Emi­nem-kid Rock: la grie­ta en­tre los ra­pe­ros blan­cos

Clarin - Spot - - Desde Hollywood - Sil­via Maes­trut­ti Es­pe­cial pa­ra Cla­rín

Emi­nem cum­plió 45 años el 17 de oc­tu­bre y al día si­guien­te tu­vo la suer­te de ver ga­nar de lo­cal a su equi­po de básquet, los De­troit Pis­tons. Ha­cía 40 años que los Pis­tons no ju­ga­ban en un es­ta­dio del cen­tro de la ciudad, ve­nían ha­cién­do­lo en los su­bur­bios.

Pa­ra ce­le­brar el re­gre­so de los hi­jos pró­di­gos, en el es­ta­dio ha­bla­ron el al­cal­de de De­troit y Emi­nem, quien les dio la bien­ve­ni­da an­tes del par­ti­do mien­tras en los par­lan­tes se es­cu­cha­ba su hit Lo­se Your­self (2002). Su apa­ri­ción fue fes­te­ja­da con una ova­ción, pe­ro hu­bo abu­cheos en­tre el pú­bli­co cuan­do la cá­ma­ra mos­tró que en la au­dien­cia se en­con­tra­ba el otro ra­pe­ro fa­mo­so de Mi­chi­gan, Kid Rock. El 18 de oc­tu­bre se­rá re­cor­da­do co­mo el día en que se inau­gu­ró ofi­cial­men­te la grie­ta en el rap blanco.

En la dé­ca­da del ‘90 el en­fren­ta­mien­to en­tre ra­pe­ros te­nía co­mo ba­se ciu­da­des em­ble­má­ti­cas de am­bas cos­tas de los Es­ta­dos Uni­dos, fo­men­ta­da por el ego de los mú­si­cos del hip hop de New York y Los Ángeles. Em­ban­de­ra­dos de­trás de sus se­llos dis­co­grá­fi­cos, Bad Boy y Death Row res­pec­ti­va­men­te, la pe­lea se co­bró dos ra­pe­ros fa­mo­sos, uno de ca­da cos­ta, Tu­pac Sha­kur y No­to­rious B.I.G.

Los tiem­pos han cam­bia­do, la co­mu­ni­dad del hip hop hi­zo las pa­ces. Has­ta aho­ra, cuan­do dos ra­pe­ros blan­cos de Mi­chi­gan se en­cuen­tran otra vez en dis­tin­tos ban­dos por sus po­si­cio­nes con res­pec­to al pre­si­den­te Do­nald Trump. Emi­nem fue cla­ro en un vi­deo in­cen­dia­rio de 4 mi­nu­tos que se vio en a los BET Hip Hop Awards el 6 de oc­tu­bre.

Ha­cien­do freesty­le, ese día Mars­hall Mat­hers de­jó cla­ro que con­si­de­ra­ba a Trump un ge­ne­ra­dor de ra­cis­mo, lo lla­mó “el abue­lo ra­cis­ta de 94 años que pro­ba­ble­men­te va a cau­sar un ho­lo­caus­to nu­clear” y tra­zó al fi­nal una lí­nea en la are­na se­pa­rán­do­se del pre­si­den­te y sus seguidores. “A los que es­tán in­de­ci­sos (so­bre cuál ban­do eli­gen) los voy ayu­dar: Fuck You”, les di­jo ha­cien­do la clá­si­ca se­ñal con el de­do me­dio.

Es ob­vio que Kid Rock, que apo­yó a Do­nald Trump en la cam­pa­ña, fue a vi­si­tar­lo a la Ca­sa Blan­ca y jue­ga con la idea de pre­sen­tar­se a can­di­da­to a se­na­dor re­pu­bli­cano por Mi­chi­gan, es­tá del otro la­do de la ra­ya. Am­bos se di­fe­ren­cia­ron tam­bién con res­pec­to a qué ac­ti­tud to­mar con los ju­ga­do­res ne­gros de fút­bol ame­ri­cano de la NFL, en­co­lum­na­dos de­trás de Co­lin Kae­per­nick, quien se que­dó sin club por arro­di­llar­se du­ran­te el himno na­cio­nal pa­ra pro­tes­tar por el ga­ti­llo fá­cil de la po­li­cía con­tra la co­mu­ni­cad ne­gra.

“Fuck Kae­per­nick”, di­jo Kid Rock en uno de sus re­ci­ta­les, y eso per­mi­te en­ten­der los abu­cheos que re­ci­bió el miér­co­les. Emi­nem, en cam­bio, le­van­tó el pu­ño iden­ti­fi­cán­do­se con Kae­per­nick en su vi­deo. “Es un ra­pe­ro blanco, to­dos sa­be­mos eso. Pe­ro Emi­nem tie­ne po­der y usó ese po­der en los BET pa­ra ha­cer un ale­ga­to a fa­vor de nues­tra co­mu­ni­dad. Él se ma­ni­fes­tó en con­tra de la in­jus­ti­cia”, lo elo­gió de in­me­dia­to una fi­gu­ra del hip hop, el ra­pe­ro Red­man.

Kid Rock (Ro­bert Rit­chie) le lle­va un año y aun­que am­bos son re­fe­ren­tes de Mi­chi­gan, sus co­mien­zos fue­ron muy di­fe­ren­tes. Emi­nem na­ció en un ba­rrio po­bre del es­te de De­troit, hi­jo de una ma­dre soltera a quien más tar­de acu­só de ne­gli­gen­te por ser dro­ga­dic­ta, y se hi­zo ca­mino en el gé­ne­ro par­ti­ci­pan­do en las ba­ta­llas ca­lle­je­ras de ra­peo, co­mo “la mos­ca blan­ca”.

Kid Rock na­ció en un pue­blo cer­cano, Romeo, hi­jo de un con­ce­sio­na­rio de au­tos al que es­can­da­li­zó de ado­les­cen­te yen­do a los ba­rrios ne­gros de la ciudad pa­ra pro­bar suer­te co­mo DJ.

La co­mu­ni­dad ne­gra abra­zó a Emi­nem. Kid Rock, que vi­ve en un lu­jo­so trai­ler en Nash­vi­lle, tie­ne un pú­bli­co más red­neck, con su mez­cla de rap y rock.

Las pa­la­bras fe­ro­ces con­tra el pre­si­den­te lo pu­sie­ron a Emi­nem de nue­vo al to­pe del ran­king de men­cio­nes en las re­des so­cia­les que ela­bo­ra la re­vis­ta Bill­board. Es­tá en ter­cer pues­to, sien­do que des­de 2013 no apa­re­cía en­tre los 100 pri­me­ros.

Y eso sin sa­car to­da­vía su no­veno ál­bum. Só­lo por ani­mar­se a de­fen­der pú­bli­ca­men­te sus idea­les.

A uno lo ova­cio­na­ron por su mi­li­tan­cia an­ti­trump. Al otro, lo abu­chea­ron por lo mis­mo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.