Rafael Co­rrea, un an­fi­trión có­mo­do pa­ra Fran­cis­co

La Nueva - - OPINIÓN - Por Héc­tor Ve­las­co

Rafael Co­rrea se­rá un an­fi­trión muy có­mo­do pa­ra el Pa­pa Fran­cis­co en su pa­so por Ecua­dor. Fer­vo­ro­so ca­tó­li­co, el pre­si­den­te se des­cri­be co­mo un so­cia­lis­ta mo­derno que sin em­bar­go com­par­te el re­cha­zo del Va­ti­cano an­te el ma­tri­mo­nio gay y el abor­to.

Co­rrea re­ci­bi­rá la se­ma­na pró­xi­ma al Pa­pa Fran­cis­co -a quien le pro­fe­sa ad­mi­ra­ción por su cer­ca­nía a los po­bres y sen­si­bi­li­dad am­bien­tal, re­pre­sen­ta­da en su re­cien­te y muy ce­le­bra­da en­cí­cli­ca ver­de-, 30 años des­pués de la vi­si­ta al país de Juan Pa­blo II.

El an­fi­trión del Pa­pa fue en­ton­ces el fa­lle­ci­do León Fe­bres Cor­de­ro (19841988), un pre­si­den­te de de­re­cha, an­ti­co­mu­nis­ta y muy cer­cano al Va­ti­cano en un país don­de 94% de la po­bla­ción se con­si­de­ra­ba par­te de esa religión. Hoy, un 80% de ecua­to­ria­nos se di­ce fiel de la igle­sia Ca­tó­li­ca.

Trein­ta años des­pués, el ac­tual Pa­pa lle­ga­rá a un país go­ber­na­do por un iz­quier­dis­ta que va a mi­sa, de­fen­sor a ul­tran­za de la vi­sión tra­di­cio­nal de fa­mi­lia y que ha­ce po­co es­ta­lló en có­le­ra por el en­fo­que "he­do­nis­ta" de la po­lí­ti­ca de pla­ni­fi­ca­ción fa­mi­liar por pro­mo­ver ex­clu­si­va­men­te el uso del con­dón con­tra el em­ba­ra­zo ado­les­cen­te.

En ese mo­men­to no du­dó en prohi­bir el le­ma de la es­tra­te­gia: "Ha­bla se­rio, con con­dón dis­fru­tas un mon­tón".

"Soy muy pro­gre­sis­ta en la par­te eco­nó­mi­ca y so­cial, pe­ro bas­tan­te con­ser­va­dor en cues­tio­nes mo­ra­les", ha con­fe­sa­do el man­da­ta­rio de 52 años.

Le­jos de las apa­rien­cias, Fran­cis­co, quien re­co­no­ce que ja­más ha si­do "de de­re­chas", se sen­ti­rá a gus­to con Co­rrea, quien ade­más de opo­ner­se con fuer­za a la des­pe­na­li­za­ción del abor­to y el ma­tri­mo­nio gay, es un "pa­dre de fa­mi­lia" de tres hi­jos que ha­bla con ad­mi­ra­ción del tra­ba­jo so­cial de la igle­sia y que ci­ta en­tre sus ído­los al re­cién bea­ti­fi­ca­do mon­se­ñor _s­car Arnulfo Ro­me­ro.

"El Pa­pa va a dar­se cuen­ta de que el ró­tu­lo de pro­gre­sis­ta de Co­rrea es so­lo eso, un ró­tu­lo, y no creo que va­yan a dis­cu­tir­se en la vi­si­ta del Pa­pa el ma­tri­mo­nio ho­mo­se­xual ni el abor­to (...) De ma­ne­ra que no veo por qué pue­da ha­ber nin­gu­na in­co­mo­di­dad" pa­ra Fran­cis­co, di­jo a la AFP el his­to­ria­dor En­ri­que Aya­la, rec­tor de la Uni­ver­si­dad An­di­na Si­món Bo­lí­var.

Ade­más de Ecua­dor, el su­mo pon­tí­fi­ce vi­si­ta­rá Bo­li­via, don­de go­bier­na el tam­bién iz­quier­dis­ta Evo Mo­ra­les, y Pa­ra­guay, don­de man­da la de­re­cha en ca­be­za de Ho­ra­cio Car­tes.

Se­rá la pri­me­ra vi­si­ta oficial del Pa­pa ar­gen­tino al con­ti­nen­te con más ca­tó­li­cos en el mun­do. An­te­rior­men­te, en 2013, par­ti­ci­pó en Brasil de la Jor­na­da Mun­dial de la Ju­ven­tud.

Co­rrea ha pro­mo­vi­do me­di­das que le han va­li­do, en­tre sus afi­nes, crí­ti­cas a su ta­lan­te con­ser­va­dor co­mo la prohi­bi­ción de los ca­si­nos, las res­tric­cio­nes al con­su­mo de al­cohol los do­min­gos o el re­cha­zo a la le­ga­li­za­ción del con­su­mo de dro­ga.

Tam­bién sa­có ade­lan­te una Cons­ti­tu­ción que re­co­no­ce úni­ca­men­te el ma­tri­mo­nio "co­mo la unión en­tre hom­bre y mu­jer", y una ley pe­nal que so­lo per­mi­te el abor­to cuan­do es­té en pe­li­gro la vi­da de la ma­dre o el em­ba­ra­zo sea pro­duc­to de una vio­la­ción a una dis­ca­pa­ci­ta­da men­tal.

Aun así no se in­ti­mi­da cuan­do de­be re­co­no­cer que es­tá en con­tra de las ten­den­cias más li­be­ra­les de otros di­ri­gen­tes de iz­quier­da, y pe­se a ello de­fien­de el tra­to res­pe­tuo­so y hu­ma­nis­ta que le ha da­do a las mi­no­rías se­xua­les .

Dia­ne Ro­drí­guez, una ac­ti­vis­ta tran­se­xual que se ha reuni­do va­rias ve­ces con Co­rrea, re­co­no­ce que el man­da­ta­rio ha pri­vi­le­gia­do su "con­si­de­ra­ción so­bre de­re­chos hu­ma­nos an­tes que su mo­ral" y com­ba­ti­do la dis­cri­mi­na­ción por pre­fe­ren­cias se­xua­les.

Ro­drí­guez des­ta­có que Co­rrea es­tá abier­to a que un re­pre­sen­tan­te de la co­mu­ni­dad LGBTI asis­ta a la reunión con el Pa­pa Fran­cis­co en la se­de de go­bierno el 6 de ju­lio.

Ele­gi­do el 13 de mar­zo de 2013 tras la sor­pre­si­va re­nun­cia de Be­ne­dic­to XVI, Fran­cis­co asu­mió la di­rec­ción es­pi­ri­tual de más de 1.200 mi­llo­nes de ca­tó­li­cos con un es­ti­lo nue­vo, fres­co y sen­ci­llo. Ha si­do des­ta­ca­do por su em­pe­ño en fo­men­tar un cam­bio de men­ta­li­dad en la Igle­sia fren­te a los di­vor­cia­dos y a las fa­mi­lias con hi­jos gays.

El Pa­pa ar­gen­tino se ha vis­to por los me­nos cua­tro ve­ces con el pre­si­den­te ecua­to­riano, in­clui­das dos au­dien­cias pri­va­das. Es­te lu­nes Co­rrea an­ti­ci­pó una co­lo­ri­da bien­ve­ni­da a Fran­cis­co: "De se­gu­ro el Pa­pa es ar­gen­tino; pro­ba­ble­men­te Dios es bra­si­le­ño, pe­ro el pa­raí­so es ecua­to­riano. Y no ne­ce­si­tas mo­rir­te, ya es­tás en el pa­raí­so", ma­ni­fes­tó.

Ade­más de Ecua­dor, el su­mo pon­tí­fi­ce vi­si­ta­rá Bo­li­via, don­de go­bier­na el iz­quier­dis­ta Evo Mo­ra­les, y Pa­ra­guay, don­de man­da la de­re­cha en ca­be­za de Ho­ra­cio Car­tes.

Héc­tor Ve­las­co es pe­rio­dis­ta de la agen­cia AFP-NA.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.