chó la mues­tra pa­ra lan­zar al­gu­nas va­rie­da­des. En­tre las In­tac­ta des­ta­có el com­por­ta­mien­to de la NS4619 IPRO (gru­po 4) y la 5019 IPRO (gru­po 5). La no­ve­dad fue la 3809 IPRO (gru­do po 3) pa­ra cu­brir la zo­na cen­tral. Asi­mis­mo, ha­bía ma­te­ria­les pa­ra el nor­te del país en los gru­pos 6/7/8, tan­to In­tac­ta como RR1.

La si­guien­te pa­ra­da téc­ni­ca fue en el plot de Ba­yer. La com­pa­ñía ale­ma­na, que mos­tró el com­por­ta­mien­to de diez cul­ti­va­res de so­ja (sie­te lan­za­das el año pa­sa­do y tres pre­lan­za­mien­tos pa­ra es­te año), re­to­mó el ne­go­cio glo­bal de la ge­né­ti­ca de so­ja ha­ce tres años, lue­go de ha­ber­lo de­ja­do en 2007.

Se­gún ex­pli­ca la ge­ren­te de Se­mi­llas pa­ra Cono Sur, Mag­da­le­na So­sa Be­laus­te­gui, “se es­tá tra­ba­jan- so­bre una pla­ta­for­ma am­plia de bio­tec­no­lo­gía, con la in­clu­sión de di­fe­ren­tes even­tos”.

Cla­ra­men­te, So­sa Be­laus­te­gui, bió­lo­ga y que tra­ba­ja en bio­tec­no­lo­gía des­de ha­ce 18 años, di­jo que su com­pa­ñía le es­tá pres­tan­do mu­cha aten­ción a la preo­cu­pa­ción de los pro­duc­to­res por el ma­ne­jo de pla­gas y ma­le­zas, y que es­tán tra­ba­jan­do so­bre so­lu­cio­nes que ofre­ce­rán a me­diano pla­zo.

Por su par­te, Her­nán Ba­glie­ro, Di­rec­tor Ge­ne­ral de Ba­yer Crop-Scien­ce en el Cono Sur, ra­ti­fi­có la vi­sión de lar­go pla­zo de la com­pa­ñía.

Ba­glie­ro ma­ni­fes­tó que “la Ar­gen­ti­na no se pue­de ana­li­zar por fo­tos, por­que ca­da tan­to sa­len al­gu­nas muy bo­rro­sas, pe­ro cuan­do mi­ra­mos una pe­lí­cu­la com­ple­ta que abar­que lo ocu­rri­do du­ran­te va­rios años, siem­pre nos en­con­tra­mos que el sal­do es po­si­ti­vo y aus­pi­cio­so”. Por su par­te, en diá­lo­go con Cla­rín Ru­ral, Juan Fa­ri­na­ti, pre­si­den­te de Mon­san­to Ar­gen­ti­na, tam­bién des­ta­ca que con las nue­vas con­di­cio­nes del ne­go­cio agrí­co­la se abrió una opor­tu­ni­dad fuer­te pa­ra la agri­cul­tu­ra ar­gen­ti­na.

“La pro­duc­ción de gra­nos tie­ne que ir de­fi­ni­ti­va­men­te ha­cia la sus­ten­ta­bi­li­dad y de­be ser pla­ni­fi­ca­da pen­sa­da en el lar­go pla­zo”, ase­gu­ra. Y es­to -di­ce- de­be apo­yar­se en una gran for­ta­le­za de la pro­duc­ción lo­cal: la rá­pi­da re­cu­pe­ra­ción de si­tua­cio­nes de cri­sis y la fuer­te adop­ción de tec­no­lo­gía.

Fa­ri­na­ti des­ta­ca que la com­pa­ñía tra­ba­ja en dis­tin­tos pla­nos pa­ra ele­var los ren­di­mien­tos de los cul­ti­vos, ofre­cien­do so­lu­cio­nes tec­no­ló­gi­cas y de ma­ne­jo. Por ello, pre­sen­ta­ron “So­lu­cio­nes Mon­san­to”, un pa­que­te de he­rra­mien­tas in­te­gra­das que bus­can ob­te­ner más rin­des con una ma­yor efi­cien­cia en el uso de los re­cur­sos. Como par­te

40 por cien­to Es el in­cre­men­to de los rin­des ge­ne­ra­do por el me­jo­ra­mien­to ge­né­ti­co en los úl­ti­mos 20 años (2% por año, pro­me­dio).

de es­tas he­rra­mien­tas se pre­sen­tó “Re­co­men­da­dor de Hí­bri­dos” de maí­ces De­kalb y el sis­te­ma Xtend en so­ja.

Otra de las gran­des em­pre­sas, del sec­tor, que par­ti­ci­pó por pri­me­ra vez de Ex­poa­gro, fue Syn­gen­ta.

“Ac­tual­men­te, hay con­di­cio­nes más com­pe­ti­ti­vas de pro­duc­ción, da­do que se eli­mi­na­ron en gran par­te las dis­tor­sio­nes co­mer­cia­les”, se en­tu­sias­mó An­to­nio Ara­cre, di­rec­tor ge­ne­ral de la com­pa­ñía pa­ra La­ti­noa­mé­ri­ca.

Po­nien­do el fo­co so­bre la sus­ten­ta­bi­li­dad, Ara­cre afir­mó que pue­de cre­cer fuer­te la pro­duc­ción por (con tec­no­ló­gi­ca e in­no­va­ción) ha­cien­do un uso res­pon­sa­ble de los re­cur­sos y cui­dan­do el am­bien­te. Pa­ra eso, con­si­de­ró que ha­ce fal­ta un en­fo­que sis­té­mi­co. Por eso, uno de los ejes del stand de la com­pa­ñía fue la sus­ten­ta­bi­li­dad, aunque apro­ve­cha­ron tam­bién pa­ra pre­sen­tar la nue­va mo­lé­cu­la Ade­pidyn y un eje de la com­pa­ñía vin­cu­la­do al tra­ta­mien­to de se­mi­llas.

Con res­pec­to a es­to úl­ti­mo, com­par­tió pro­ta­go­nis­mo con Ri­zo­bac­ter, ya que tie­nen una alianza co­mer­cial des­de ha­ce mu­chos años.

Se­gún Ri­car­do Ya­pur, pre­si­den­te de Ri­zo­bac­ter, ha­bló allí de la tec­no­lo­gía de los ino­cu­lan­tes. Di­jo que se di­ri­ge ha­cia “un ajus­te más fino”, por­que “el ob­je­ti­vo fi­nal es que el uso de los in­su­mos sea ca­da vez más efi­cien­te. Es­to im­pli­ca que los mi­croor­ga­nis­mos se eli­jan se­gún las con­di­cio­nes de­ter­mi­na­das de los sue­los y del cul­ti­vo a sem­brar­se”.

Fi­nal­men­te, el eje­cu­ti­vo afir­mó, ade­más, que “los ino­cu­lan­tes bus­can ase­gu­rar­se una ma­yor su­per­vi­ven­cia de los mi­croor­ga­nis­mos en la se­mi­lla, pa­ra lo­grar la ma­yor fi­ja­ción de ni­tró­geno po­si­ble, lo que se tra­du­ce en un ma­yor ren­di­mien­to”. Por eso, a la fe­ria lle­va­ron el nue­vo pro­duc­to “lar­ga vi­da”, que tie­ne una fór­mu­la más con­cen­tra­da y brin­da va­rias ven­ta­jas agro­nó­mi­cas.

La fer­ti­li­za­ción tam­bién fue una pa­ra­da in­elu­di­ble en el re­co­rri­do. Fue una prác­ti­ca que se fue achi­can­do en los tiem­pos di­fí­ci­les. Pe­ro to­do pa­re­ce es­tar cam­bian­do.

“Las con­di­cio­nes que tu­vo el pro­duc­tor en los úl­ti­mos años fue­ron com­pli­ca­das, lo que pro­vo­có que las es­tra­te­gias pro­duc­ti­vas fue­ran de­fen­si­vas. Por eso, la es­tra­te­gia ló­gi­ca era cui­dar la in­ver­sión”, re­co­no­ció Jor­ge Bas­si, ge­ren­te de Mar­ke­ting de Bun­ge.

Aho­ra, en un ci­clo de pre­cios in­ter­na­cio­na­les ba­jos, hay que intentar ele­var los ren­di­mien­tos con las do­sis apro­pia­das de ca­da uno de los nu­trien­tes, sos­tu­vo el eje­cu­ti­vo. “No se tra­ta de apli­car mu­cha can­ti­dad de mu­chos nu­trien­tes, sino de apli­car la do­sis jus­tas, y pa­ra eso hay que te­ner co­no­ci­mien­to de los am­bien­tes. Es­te año eso se­rá cla­ve, ya que hay pro­duc­to­res que no siem­bran tri­go ha­ce va­rias cam­pa­ñas”, con­clu­yó Bas­si.

Pro­du­cir más y me­jor, cui­dan­do las in­no­va­cio­nes y el am­bien­te... sien­do efi­cien­tes. Ese es uno de los men­sa­jes que de­jó Ex­poa­gro, en un con­tex­to muy dis­tin­to.

Lí­der en so­ja. Ge­rar­do Bar­to­lo­mé, pre­si­den­te de Do­nMa­rio, apun­ta a se­guir adap­tan­do el ger­mo­plas­ma a las di­sin­tas ne­ce­si­da­des de ca­da re­gión pro­duc­ti­va del país.

MA­XI FAILLA

Juan Fa­ri­na­ti. El ti­tu­lar de Mon­san­to Ar­gen­ti­na ha­bló de la im­por­tan­cia de mi­rar el lar­go pla­zo y des­ta­có las so­lu­cio­nes tec­no­ló­gi­cas que lle­ga­rán a la agri­cul­tu­ra.

Ri­car­do Ya­pur. Es pre­si­den­te de Ri­zo­bac­ter. Pre­sen­tó un nue­vo ino­cu­lan­te lar­ga vi­da. “El ob­je­ti­vo es que el uso de los in­su­mos sea ca­da vez más efi­cien­te”, di­jo.

Ro­dol­fo Ros­si. El ex­per­to de Ni­de­ra di­jo que es­te año cre­ce­rá la in­ver­sión en el ne­go­cio. Au­gu­ra un cam­bio en el mix de cul­ti­vos, con una fuer­te suba del maíz.

Mag­da­le­na So­sa Be­láus­te­gui. Es ge­ren­ta de se­mi­llas de Ba­yer pa­ra el Cono Sur. Di­ce que tra­ba­jan en una pla­ta­for­ma am­plia de nue­vos even­tos bio­tec­no­ló­gi­cos.

An­to­nio Ara­cre. Es di­rec­tor ge­ne­ral de Syn­gen­ta pa­ra La­ti­noa­mé­ri­ca. Di­jo que se pue­de mul­ti­pli­car la pro­duc­ción y con un uso res­pon­sa­ble de los re­cur­sos.

Jor­ge Bas­si. Es ge­ren­te de Bun­ge. Des­ta­có la ne­ce­si­dad de una fer­ti­li­za­ción ajus­ta­da. “Hay que pen­sar en la do­sis jus­ta pa­ra ser bien efi­cien­tes”, ma­ni­fes­tó.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.