Ya­ni­na Fal­co­ne, de Men­do­za, en­vía imá­ge­nes de una pal­me­ra pin­dó de diez años, y cuen­ta que ha­ce unas se­ma­nas des­cu­brió que te­nía las raí­ces al des­cu­bier­to. Con­sul­ta qué ha­cer y si se pue­de de­te­ner su cre­ci­mien­to.

La Voz del Interior - Rumbos - - Gustos Jardín -

Ya­ni­na, una pal­me­ra tan al­ta re­quie­re for­ta­le­cer su ba­se con ma­yor can­ti­dad de raí­ces y es nor­mal que ge­ne­re raí­ces aé­reas que re­fuer­cen su an­cla­je al sue­lo. En cuan­to a la al­tu­ra, le ad­vier­to que no se pue­de de­te­ner el cre­ci­mien­to y se­gui­rá ha­cién­do­lo has­ta en­con­trar su pro­pio lí­mi­te, que es de unos 15 me­tros.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.