Bolivia

La Nueva - - OPINIÓN -

SI­TUA­CIÓN. Cuan­do la cul­tu­ra es po­ca, es fá­cil do­mi­nar a las ma­sas. A las per­so­nas que su­fren y pa­san pri­va­cio­nes ex­tre­mas les da lo mis­mo vi­vir que mo­rir. Así lo ve­mos en Irak, lo vi­mos en Vietnam, etc. El pue­blo bo­li­viano es­tá com­pues­to por mu­chas et­nias, quie­nes lu­chan por so­bre­vi­vir y man­te­ner sus cos­tum­bres an­ces­tra­les. Se les agru­pó por de­ci­sio­nes po­lí­ti­cas del ex­te­rior, su­frie­ron la "ampu­tación" de su te­rri­to­rio don­de siem­pre apa­re­ce la mano in­gle­sa. No se ha to­ma­do en con­si­de­ra­ción su cons­ti­tu­ción an­tro­po­ló­gi­ca y hoy unas quie­ren pri­mar so­bre otras. (Yu­gos­la­via) Sus re­cur­sos han si­do sa­quea­dos por ca­pi­ta­les tan­to lo­ca­les (Patiño) co­mo las mul­ti­na­cio­na­les. Es evi­den­te que per­so­na­jes han agi­ta­do el na­cio­na­lis­mo que to­dos lle­va­mos den­tro a fin de im­po­ner con­di­cio­nes o per­so­nas. Pe­ro se ha ele­gi­do el mis­mo mé­to­do ar­gen­tino, "Há­ga­se Mi vo­lun­tad aquí en la Tie­rra..." Igual a los pi­que­te­ros se ha pre­sio­na­do, ava­sa­lla­do, pe­lea­do (más vio­len­ta­men­te) a fin de im­po­ner los de­seos de un sec­tor. ¿Se­rán las au­to­ri­da­des lo­ca­les tan in­mo­ra­les co­mo las nues­tras?

Juan Cur­be­lo

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.