Con­clu­sio­nes

Mia - - VERANO -

En­tre 5 y 8 res­pues­tas con pun­ta­je 4 en ca­da una

Una dio­sa. Con vos tu pa­re­ja que­rrá ha­cer reali­dad las fan­ta­sías de las mil y una no­ches.Te­nés tan­to ángel que lle­nás de gra­cia to­dos tus de­fec­tos. Por las ve­nas te su­ben los or­gas­mos de millones de hem­bras frus­ta­das a lo lar­go de los si­glos y que­rés reivin­di­car­las en car­ne pro­pia. Na­die po­drá en­ca­si­llar­te co­mo sím­bo­lo se­xual, por­que vos, de ver­dad, les agra­dás mu­cho a los hom­bres.

En­tre 5 y 8 res­pues­tas con pun­ta­je 3 en ca­da ca­so

Tu ima­gen gi­ra den­tro de la ca­be­za de mu­chos hom­bres, pe­ro nin­guno lle­ga al fon­do de tu per­so­na. De­trás de una cor­te­za vo­lup­tuo­sa, es­con­dés una in­sa­cia­ble vo­lun­tad de po­de­río. Sos agre­si­va y nar­ci­sis­ta. A pe­sar de tu ai­re triun­fal, sen­tís mie­do de los hom­bres; so­bre todo de los que se ani­man a to­mar la ini­cia­ti­va. Bus­cás el or­gas­mo con de­ses­pe­ra­ción pe­ro una vez en­tre las sá­ba­nas, le es­ca­pás.

En­tre 5 y 8 con pun­ta­je 2 en ca­da ca­so

En tu com­pa­ñía, cual­quier hom­bre se sien­te bien y re­la­ja­do. Tal vez, de­ma­sia­do. Sin em­bar­go, sa­gaz en tus ex­pec­ta­ti­vas, apun­tás a un ob­je­ti­vo cla­ro: el ma­tri­mo­nio. Tu gran enemiga no se­rá la com­pa­ñe­ra de tra­ba­jo de tu ma­ri­do, sino la mo­no­to­nía, pri­ma her­ma­na del con­for­mis­mo y pro­ge­ni­to­ra del abu­rri­mien­to.

En­tre 5 y 8 res­pues­tas con pun­ta­je 1

Sos­pe­cho­sa de ha­cer tram­pas en es­te test. De­ba­jo de tan­ta pa­ca­te­ría, sue­le en­con­trar­se una me­du­sa de­vo­ra­do­ra. Si per­sis­tís en el apo­li­lla­do rol de he­roí­na de cuen­tos de ha­da, el hom­bre que se in­tere­se por vos ten­drá que abrir­se ca­mino ha­cia el castillo de tu pla­cer lle­van­do con co­ra­je el por­taes­tan­dar­te de su vi­ri­li­dad. Qui­zá an­te se­me­jan­te des­plie­gue, pue­das ex­pe­ri­men­tar los pri­me­ros or­gas­mos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.