In­te­li­gen­cia pa­ra el con­trol de ma­le­zas

La Red Agro­pe­cua­ria de Vi­gi­lan­cia Tec­no­ló­gi­ca de­tec­tó “es­ca­pes” de hier­bas re­sis­ten­tes en el nor­te cor­do­bés.

Clarin - Rural - - RURAL -

“Lo que no se mide, no se pue­de me­jo­rar”, sen­ten­cia Die­go Gandulfo, ge­ren­te de mar­ke­ting de Arys­ta Li­feS­cien­ce Ar­gen­ti­na. “Ade­más, pa­ra re­sol­ver un pro­ble­ma tan com­ple­jo co­mo el de las ma­le­zas es ne­ce­sa­ria la coope­ra­ción y el tra­ba­jo con­jun­to”, aco­ta Es­te­ban Tron­fi, di­rec­tor de RAVIT (Red Agro­pe­cua­ria de Vi­gi­lan­cia Tec­no­ló­gi­ca). Jun­tos im­pul­san una ini­cia­ti­va que es­tu­dia en pro­fun­di­dad el com­por­ta­mien­to de las ma­le­zas y la to­ma de de­ci­sio­nes de los pro­duc­to­res en 1,5 mi­llón de hec­tá­reas del cen­tro y nor­te de Cór­do­ba. El equi­po de RAVIT in­ter­ac­túa con pro­duc­to­res en 144 uni­da­des de se­gui­mien­to in­ten­si­vo, en las que se ana­li­zan más de 120 va­ria­bles.

Am­bos afir­man que pa­ra lo­grar un nue­vo abor­da­je en el con­trol de la pro­ble­má­ti­ca es ne­ce­sa­rio en­ten­der el con­tex­to en el que los pro­duc­to­res to­man las de­ci­sio­nes, di­men­sio­nar el pro­ble­ma y ana­li­zar mu­chas va­ria­bles pa­ra te­ner una me­jor recomendación. “Fru­to de es­ta com­ple­men­ta­ción con Arys­ta as­pi­ra­mos a que se es­ta­blez­ca un pro­ce­so co-crea­ti­vo don­de se ca­pi­ta­li­cen ex­pe­rien­cias po­si­ti­vas. Ob­ser­va­mos una gran di­ver­si­dad de abor­da­jes en los desafìos que plan­tea la agri­cul­tu­ra mo­der­na y ello pro­du­ce me­jo­res y peo­res re­sul­ta­dos. Nues­tra vi­sion es iden­ti­fi­car y dar ac­ce­si­bi­li­dad a las bue­nas prac­ti­cas que de­ri­van en los me­jo­res re­sul­ta­dos”, afir­ma Tron­fi.

En­tre los pri­me­ros da­tos ema­na­dos del es­tu­dio sur­ge que so­bre 900.000 hec­tá­reas del nor­te de Cór­do­ba, el 55% de la su­per­fi­cie (ca­si 500.000 hec­tá­reas) pre­sen­ta pro­ble­mas de es­ca­pe de ma­le­zas. El es­tu­dio, ela­bo­ra­do en ba­se a da­tos apor­ta­dos por 67 pro­duc­to­res de la zo­na, ad­vir­tió que el “sor­go de Ale­po” es la ma­le­za con ma­yor pre­sen­cia (55%), se­gui­do de Ch­lo­ris sp (32%) y “yu­yo co­lo­ra­do” (28%).

Pe­ro en to­da la pro­vin­cia ya se con­ta­bi­li­zan más de 30 es­pe­cies que po­nen en ja­que los ren­di­mien­tos de los cul­ti­vos ca­da cam­pa­ña. “Cla­ra­men­te las gra­mí­neas son un pro­ble­ma y la si­tua­ción con el yu­yo co­lo­ra­do es gra­ví­si­ma”, con­fir­ma Tron­fi y ex­pli­ca que las 120 va­ria­bles que se ana­li­zan sur­gen de vi­si­tas a cam­po, en­tre­vis­tas, en­cues­tas y re­co­pi­la­ción de in­for­ma­ción a tra­vés de sen­so­res re­mo­tos. “Ha­ce­mos aná­li­sis de sue­los, pro­to­co­los de cen­sos de ma­le­zas, aná­li­sis fo­lia­res y es­ca­las de en­fer­me­da­des. Pe­ro tam­bién te­ne­mos he­rra­mien­tas no­ve­do­sas pa­ra ha­cer me­di­cio­nes, co­mo sen­so­res de llu­via o se­gui­mien­to sa­te­li­tal de ín­di­ce ver­de”, de­ta­lla.

“Des­de Arys­ta ha­ce­mos mu­cho hin­ca­pié en te­ner una estrategia de con­trol que dis­mi­nu­ya el ban­co de se­mi­llas, so­bre to­do en yu­yo co­lo­ra­do. Es­ta ini­cia­ti­va que lle­va­mos ade­lan­te con RAVIT nos pa­re­ce una ex­ce­len­te he­rra­mien­ta me­to­do­ló­gi­ca a ni­vel de lo­te ya que, co­mo com­pa­ñía, que­re­mos tra­ba­jar en so­lu­cio­nes du­ra­de­ras”, agre­ga Gandulfo.

De los aná­li­sis rea­li­za­dos se des­pren­de que el cos­to adi­cio­nal ge­ne­ra­do por de­ci­sio­nes desa­cer­ta­das en el con­trol de ma­le­zas va­ría de 50 a 70 dó­la­res por hec­tá­rea. Ace­le­rar la cur­va de apren­di­za­je de to­dos los in­vo­lu­cra­dos en la ta­rea del con­trol de ma­le­zas es la cla­ve. Con to­do ese ba­ga­je de in­for­ma­ción se ayu­da al pro­duc­tor a de­fi­nir cuál es el “gap” pa­ra lle­gar al po­ten­cial y en­ten­der cuá­les son las de­ci­sio­nes que lo es­tán afec­tan­do.

Arys­ta cuen­ta hoy con una de las so­lu­cio­nes más efec­ti­vas pa­ra el con­trol de ma­le­zas di­fí­ci­les. El her­bi­ci­da se lla­ma Di­na­mic 70 WDG pa­ra ser apli­ca­do en pre siem­bra o pre emer­gen­cia del maíz. Su for­mu­la­ción es en ba­se a Ami­car­ba­zo­ne al 70%, un prin­ci­pio ac­ti­vo que per­te­ne­ce al gru­po de las Tria­zo­li­no­nas, de gran per­sis­ten­cia de ac­ción, y muy efec­ti­vo en el con­trol de yu­yo co­lo­ra­do y ra­ma ne­gra.

In­fes­ta­do. En Cór­do­ba ya pre­do­mi­nan más de 30 ma­le­zas.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.