Ten­sión por un bom­bar­deo de Is­rael a ob­je­ti­vos ira­níes

Fue en res­pues­ta a la en­tra­da de un dron en su te­rri­to­rio. Un ata­que si­rio, en tan­to, cau­só la caí­da de un ca­za is­rae­lí. Pa­ra los ana­lis­tas, “es la peor es­ca­la­da” de vio­len­cia de los úl­ti­mos años.

La Nueva Domingo - - EL MUNDO -

Is­rael lle­vó a ca­bo ayer una se­rie de ata­ques aé­reos en Si­ria, don­de bom­bar­deó ob­je­ti­vos mi­li­ta­res si­rios e ira­níes y per­dió un avión, ge­ne­ran­do una ten­sión en­tre los tres paí­ses que no se veía en años.

Es­tos in­ci­den­tes, en los que un pi­lo­to is­rae­lí re­sul­tó gra­ve­men­te he­ri­do, son los más gra­ves en­tre Is­rael e Irán des­de 2011 y el ini­cio de la gue­rra en Si­ria ese mis­mo año.

Es la pri­me­ra vez en años que las Fuer­zas Ar­ma­das is­rae­líes re­co­no­cen ha­ber ata­ca­do blan­cos ira­níes des­de que em­pe­zó la gue­rra en la ve­ci­na Si­ria, don­de Irán, enemi­go acé­rri­mo de Is­rael, es alia­do del ré­gi­men de Bas­har al Asad.

Tam­bién es la pri­me­ra vez en mu­cho tiempo -30 años se­gún el dia­rio Haa­retz- que Is­rael pier­de un avión de com­ba­te. El F16 se es­tre­lló en Is­rael tras ser ata­ca­do por la de­fen­sa an­ti­aé­rea si­ria du­ran­te la ope­ra­ción.

El por­ta­voz de las Fuer­zas Ar­ma­das, te­nien­te-co­ro­nel Jo­nat­han Cor­ni­cus, ad­mi­tió que la caí­da del apa­ra­to fue pro­ba­ble­men­te cau­sa­da por los dis­pa­ros si­rios.

Los dos pi­lo­tos lo­gra­ron eyec­tar­se y es­tán hos­pi­ta­li­za­dos. Uno está muy gra­ve.

El mo­vi­mien­to chii­ta li­ba­nés proira­ní Hez­bo­lá sa­lu­dó al cuer­po de de­fen­sa aérea de Si­ria por el de­rri­bo del avión is­rae­lí.

“Es­te es el co­mien­zo de una nue­va era es­tra­té­gi­ca que po­ne fin a la vio­la­ción del es­pa­cio aé­reo y te­rri­to­rio si­rio”, di­jo Hez­bo­lá.

La or­ga­ni­za­ción is­lá­mi­ca, que res­pal­da al pre­si­den­te si­rio, Bas­har al As­sad, elo­gió la “vi­gi­lan­cia del ejér­ci­to si­rio” al que ca­li­fi­có de “va­lien­te” por el ac­to con­tra el F16.

El ré­gi­men si­rio, al per­mi­tir que Irán ac­túe des­de su te­rri­to­rio “jue­ga con fue­go”, ad­vir­tió Con­ri­cus. “No bus­ca­mos una es­ca­la­da pe­ro es­ta­mos pre­pa­ra­dos pa­ra dis­tin­tos es­ce­na­rios” y pa­ra “ha­cer pa­gar ca­ro” ac­cio­nes co­mo és­tas, afir­mó.

To­do co­men­zó an­tes de la ma­dru­ga­da con la in­cur­sión en el es­pa­cio aé­reo is­rae­lí de un dron lan­za­do des­de Si­ria y que, se­gún Is­rael, era ira­ní.

En Tehe­rán, el ministerio de Ex­te­rio­res de­nun­ció las “men­ti­ras” de Is­rael, cu­yo ob­je­ti­vo es “en­cu­brir sus crí­me­nes en la re­gión”.

Las Fuer­zas Ar­ma­das is­rae­líes ase­gu­ran a su vez te­ner en sus ma­nos los res­tos del dron.

El apa­ra­to no pi­lo­ta­do, vi­gi­la­do por los is­rae­líes tras su lan­za­mien­to des­de una “ba­se ira­ní” cer­ca de Pal­mi­ra en Si­ria, fue de­rri­ba­do por un he­li­cóp­te­ro Apa­che en el va­lle del Jor­dán.

REUTERS

Los sol­da­dos de la ONU vi­gi­lan la fron­te­ra si­ria is­rae­lí.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.