MI­RA­DAS HIS­TÓ­RI­CAS

Ha­ce más de ocho dé­ca­das, Po­la­roid sen­tó las bases del mer­ca­do de las ga­fas po­la­ri­za­das. Hoy, va­rios de sus mo­de­los se han con­ver­ti­do en es­tan­dar­tes ge­ne­ra­cio­na­les.

GQ Latinoamerica - - ACCESORIOS -

Los­co­lo­res brillantes y las nue­vas tec­no­lo- gías con las que han si­do do­ta­das, ha­cen que las ga­fas po­la­ri­za­das de Po­la­roid pa­rez­can de re­cien­te crea­ción. Na­da más ale­ja­do de la reali­dad. Pa­ra co­no­cer la esen­cia de es­te ac­ce­so­rio, que lo mis­mo bri­lla en las al­fom­bras ro­jas que en las pla­yas de mo­da, es ne­ce­sa­rio re­mon­tar­nos has­ta principios del si­glo XX, pues fue en 1929 cuan­do el in­ven­tor es­ta­dou­ni­den­se Ed­win Land creó el pri­mer po­la­ri­za­do sin­té­ti­co del mundo. Dos años más tar­de, ese mis­mo es­pí­ri­tu cien­tí­fi­co lo lle­vó a rea­li­zar el pri­mer par de len­tes de sol Po­la­roid, los cua­les se ven­die­ron de in­me­dia­to. El res­to lle­gó en una es­pe­cie de efec­to do­mi­nó: el na­ci- mien­to de Po­la­roid Cor­po­ra­tion en Con­nec­ti- cut, pa­ra pos­te­rior­men­te co­men­zar una his­to­ria y producción que a la fe­cha no se ha de­te­ni­do.

LOS PRI­ME­ROS AÑOS Y LA PO­PU­LA­RI­ZA­CIÓN

Aun­que hoy en día las ga­fas de sol de Po­la­roid sean vis­tas co­mo un ac­ce­so­rio de mo­da, en un ini­cio fue­ron uti­li­za­das co­mo pro­tec­ción con- tra los em­ba­tes y ries­gos que re­pre­sen­ta­ba ser par­te de un con­flic­to bé­li­co. Y es que durante los años 40 la mar­ca crea­da por Land fue ele- gi­da por la Fuer­za Aé­rea de Es­ta­dos Uni­dos pa­ra abas­te­cer de len­tes a los pi­lo­tos que for- ma­ron par­te de la avan­za­da nor­te­ame­ri­ca­na durante la Se­gun­da Gue­rra Mun­dial.

Pa­sa­do es­te pe­rio­do, la ga­fas de Po­la­roid co­men­za­ron a po­pu­la­ri­zar­se no só­lo en­tre los miem­bros de la mi­li­cia, sino tam­bién en­tre el res­to de los caballeros. Es­ta olea­da al­can­zó po­co a po­co los te­rre­nos de las ce­le­bri­da­des y los re­flec­to­res, to­do gra­cias a que la fir­ma de­ci­dió co­men­zar a in­ver­tir en cam­pa­ñas pu­bli­ci­ta­rias y, ade­más, por­que se dio a la ta­rea de crear colecciones que fue­ran a la par de las ne­ce­si­da­des y no­ve­da­des de aque­llos años. Un ejem­plo fue la ga­ma Co­ol Ray, pre­sen­ta­da a me­dia­dos de los 50.

EX­PAN­SIÓN Y DO­MI­NIO

No ha­bían pa­sa­do ni 30 años des­de que Land ha­bía ven­di­do los pri­me- ros len­tes po­la­ri­za­dos de Po­la­roid, cuan­do la mar­ca irrum­pió es­tre­pi- to­sa­men­te en el mer­ca­do eu­ro­peo, lo­gran­do en muy po­co tiem­po po­si­cio­nar­se en al­re­de­dor de 45 paí­ses de to­do el mundo. Era la dé­ca­da de los 60 y es­ta ex­pan­sión lle­gó acom­pa­ña­da de un mo­de­lo de ga­fas que de­fi­nió a to­da una ge­ne­ra­ción: los Wind­sor.

Los años si­guien­tes tam­bién es­tu­vie­ron de­ter­mi­na­dos por colecciones que hoy en día son es­la­bo­nes esen­cia­les en la ca­de­na evo­lu­ti­va de las ga­fas de sol de Po­la­roid, co­mo los len­tes de avia- dor en los 70, el mo­de­lo de avia­dor con len­tes in­ter­cam­bia­bles en los 80 y las ga­fas po­la­ri­za­das Ul­tra­si- ght en el nue­vo mi­le­nio.

Arri­ba: Ed­win Land durante los pri­me­ros años de Po­la­roid Cor­po­ra­tion. Hoy en día, Po­la­roid ven­de más de 4 mi­llo­nes de ga­fas anual­men­te en to­do el mundo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.