Mia pre­gun­ta Bernardo res­pon­de

El con­sul­to­rio de Stamateas

Mia - - MODA -

Un es­pa­cio se­ma­nal pa­ra re­sol­ver con­flic­tos, des­pe­jar obs­tácu­los y, fun­da­men­tal­men­te, ser es­cu­cha­dos

¿Có­mo se pue­de ha­cer pa­ra que las re­la­cio­nes la­bo­ra­les in­ter­per­so­na­les sean un po­co más sa­nas y me­nos tó­xi­cas?

Ale­jan­dra Ca­da vez más per­so­nas, de­bi­do a las re­la­cio­nes tó­xi­cas que se ma­ni­fies­tan en su gru­po de tra­ba­jo, su­fren de in­som­nio. Es­ta­dís­ti­ca­men­te se ha com­pro­ba­do la re­la­ción que exis­te en­tre los ac­ci­den­tes au­to­mo­vi­lís­ti­cos y car­dio­vas­cu­la­res, los días do­min­gos por la tar­de o lu­nes en la ma­ña­na, con la vi­da laboral. Por eso, de­bes crear tu pro­pia at­mós­fe­ra. Evi­tá el cli­ma laboral en el que es pre­ci­so cui­dar­se y es­pe­cial­men­te de al­gu­nas per­so­nas que no son lo que pa­re­cen. Co­mu­ni­ca­te cla­ra­men­te y ha­ce­lo con las per­so­nas in­di­ca­das. Cuan­do es­toy mal no pue­do ma­ne­jar la bron­ca, no me co­mu­ni­co y has­ta pue­do gri­tar. ¿Có­mo pue­do se­re­nar­me y ex­pre­sar lo que me pa­sa?

San­dra Lo pri­me­ro que te­nés que ha­cer es es­pe­rar a cal­mar­te ,es­to es fun­da­men­tal. Otra pun­to im­por­tan­te es que cuan­do di­gas lo que te mo­les­ta, siem­pre te re­fie­ras a vos mis­ma.Por ejem­plo: “A mí me mo­les­tó es­to”. La ira es una emo­ción po­si­ti­va, pe­ro hay per­so­nas que tie­nen mie­do de ex­pre­sar el enojo, o de po­ner­lo en pa­la­bras de ma­ne­ra aser­ti­va, ya sea por­que tie­nen mie­do a ser aban­do­na­dos o a la agre­sión del otro, en­ton­ces tien­den a acu­mu­lar­la. Ha­blar, sa­can­do afue­ra las emo­cio­nes, es te­ra­péu­ti­co, pe­ro a ve­ces no al­can­za, ha­ce fal­ta eli­mi­nar­las con el cuer­po y el ejer­ci­cio fí­si­co. Bus­cá al­gu­na ac­ti­vi­dad que te gus­te o sa­lí a ca­mi­nar. Me sien­to apa­ga­da, y úl­ti­ma­men­te, siem­pre es­toy de mal hu­mor. No sé si es por el can­san­cio ló­gi­co de fin de año

Ro­mi­na Tal cual lo plan­teas­te, se acer­ca fin de año y qui­zás el ba­lan­ce in­terno te lle­ve a es­tar de mal hu­mor. Al­gu­nas ve­ces se de­be a las pe­que­ñas frus­tra­cio­nes de lo­gros que no se pu­die­ron al­can­zar.. Ani­ma­te a des­cu­brir co­sas nue­vas, no te en­fo­ques so­lo en las que no pu­dis­te lo­grar, mi­rá todo el re­co­rri­do y en don­de es­tás hoy. Se­gu­ra­men­te, es­tás ter­mi­nan­do el año me­jor de lo que lo co­men­zas­te y el sal­do pue­de ser bueno. Realizá pe­que­ños cam­bios que te sa­quen de esa anes­te­sia emo­cio­nal.

¿Qué ca­rac­te­rís­ti­cas tie­ne un mi­tó­mano?

Raúl Es el que mien­te por cual­quier co­sa, y es cons­cien­te de eso.Es una com­pul­sión que tie­ne una per­so­na, po­si­ble­men­te, por no que­rer en­fren­tar­se a la ver­dad. En­ton­ces se crean un mun­do de men­ti­ras, adop­tan una con­duc­ta infantil que, en úl­ti­ma ins­tan­cia, es pa­ra ma­ni­pu­lar. El mi­tó­mano, fun­da­men­tal­men­te, es una per­so­na con ras­gos psi­có­pa­ti­cos, ex­per­to en en­ga­ñar y las­ti­mar.Es dis­tin­to del fa­bu­la­dor, que mien­te y se cree su pro­pia men­ti­ra, tie­ne fan­ta­sías, sue­ña y cons­tru­ye un mun­do pa­ra él. Si es­tás cer­ca de una per­so­na con es­tas ca­rac­te­rís­ti­cas, lo acon­se­ja­ble es que te cui­des y si po­dés, ale­ja­te. De­cir la ver­dad nos per­mi­ti­rá cons­truir una vi­da me­jor, con las per­so­nas co­rrec­tas. Las res­pues­tas de Bernardo Stamateas de­ben ser to­ma­das co­mo guías.

Ja­más re­em­pla­zan el con­se­jo pro­fe­sio­nal de cual­quier ti­po.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.