3.

Mia - - BELLEZA -

crema cor­po­ral post de­pi­la­ción, hi­dra­ta y hu­mec­ta al ins­tan­te, en cua­tro va­rie­da­des, se­gún la la piel.

gel de­bi­li­ta­dor del ve­llo. Re­tar­da el cre­ci­mien­to y re­fres­ca la piel, evi­ta el eri­te­ma post de­pi­la­to­rio. Pue­de uti­li­zar­se en el ros­tro y el cuer­po. con­si­guien­te, a ve­ces, se ne­ce­si­tan va­rias se­sio­nes pa­ra lo­grar una re­duc­ción per­ma­nen­te del pe­lo.

En la pri­me­ra se­sión los pe­los des­apa­re­cen ins­tan­tá­nea­men­te y otros son ex­pul­sa­dos por los fo­lícu­los en los días pos­te­rio­res, mien­tras que la piel per­ma­ne­ce sua­ve y sana.

En la se­gun­da se­sión, que tie­ne lu­gar en­tre dos o cua­tro se­ma­nas más tar­de, se va eli­mi­nan­do el ve­llo res­tan­te. La can­ti­dad de se­sio­nes ne­ce­sa­rias pa­ra ca­da per­so­na la es­ta­ble­ce­rá el pro­fe­sio­nal a car­go del tra­ta­mien­to, se­gún las con­di­cio­nes de ca­da pa­cien­te (edad, se­xo, zo­na a de­pi­lar, etc.).

El cre­ci­mien­to del pe­lo va­ría de una per­so­na a otra, de acuer­do a la edad, el se­xo, me­ta­bo­lis­mo, las hor­mo­nas y otros fac­to­res que pue­den afec­tar di­cho cre­ci­mien­to. Igual­men­te, to­do pe­lo cum­ple con las si­guien­tes fa­ses: anáge­na, ca­tá­ge­na y te­ló­ge­na.

Anáge­na: es la fa­se de cre­ci­mien­to ac­ti­vo del pe­lo. Du­ran­te es­ta eta­pa, el pe­lo con­tie­ne una abun­dan­cia de me­la­ni­na y por lo tan­to es más re­cep­ti­vo al lá­ser. El ve­llo en es­ta fa­se es el más afec­ta­do por el tra­ta­mien­to.

Ca­tá­ge­na: es la de tran­si­ción, cuan­do el cre­ci­mien­to se de­tie­ne pe­ro no se cae to­da­vía el pe­lo. El fo­lícu­lo pi­lo­so se en­co­ge en es­ta fa­se, mien­tras el pe­lo se pre­pa­ra pa­ra ser ex­pul­sa­do.

Te­ló­ge­na: la fa­se en la que el pe­lo des­can­sa, du­ran­te la cual el vie­jo pe­lo se cae pa­ra el desa­rro­llo del nue­vo pe­lo. El fo­lícu­lo pi­lo­so no es tra­ta­ble du­ran­te es­te tiem­po.

Efec­ti­vi­dad

Los pe­los más grue­sos ab­sor­ben más ener­gía y res­pon­den me­jor que los ve­llos fi­nos.

El lá­ser es más efec­ti­vo en los pe­los ne­gros, ma­rro­nes y cas­ta­ños.

No es efec­ti­vo en el pe­lo cano, blan­co, por­que no con­tie­ne me­la­ni­na (por es­ta ra­zón es im­por­tan­te em­pe­zar jo­ven cuan­do el pe­lo es­tá car­ga­do de me­la­ni­na).

Los pe­los ru­bios de­man­da­ran más se­sio­nes.

No só­lo es co­sa de mu­je­res

Den­tro de los tra­ta­mien­tos cor­po­ra­les más re­que­ri­dos, la de­pi­la­ción lá­ser se en­cuen­tra en el pri­mer pues­to in­clu­so si de hom­bres se tra­ta. El der­ma­tó­lo­go Dr. Ma­rio Fuks des­ta­ca que lo que ha cam­bia­do ra­di­cal­men­te con la lle­ga­da de los nue­vos lá­se­res es la de­pi­la­ción mas­cu­li­na. Es­tas nue­vas tec­no­lo­gías hi­cie­ron que el hom­bre pue­da

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.