Eli­mi­nar el agua ver­de de la pis­ci­na

Se acer­ca el ve­rano y la pi­le­ta es la pro­ta­go­nis­ta de es­ta épo­ca. Pe­ro, ¿qué pa­sa si el agua se ti­ñó de ver­de? Pa­ra es­to hay so­lu­ción sen­ci­lla y prác­ti­ca.

El Huarpe - - YO CONSTRUYO & DECORO -

Se acer­ca el ve­rano y es el mo­men­to de vol­ver a la pi­le­ta, pe­ro nun­ca es divertido qui­tar la cu­bier­ta de la pis­ci­na y en­con­trar que el agua se pu­so ver­de. Es­te cam­bio sig­ni­fi­ca que las al­gas han to­ma­do el con­trol del agua tem­po­ral­men­te y que por su­pues­to se ne­ce­si­ta una lim­pie­za. Pa­ra es­to hay di­fe­ren­tes ac­cio­nes que se pue­den ha­cer pa­ra po­ner­la en bue­nas con­di­cio­nes y dis­fru­tar del sol y el agua.

PRO­BAR EL AGUA

En pri­mer lu­gar hay que usar un kit de aná­li­sis quí­mi­co pa­ra exa­mi­nar el cloro y los niveles de pH pa­ra de­ter­mi­nar la ex­ten­sión del pro­ble­ma. Cuan­do los niveles de cloro es­tán por de­ba­jo de 1 ppm, pue­de cau­sar que el al­ga crez­ca en la pis­ci­na y trans­for­me el agua de cris­ta­li­na a ver­de. Cuan­do es­to su­ce­de, es ne­ce­sa­rio po­ner­le al agua cier­tos quí­mi­cos pa­ra ma­tar las al­gas y res­tau­rar los niveles nor­ma­les de cloro.

EQUI­LI­BRAR LA QUÍ­MI­CA

An­tes de tra­tar la pis­ci­na, se de­be equi­li­brar el pH al agre­gar un áci­do pa­ra lle­var el ni­vel del mis­mo a al­re­de­dor de 7,8. Es­te es el la­do al­to del ran­go en el que hay que man­te­ner­la.

USAR FIL­TROS ADE­CUA­DOS

Se de­be lim­piar ho­jas, pa­los y cual­quier otra su­cie­dad que lo pue­da es­tar obs­tru­yen­do. Si es ne­ce­sa­rio, de­be la­var­se el fil­tro. Ade­más, se tie­ne que con­fi­gu­rar pa­ra que se man­ten­ga en­cen­di­do du­ran­te to­do el día y fil­tre to­das las al­gas.

RESTREGAR PA­RE­DES Y PI­SO

Con un ce­pi­llo se de­be restregar bien to­da la su­per­fi­cie de la pis­ci­na pa­ra re­cién lue­go

de so po­der agre­gar los quí­mi­cos ne­ce­sa­rios al agua.

DAR UN TRA­TA­MIEN­TO IN­TEN­SO

Se de­no­mi­na tra­ta­mien­tos de cho­que a aque­llos que tie­nen al­tos niveles de cloro que aca­ban con el al­ga y de­sin­fec­tan la pis­ci­na. Pa­ra lo­grar que la pi­le­ta es­té en per­fec­tas con­di­cio­nes se de­be eli­gir un tra­ta­mien­to de cho­que po­de­ro­so, con al­re­de­dor de 70 % de cloro, el cual es su­fi­cien­te pa­ra ma­ne­jar al­tos niveles de bac­te­rias y al­gas.

AS­PI­RAR LAS AL­GAS MUERTAS

Lle­gan­do al fin del tra­ba­jo, se usa un ce­pi­llo pa­ra lim­piar el fon­do y las pa­re­des de tu pis­ci­na otra vez y as­pi­rar las al­gas muertas.

DE­JAR FIL­TRO EN­CEN­DI­DO

Es im­por­tan­te que el fil­tro es­té las 24 ho­ras fun­cio­nan­do pa­ra que la pis­ci­na es­té trans­pa­ren­te des­pués del tra­ta­mien­to. Si pa­re­ce que las al­gas quie­ren re­gre­sar, re­pi­te el tra­ta­mien­to.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.