Lo que más en­gor­da

Mia - - CALIDAD DE NUTRICIÓN - Fuen­te: me­jor­con­sa­lud.com

Cuan­do

se ha­ce di­fí­cil ali­men­tar­se con co­mi­da ca­se­ra, lo me­jor pa­sa a ser lo más rá­pi­do y ri­co. Es­to tam­bién su­ce­de con los ni­ños, quie­nes con­su­men en ma­yor can­ti­dad go­lo­si­nas, ga­seo­sas y co­mi­da cha­ta­rra. La con­se­cuen­cia a lar­go pla­zo pue­de ser la obe­si­dad, que afec­ta ca­da vez más per­so­nas en el mun­do.

La cues­tión es apren­der a co­mer sa­lu­da­ble­men­te pa­ra in­ver­tir en nues­tra sa­lud hoy y evi­tar com­pli­ca­cio­nes a fu­tu­ro.

Exis­ten ali­men­tos que en­gor­dan más que otros y que por cierto sue­len ser los más ten­ta­do­res, co­mo ser:

*Ham­bur­gue­sas, pa­pas fri­tas, piz­zas, snacks, etc.

*Las pas­tas por sí so­las no ge­ne­ran in­con­ve­nien­tes, pe­ro lo que real­men­te en­gor­da es lo que las acom­pa­ña.

*Las car­nes pro­ce­sa­das, fiam­bres y em­bu­ti­dos por­que con­tie­nen gra­sas sa­tu­ra­das, so­dio y ca­lo­rías.

*Las en­sa­la­das con­vie­nen, pe­ro sin ex­ce­so de ade­re­zos y otros agre­ga­dos, que au­men­tan con­si­de­ra­ble­men­te sus ca­lo­rías.

*Freír los ali­men­tos au­men­ta la can­ti­dad de ca­lo­rías. Es pre­fe­ri­ble con­su­mir­los co­ci­dos al va­por, a la plan­cha, hor­nea­dos, asa­dos o sal­tea­dos.

*Pro­duc­tos ela­bo­ra­dos con ha­ri­na y azú­car re­fi­na­das.

*Los cho­co­la­tes blan­cos son los que con­tie­nen más azú­car y en con- se­cuen­cia en­gor­dan más.

¿Al­gu­na vez les ha su­ce­di­do es­tar con­su­mien­do al­gún ali­men­to y que­rer ca­da vez más sin po­der pa­rar? Es­to tie­ne una ex­pli­ca­ción: exis­te un com­po­nen­te que es agregado en ma­yor me­di­da a los ali­men­tos sa­la­dos, pro­ce­sa­dos, en­va­sa­dos, con­ge­la­dos, en­la­ta­dos, etc. Se de­no­mi­na glu­ta­ma­to mo­no­só­di­co y es un po­ten­cia­dor del sa­bor bas­tan­te adic­ti­vo. Es por eso que al con­su­mir -por ejem­plo- una bol­sa de pa­pas fri­tas, no po­de­mos pa­rar has­ta ter­mi­nar­la.

Aun­que tam­bién se en­cuen­tra de ma­ne­ra na­tu­ral en cier­tos ali­men­tos co­mo los que con­tie­nen pro­teí­nas, los lác­teos, la car­ne, el pes­ca­do y va­rias ver­du­ras.

Es­te adi­ti­vo po­dría pro­vo­car obsesión por los ali­men­tos que lo con­tie­nen, ge­ne­ran­do la apa­ri­ción de so­bre­pe­so, hi­per­ten­sión, en­fer­me­da­des del co­ra­zón, en­tre otras.

Re­cor­de­mos que pa­ra eli­mi­nar 1 ki­lo de gra­sa de­be­mos que­mar al­re­de­dor de 7800 ki­lo­ca­lo­rías. An­te la du­da, la me­jor op­ción siem­pre se­rá ele­gir ali­men­tos na­tu­ra­les y en con­se­cuen­cia más sa­nos pa­ra nues­tro or­ga­nis­mo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.