Fe­li­ces to­dos los días

La con­vi­ven­cia con un ani­mal pro­du­ced un bien enor­me a adul­tos y ni­ños. A su la­do, las per­so­nas se vuel­ven más afec­ti­vas, so­li­da­rias y sen­si­bles

Mia - - MASCOTAS -

En Ar­gen­ti­na, el 80 por cien­to de las per­so­nas tie­nen, al me­nos, un ga­to o un pe­rro de com­pa­ñía. Pe­ro tam­bién hay quien gus­ta de criar pá­ja­ros, háms­ters, pe­ces, co­ne­jos e in­clu­so rep­ti­les. Va­le re­cor­dar, sin em­bar­go, que aun­que exis­ta la venta le­gal de al­gu­nas es­pe­cies exó­ti­cas, lo éti­co es no con­ser­var­los en ca­sa por­que, re­ti­ra­dos de su há­bi­tat na­tu­ral, pa­de­cen y mue­ren. Sean cua­les fue­ren, pa­ra ser fe­li­ces, las mas­co­tas no só­lo re­quie­ren de cui­da­dos que van des­de te­ner ca­ma y co­mi­da has­ta hi­gie­ne y va­cu­na­ción, sino tam­bién ca­ri­ño. Mu­cho ca­ri­ño.

Ga­tos

Va­cu­nas. Cuá­dru­ple fe­li­na: pro­te­ge con­tra las en­fer­me­da­des cau­sa­das por vi­rus y se apli­ca en dos do­sis con in­ter­va­lo de 21 días. Re­fuer­zo, en do­sis úni­ca. An­ti­rrá­bi­ca: do­sis úni­ca. Se apli­ca a par­tir de los 4 me­ses. Re­fuer­zo anual.

Ali­men­ta­ción. Las ra­cio­nes hú­me­das (pa­tés) de­ben ser ofre­ci­das con mo­de­ra­ción, por ser muy gra­sas. Nun­ca le dés car­ne cruda, pa­ra pre­ve­nir la to­xo­plas­mo­sis. La le­che co­mún no es bien to­le­ra- da por los ga­tos y les pro­vo­ca dia­rrea.

Cas­tra­ción. Si no que­rés que pro­cree, y ten­ga do­len­cias co­mo cán­cer, cas­tra­los a par­tir de los dos me­ses de edad. En el ca­so de las hem­bras, an­tes del pri­mer ce­lo. Dis­mi­nui­rá el há­bi­to de ori­nar en las pa­re­des pa­ra mar­car el te­rri­to­rio

Pe­rros

Va­cu­nas. 6 se­ma­nas: tri­ple; 8 sema- nas: par­vo­vi­rus; 10 se­ma­nas: re­fuer­zo de la tri­ple; 12 se­ma­nas: re­fuer­zo de par­vo­vi­rus; 16 se­ma­nas: ra­bia; anual­men­te: ra­bia, par­vo­vi­rus y tri­ple.

Ali­men­ta­ción. Exis­ten op­cio­nes con cua­li­da­des nu­tri­cio­na­les dis­tin­tas y pa­ra ca­da fa­se de la vi­da. La die­ta ca­se­ra es una op­ción pe­ro de­be ser re­gu­la­da por un ve­te­ri­na­rio nu­tri­cio­nis­ta..

Cas­tra­ción. Si no son cas­tra­das, las hem­bras pue­den pa­de­cer de in­fec­ción ute­ri­na y cán­cer de ma­ma.

Háms­ters

Co­lo­ca­los en una jau­la de buen ta­ma­ño pa­ra que cir­cu­len a vo­lun­tad, con agua fres­ca. Evi­tá la luz so­lar di­rec­ta y las co­rrien­tes de ai­re. Da­les verduras, le­gum­bres y fru­tas en mo­de­ra­ción.

Pe­ces

Controlá la tem­pe­ra­tu­ra del agua y el fun­cio­na­mien­to del fil­tro y cui­dá la ra­ción de ali­men­tos. Ca­da se­ma­na, re­ti­rá las plan­tas muer­tas del acua­rio y sus­ti­tuí par­cial­men­te el agua.

Pá­ja­ros

Ali­men­ta­los con se­mi­llas y fru­tas, se­gún la es­pe­cie. El co­me­de­ro y be­be­de­ro de­ben es­tar lim­pios, dia­ria­men­te.

Co­ne­jos

Ali­men­ta­los a ba­se de fi­bras. No ne­ce­si­tan va­cu­nas y se lim­pian a sí mis­mos, to­do el día. Muy sen­si­bles, no de­ben to­mar sol des­pués de las 10 de la ma­ña­na ni an­tes de las 4 de la tar­de.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.