1995

La Nacion - La Nación revista - - ENTREVISTA L A -

Ini­cia su ca­rre­ra co­mo pro­duc­to­ra con Chi­qui­ti­tas La fic­ción con­tó con sie­te tem­po­ra­das te­le­vi­si­vas con­se­cu­ti­vas y se con­vir­tió en un clá­si­co. Lue­go lle­ga­ron Ve­rano del 98, Re­bel­de Way, Rin­cón de luz, Flo­ri­cien­ta, Amor mío y Ca­si án­ge­les

No la co­noz­co, pe­ro pre­sien­to por lo que he leí­do, por lo que la he es­cu­cha­do y por lo que sien­to en mi co­ra­zón que es una per­so­na má­gi­ca. Re­co­noz­co a la gen­te má­gi­ca, a esas per­so­nas que que­dan en la his­to­ria co­mo ha­ce­do­ras de un gran cam­bio. Lo veo en ella más que en to­das las per­so­nas que co­no­cí en la po­lí­ti­ca has­ta aho­ra. Qui­zá no es­té en el mo­men­to jus­to, pe­ro es una per­so­na que pue­de ha­cer y ha­ce enor­mes cam­bios en to­da la es­truc­tu­ra de nues­tro país. Es la úni­ca que se­ría ca­paz de dar su vi­da por su país. Creo que hay lu­ga­res en la po­lí­ti­ca pa­ra los que hay que es­tar pre­pa­ra­dos pa­ra dar la vi­da, sobre to­do en mo­men­tos tan cru­cia­les co­mo los que es­tá vi­vien­do el mun­do. Me iden­ti­fi­co, la sien­to ab­so­lu­ta­men­te trans­pa­ren­te y que real­men­te es­tá apa­sio­na­da por lo que ha­ce y es muy res­pon­sa­ble de ca­da ac­to de su vi­da. Es una mi­ra­da sobre ella que no quie­re de­cir que sea la ver­da­de­ra. Tie­ne to­da la cuo­ta de fe­mi­nis­mo que hay que te­ner y una par­te mas­cu­li­na de li­de­raz­go que tam­bién es muy in­tere­san­te.

Ⓟ ¿ Qué opi­nás sobre los mo­vi­mien­tos co­mo el # Niu­na­me­nos o el # Metoo, en los Es­ta­dos Uni­dos?

Es­tá bue­ní­si­mo que su­ce­da. Yo le hu­bie­ra pues­to # Niu­na­más, por­que no me gus­ta usar pa­la­bras ne­ga­ti­vas, esos tér­mi­nos hay que de­jar­los pa­ra otros mo­men­tos, pe­ro bueno, dan­do a en­ten­der lo mis­mo, ¿ no? Tam­bién si hu­bie­ra si­do Ma­cri me ha­bría plan­tea­do dig­ni­dad 100 y no po­bre­za ce­ro, por­que des­pués las co­sas hay que cum­plir­las y dig­ni­dad 100 se le pue­de dar a mi­llo­nes de per­so­nas, en cam­bio, po­bre­za ce­ro no exis­te en nin­gún lu­gar del mun­do. Se pu­so la va­ra muy al­ta. Lo de dig­ni­dad 100 pu­de ver­lo en Co­lom­bia y me pa­re­ció una fra­se ex­tra­or­di­na­ria. Co­lom­bia me cam­bió mu­cho, por­que es un país que sa­lió del ho­rror, mu­cho ma­yor que el nues­tro. Y lo­gró dig­ni­dad 100, fuer­te­men­te 100.

Ⓟ No pa­re­cen pro­ce­sos sen­ci­llos, ¿ no? Ⓡ

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.