Ba­jo la fres­cu­ra de las pa­rras

La Voz del Interior - Rumbos - - Gustos -

Los que te­ne­mos al­gu­nos años, re­cor­da­mos la fres­cu­ra de los pa­rra­les de los abue­los. En los años 70 y 80 era co­mún dis­fru­tar de es­te ti­po de plan­tas, que te­nían una ubi­ca­ción es­tra­té­gi­ca: la ma­yo­ría es­ta­ba orien­ta­da al oes­te, de ma­ne­ra que el sol de la sies­ta no im­pac­ta­ra de lleno en las ven­ta­nas y las pa­re­des de la ca­sa, ca­len­tán­do­las. Hoy, es­ta cos­tum­bre se ha per­di­do con el rei­na­do del ai­re acon­di­cio­na­do, pe­ro bien po­dría­mos re­cu­pe­rar­la: plan­tar gli­ci­nas, pa­rra­les, vi­ña vir­gen, pa­sio­na­rias, cla­rín de gue­rra, big­no­nias o cual­quier en­re­da­de­ra de ho­jas ca­du­cas en pér­go­las o glo­rie­tas que mi­ren al oes­te es un buen re­cur­so pa­ra ba­jar en­tre 3 y 6 gra­dos la tem­pe­ra­tu­ra del in­te­rior de las ha­bi­ta­cio­nes; mien­tras que, en in­vierno, es­tas mis­mas plan­tas (que pier­den la ho­ja por cues­tio­nes na­tu­ra­les) per­mi­ti­rán que las pa­re­des re­ci­ban el ti­bio sol de la tar­de.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.