En el no­res­te cór­do­bés, la so­ja vie­ne re­car­ga­da

En un lo­te so­je­ro en Es­qui­na, se ob­tu­vo un pi­co de 7.000 ki­los y una me­dia de 5.700 ki­los. La tec­no­lo­gía fue cla­ve.

Clarin - Rural - - TAPA - Es­te­ban Fuen­tes efuen­tes@cla­rin.com

Un pro­duc­tor de Es­qui­na ob­tu­vo en un lo­te pi­cos de 7.000 ki­los y un pro­me­dio de 5.700 ki­los.

La co­se­cha de so­ja con­ti­núa a to­da mar­cha en to­do el país con una pro­yec­ción que se man­tie­ne en 56 mi­llo­nes de to­ne­la­das a pe­sar de las pér­di­das an­te las inun­da­cio­nes en de­ter­mi­na­das zo­nas.

Y a me­di­da que va trans­cu­rrien­do la tri­lla, apa­re­cen los des­ta­ca­dos re­sul­ta­dos en di­fe­ren­tes zo­nas co­mo ocu­rre en to­das las campañas. Es­ta vez, la bue­nas no­ti­cias vie­nen des­de Es­qui­na, al no­res­te de Cór­do­ba, en don­de el pro­duc­tor Alejandro Lam­bretch ob­tu­vo rin­des en so­ja de 5.700 ki­los en pro­me­dio y pi­cos de 7.000 ki­los por hec­tá­rea, muy por en­ci­ma de la me­dia de la re­gión y de su pro­pia experiencia. “Es­te año fue par­ti­cu­lar”. re­su­mió Da­mián Bac­co, ase­sor téc­ni­co del cam­po en cues­tión.

El pro­duc­tor tra­ba­ja 2.000 hec­tá­reas y siem­bra un 50% de so­ja y 50% maíz, en­tre cam­pos al­qui­la­dos y pro­pios.

En lo que res­pec­ta a la olea­gi­no­sa, di­fie­re el ma­ne­jo se­gún las con­di­cio­nes del cam­po y las am­bien­ta­les: rea­li­za un plan­teo ofen­si­vo con gru­pos cor­tos y fe­chas más tem­pra­nas en cam­pos pro­pios y más de­fen­si­vo, con gru­pos más lar­gos y re­tra­san­do fe­chas de siem­bra, en cam­pos al­qui­la­dos. “Si bien es­ta­mos re­du­cien­do ca­da vez más el área des­ti­na­da a so­ja tem­pra­na, siem­pre de­ja­mos una par­te mi­no­ri­ta­ria de la su­per­fi­cie, con gru­pos cor­tos por­que es cuan­do se ex­pre­sa to­do el po­ten­cial de la so­ja”, ex­pli­có.

El pro­ble­ma en es­ta zo­na, se­gún agre­gó Bac­co, es en enero cuan­do hay tem­pe­ra­tu­ras muy al­tas tan­to de día co­mo de no­che y las lluvias son es­ca­sas. Y re­cor­dó, que en las dos úl­ti­mos campañas se pre­sen­ta­ron muy cá­li­das du­ran­te ese mes pro­pia­men­te di­cho. “Es­ta va­ria­ción de fe­chas de siem­bra y gru­pos de ma­du­rez nos per­mi­te di­ver­si­fi­car los ries­gos” apun­tó Bac­co. Yen­do al lo­te que ha si­do no­ti­cia, Lam­bretch de­ci­dió sem­brar en es­ta cam­pa­ña 200 hec­tá­reas de for­ma tem­pra­na: la fe­cha exac­ta fue el 15 de no­viem­bre en un lo­te que ve­nía de maíz e im­plan­tó una va­rie­dad de Syn­gen­ta de gru­po de ma­du­rez IV lar­go.

“Ha­ce­mos un tratamiento ade­cua­do a la se­mi­lla con fun­gi­ci­das e in­sec­ti­ci­das y ade­más, ino­cu­la­mos”, di­jo.

En cuan­to a la pro­tec­ción de la olea­gi­no­sa, in­for­mó que en el ini­cio de la im­plan­ta­ción de la so­ja reali­zó dos apli­ca­cio­nes con­tra los “bichos bo­li­tas”. Lue­go, tu­vo pro­ble­mas de oru­ga bo­li­lle­ra, y chin­ches en el fi­nal del ci­clo. Asi­mis­mo, con­tra los pa­tó- ge­nos, hi­zo un ma­ne­jo pre­ven­ti­vo apli­can­do en V3. “Pa­ra las ma­le­zas rea­li­za­mos un bar­be­cho apro­pia­do y apli­ca­cio­nes pa­ra ra­ma ne­gra, yu­yo co­lo­ra­do, sor­go de Ale­po re­sis­ten­te, las tres ma­le­zas más com­pli­ca­das de la zo­na”, es­pe­ci­fi­có.

En re­la­ción a la fer­ti­li­za­ción, des­ta­có que has­ta el mo­men­to no han en­con­tra­do res­pues­ta en so­ja. “Los sue­los es­tán bien pro­vis­tos de fós­fo­ro y azu­fre con un 3% de ma­te­ria or­gá­ni­ca”, sos­tu­vo.

Con es­te ma­ne­jo, en es­te lo­te de so­ja de 40 hec­tá­reas la co­se­cha ob­tu­vo pi­cos de 7.000 ki­los y un pro­me­dio de 5.700 ki­los. “El pa­que­te tec­no­ló­gi­co fue com­ple­to”, de­fi­nió Bac­co al ma­ne­jo del pro­duc­tor. Y aña­dió que des­de di­ciem­bre a enero llo­vie­ron 200 mi­lí­me­tros, otro fac­tor más que im­por­tan­te. “Es­te año fue par­ti­cu­lar. No se pue­de te­ner­lo en cuen­ta y ha­cer lo mis­mo el año que vie­ne”, ade­lan­tó.

Así, con es­tos re­sul­ta­dos, la ren­ta­bi­li­dad pa­ra el pro­duc­tor fue muy bue­na. “El cos­to de pro­duc­ción fue de 30 quin­ta­les in­clu­yen­do el al­qui­ler del cam­po. Una par­te la co­mer­cia­li­za­mos pa­ra se­mi­lla, y en es­te ca­so, las ci­fras son me­no­res por­que pa­gan pi­za­rra lle­na (sin fle­tes)”.

Por úl­ti­mo, el ase­sor ma­ni­fes­tó que en las otras 150 hec­tá­reas que se sem­bró de for­ma tem­pra­na, pe­ro con gru­pos más lar­gos, el pro­me­dio fue de 50 quin­ta­les. “A me­di­da que fui­mos atra­san­do la fe­cha de siem­bra y alar­gan­do los gru­pos, vie­ne ba­jan­do en 3 quin­ta­les el pro­me­dio”., con­clu­yó.w

Ren­di­dor. El lo­te de so­ja que ob­tu­vo rin­des muy bue­nos era de 40 hec­tá­reas y el maíz era su an­te­ce­sor.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.