Bra­sil de­fi­ne en las ur­nas el fu­tu­ro de su de­mo­cra­cia

Jair Bol­so­na­ro y Fer­nan­do Had­dad, el can­di­da­to del ex­pre­si­den­te Luiz Iná­cio Lu­la, aso­man con ma­yo­res po­si­bi­li­da­des pa­ra su­ce­der a Mi­chel Te­mer. Se vis­lum­bra una se­gun­da vuel­ta.

La Nueva Domingo - - EL MUNDO - Agen­cia AFP-NA

Los bra­si­le­ños ce­le­bra­rán hoy la pri­me­ra vuel­ta de una elec­ción pre­si­den­cial que pue­de po­ner al fren­te de la ma­yor eco­no­mía la­ti­noa­me­ri­ca­na al ul­tra­de­re­chis­ta Jair Bol­so­na­ro, acla­ma­do por sus ad­mi­ra­do­res co­mo “el sal­va­dor de la pa­tria”.

Los son­deos pre­vén una se­gun­da vuel­ta el 28 de oc­tu­bre en­tre el dipu­tado Bol­so­na­ro y el ex­cal­cal­de de Sao Pau­lo Fer­nan­do Had­dad, del Par­ti­do de los Tra­ba­ja­do­res (PT, iz­quier­da) del en­car­ce­la­do ex­pre­si­den­te Luiz Iná­cio Lu­la da Sil­va.

Quien re­sul­te elec­to su­ce­de­rá a Mi­chel Te­mer, el más im­po­pu­lar de los man­da­ta­rios des­de la res­tau­ra­ción de la de­mo­cra­cia en 1985, y ten­drá por mi­sión re­com­po­ner la cre­di­bi­li­dad del Es­ta­do des­pués de años de cri­sis eco­nó­mi­ca, vio­len­cia en­dé­mi­ca y es­cán­da­los de co­rrup­ción.

Bol­so­na­ro, un ex­ca­pi­tán del Ejér­ci­to, de 63 años, y Had­dad, ex­cal­cal­de, de 55, son a la vez los can­di­da­tos con más in­ten­ción de vo­to y con ma­yor ín­di­ce de re­cha­zo, en una mues­tra de las pa­sio­nes que agi­tan al país y que de­ja­ron po­co es­pa­cio a los can­di­da­tos de cen­tro.

La úl­ti­ma en­cues­ta Da­ta­fol­ha dio un 35% de in­ten­cio­nes de vo­to a Bol­so­na­ro, fren­te a 22% pa­ra Had­dad; el cen­troiz­quier­dis­ta Ci­ro Go­mes y el cen­tro­de­re­chis­ta Ge­ral­do Alck­min gra­vi­ta­ban en torno al 10%.

Los dos fa­vo­ri­tos apa­re­cen em­pa­ta­dos en las si­mu­la­cio­nes de ba­lo­ta­je.

Pe­ro al­gu­nos ana­lis­tas es­ti­man que Bol­so­na­ro po­dría ga­nar en la pri­me­ra vuel­ta, en ca­so de que sec­to­res de cla­se me­dia de­ci­dan emi­tir un “vo­to útil” pa­ra evi­tar que la iz­quier­da vuel­va al po­der.

Los elec­to­res “aca­ba­rán La cam­pa­ña se vio sa­cu­di­da por el aten­ta­do que sufrió Jair Bol­so­na­ro el 6 de sep­tiem­bre, cuan­do un in­di­vi­duo le ases­tó una pu­ña­la­da en el ab­do­men en un ac­to. vo­tan­do mu­cho más por mie­do o ra­bia que por con­vic­ción. En­tre­veo en­ton­ces una se­gun­da vuel­ta mu­cho más ra­di­cal, con ries­go in­clu­so de vio­len­cia”, afir­mó Ge­ral­do Mon­tei­ro, po­li­tó­lo­go de la Uni­ver­si­dad del Es­ta­do de Rio de Janeiro (UERJ).

Las en­cues­tas, sin em­bar­go, dis­tan de ser in­fa­li­bles, apun­tó Mon­tei­ro, re­cor­dan­do que en 2014 mu­chos es­tu­dios pre­veían que el cen­tro­de­re­chis­ta Aé­cio Ne­ves que­da­ría eli­mi­na­do en la pri­me­ra vuel­ta, aun­que ter- mi­nó com­pi­tien­do (y per­dien­do) el ba­lo­ta­je con Dil­ma Rous­seff, del PT.

Aho­ra, tan­to Alck­min co­mo Go­mes apues­tan por una sorpresa se­me­jan­te.

Had­dad reali­zó un as­cen­so ful­gu­ran­te des­de que fue de­sig­na­do el 11 de sep­tiem­bre co­mo sus­ti­tu­to del en­car­ce­la­do ex­pre­si­den­te Lu­la, favorito ab­so­lu­to has­ta que su can­di­da­tu­ra fue in­va­li­da­da a cau­sa de su si­tua­ción ju­di­cial. El ex­man­da­ta­rio cum­ple una con­de­na a 12 años de pri­sión por co­rrup­ción.

REUTERS

La eu­fo­ria elec­to­ral se vio re­fle­ja­da en las ca­lles de las prin­ci­pa­les ciu­da­des de Bra­sil.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.