El se­cre­to de la ro­sa

Mia - - JARDINERÍA -

Nun­ca le qui­tes las es­pi­nas del ta­llo; eso le ge­ne­ra he­ri­das que se lle­nan de bac­te­rias y ha­ce que se mar­chi­te en el ja­rrón mu­cho más rá­pi­do. Tam­po­co la ubi­ques cer­ca de las fru­tas, és­tas emi­ten una hor­mo­na, lla­ma­da ma­du­ra­ción de eti­leno, que es­tro­pea la flor.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.