Con­sul­to­rio abier­to

Mia - - CALIDAD DE VIDA -

Leo­ne­la Tu­ro­lo Qui­sie­ra que me ase­so­ren con mi pro­ble­ma: ten­go pá­ni­co de via­jar en avión. Por se­gun­da vez de­bo su­bir a un avión y vuel­vo a te­ner mie­do. Mi con­sul­ta es si de­bo con­sul­tar a un mé­di­co clí­ni­co pa­ra que me me­di­que, pre­vio a via­jar, o bien con­cu­rrir di­rec­ta­men­te a un psi­quia­tra. No sé si de­be­ría to­mar al­go bien fuer­te co­mo un ri­vo­tril. Les agra­de­ce­ré su pron­ta res­pues­ta,da­do que mi via­je se­rá en las pró­xi­mas se­ma­nas. Mu­chas gra­cias, sa­lu­dos cor­dia­les. Es­ti­ma­da Leo­ne­la: En su ca­so, de acuer­do a la si­tua­ción que nos re­fie­re, co­rres­pon­de­ría una con­sul­ta y eva­lua­ción clí­ni­ca glo­bal, con pos­te­rior de­ri­va­ción a un mé­di­co psi­quia­tra. En de­ter­mi­na­das si­tua­cio­nes per­so­na­les y ge­ne­ra­les, de­be­mos des­car­tar tras­tor­nos tí­mi­cos o mie­dos inex­pli­ca­bles a si­tua­cio­nes que no lo me­re­cen. Se pue­den no­tar si­tua­cio­nes que son re­me­dia­bles en el or­den psi­co­ló­gi­co in­di­vi­dual con el co­rrec­to ase­so­ra­mien­to mé­di­co, pri­me­ro de un pro­fe­sio­nal clí­ni­co y lue­go de un es­pe­cia­lis­ta en psi­quia­tría. ¡Es­pe­ra­mos pron­to pue­das es­tar via­jan­do en avión sin te­mor!

Cristina Ri­ve­ro, Ca­ba. Ten­go 64 años. Por un by- pass gás­tri­co, mal rea­li­za­do en agos­to de 2008, no pu­de in­ge­rir ali­men­tos por el tér­mino de 13 me­ses, sien­do ali­men­ta­da por son­das, con cons­tan­tes dia­rreas y vó­mi­tos. En­tré en anemia y des­nu­tri­ción se­ve­ras y se me con­su­mie­ron los múscu­los. Me ope­ra­ron de los in­tes­ti­nos 5 ve­ces más en el tér­mino de un año sin re­sul­ta­dos y, ca­si mu­rien­do, mi fa­mi­lia me lle­vó, a la Fun­da­ción Fa­va­lo­ro y allí, en sep­tiem­bre de 2009, me re­vir­tie­ron el by pass gás­tri­co. El do­lor en la es­pal­da , pier­nas, etc., no se me va, no pue­do ha­cer ca­si na­da, ya que só­lo la­var los pla­tos, me cau­sa mu­cho do­lor en la es­pal­da. Acla­ro que sin by- pass, en­gor­dé mu­chí­si­mo y pa­sé de 40 kg ( mi pe­so du­ran­te la eta­pa de des­nu­tri­ción ) a pe­sar aho­ra, 90 y tan­tos con 1,58 de es­ta­tu­ra. Si­go en tra­ta­mien­to, ya que to­da­vía ten­go pro­ble­mas de dia­rreas e in­con­ti­nen­cia, tam­po­co su­pe­ré el vér­ti­go, ni el mie­do a to­do, mi ca­be­llo es­tá de­te­rio­ra­do, en­tre otras se­cue­las. Quie­ro sa­ber qué ti­po de ejer­ci­cio de­bo ha­cer pa­ra re­cu­pe­rar mis múscu­los y cal­mar mis do­lo­res. Por lo de­más es­toy en tra­ta­mien­to. Mil Gra­cias. Sa­lu­dos. E sti­ma­da Cristina: Al ha­ber­se rea­li­za­do una ci­ru­gía pa­ra la re­duc­ción de pe­so, ti­po by pass gás­tri­co o man­ga gás­tri­ca, en ma­las con­di­cio­nes se so­me­tió a una in­ju­ria cor­po­ral que ge­ne­ró un es­ta­do de in­fla­ma­ción cró­ni­ca con ex­tre­mo dé­fi­cit vi­ta­mí­ni­co y de ca­lo­rías; aso­cia­do a su fal­ta de in­ges­ta o in­ges­ta inade­cua­da con pér­di­da por dia­rreas. En­tien­do que al re­ver­tir­se el pro­ce­di­mien­to en 2009, ad­qui­rió im­por­tan­te pe­so y obe­si­dad BMI 36, por la in­ges­ta ca­ló­ri­ca pos­te­rior. To­da es­ta si­tua­ción bio­ló­gi­ca pue­de ha­ber­la lle­va­do a la pér­di­da aso­cia­da de ma­sa y ade­más, a un cuadro de po­li­neu­ro­pa­tía de cau­sa mul­ti­fac­to­rial por dé­fi­cit vi­ta­mí­ni­co y de otras sus­tan­cias, ade­más de las múl­ti­ples in­ter­cu­rren­cias. No co­no­cien­do más en pro­fun­di­dad, le re­co­men­da­mos un se­gui­mien­to clí­ni­co-nu­tri­cio­nal es­tric­to, eva­lua­ción nu­tri­cio­nal con tes­teo san­guí­neo de los lla­ma­dos “pa­rá­me­tros nu­tri­cio­na­les”, ade­más de la eva­lua­ción de su ma­tríz osea mi­ne­ral e IC con un mé­di­co trau­ma­tó­lo­go. Al­gu­nos de los es­tu­dios re­que­ri­dos son ra­dio­gra­fía FYP de co­lum­na pa­ra des­car­tar le­sión por so­bre­car­ga de pe­so, eva­lua­ción de fun­ción en­do­cri­na-me­ta­bó­li­ca por de­fec­tos en de­ter­mi­na­das hor­mo­nas y un EMG de 4 miem­bros pa­ra des­car­tar le­sio­nes ner­vio­sas. To­do es­to es in­dis­pen­sa­ble an­tes de rea­li­zar ejer­ci­cios ae­ró­bi­cos, que en el fu­tu­ro de­be­rán ser re­gla­dos y con­tro­la­dos de­bi­do a que, con lo que us­ted nos re­fie­re, su or­ga­nis­mo no pue­de re­ci­bir más es­trés. Por úl­ti­mo, re­co­men­da­mos rea­li­zar­se es­tu­dios de mo­ti­li­dad in­tes­ti­nal y eva­lua­ción de su apa­ra­to di­ges­ti­vo al­to y ba­jo por le­sio­nes re­ma­nen­tes. Es­pe­ra­mos que nues­tra res­pues­ta pue­da ser un ase­so­ra­mien­to pa­ra en­con­trar los pro­fe­sio­na­les mé­di­cos ade­cua­dos pa­ra tra­tar su pa­ta­lo­gía.

Dr. Pa­blo Cruz, mé­di­co es­pe­cia­lis­ta en me­ta­bo­lis­mo y dia­be­tes (MN

109.937) CIM | Cen­tro de Con­sul­to­rios In­te­gra­les de Me­ta­bo­lis­mo

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.