El ca­rác­ter ge­ne­ral del sis­te­ma

La Voz del Interior - - Internacionales - Jor­ge Con­so­le Pe­rio­dis­ta cor­do­bés re­si­den­te en Lon­dres

Cuan­do se de­ba­ten te­mas de sa­lud en Gran Bre­ta­ña, los mis­mos ocu­pan im­por­tan­tes es­pa­cios de la agen­da por­que, bá­si­ca­men­te, to­da la sa­lud es pú­bli­ca, a di­fe­ren­cia de lo que ocu­rre en paí­ses fue­ra de Eu­ro­pa, don­de gran par­te la ofer­ta es­tá ter­ce­ri­za­da en mu­tua­les o pre­pa­gas.

Los for­ma­li­za­dos en el sis­te­ma –la in­men­sa ma­yo­ría de la po­bla­ción– apor­ta­mos una par­te no me­nor de los in­gre­sos (la por­ción de­pen­de de di­fe­ren­tes va­ria­bles, pe­ro ron­da el 10 por cien­to) pa­ra el se­gu­ro de sa­ni­dad. Y la po­bla­ción ha­ce real uso del sis­te­ma, pues no es ne­ce­sa­rio otro ti­po de co­ber­tu­ra aña­di­da por la tra­di­cio­nal al­ta ca­li­dad del ser­vi­cio.

Los tur­nos se so­li­ci­tan por te­lé­fono. De­pen­dien­do del ti­po de con­sul­ta, el pa­cien­te es de­ri­va­do a un cen­tro de aten­ción pri­ma­ria o a un no­so­co­mio, es­ti­pu­la­do en vir­tud de la cer­ca­nía de su re­si­den­cia. Lo mis­mo pa­ra ur­gen­cias y emer­gen­cias. Ca­da cual tie­ne asig­na­da una ins­ti­tu­ción. Exis­ten pe­na­li­da­des por fal­tar a las con­sul­tas. En los ca­sos que re­quie­ren se­gui­mien­to, el Es­ta­do se co­mu­ni­ca pa­ra re­cor­dar la asis­ten­cia. Has­ta allí la par­te con­tex­tual, pa­ra iden­ti­fi­car de qué se ha­bla cuan­do se ha­bla de sa­lud pú­bli­ca en Gran Bre­ta­ña.

Lo que es­tá su­ce­dien­do aho­ra es que re­cru­de­cie­ron los de­ba­tes en­tre el pre­si­den­te del Par­ti­do La­bo­ris­ta, Je­remy Corbyn, y la pri­me­ra mi­nis­tra, The­re­sa May, por­que el opo­si­tor le ad­ju­di­ca al ofi­cia­lis­mo ha­ber efec­tua­do re­cor­tes si­gi­lo­sos al sis­te­ma.

Ade­más, las de­nun­cias por re­tra­sos en tur­nos y los per­jui­cios a pa­cien­tes por gran­des es­pe­ras al mo­men­to de la aten­ción, que los prin­ci­pa­les me­dios lo­ca­les han re­fle­ja­do, lle­va­ron a cier­tos sec­to­res a pro­tes­tar. Al­go por de­más inusual en es­ta so­cie­dad.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.