Ca­len­da­rio lu­nar pa­ra me­jo­rar las plan­tas

Des­de siem­pre, la lu­na ejer­ció un po­der má­gi­co en la vi­da de las per­so­nas y de las plan­tas. Apro­ve­cha­la pa­ra re­vi­ta­li­zar tus plan­tas

Mia - - SUMARIO - www.co­mo-sem­brar.in­fo

An­te la fal­ta de otros ele­men­tos, en la an­ti­güe­dad no se rea­li­za­ba nin­gu­na ac­ti­vi­dad sin an­tes con­sul­tar las fa­ses de la lu­na. Se­gún se creía, su ener­gía era ca­paz de in­fluir so­bre las ma­reas, plan­ta­cio­nes y es­ta­dos de áni­mo; si­glos des­pués se­gui­mos cre­yen­do lo mis­mo, in­clu­so nos cor­ta­mos el ca­be­llo en cuar­to cre­cien­te. Por eso, de­ci­di­mos re­cu­rrir a la cul­tu­ra de nues­tros an­ces­tros pa­ra sa­ber cuál es el mo­men­to ade­cua­do pa­ra tra­ba­jar en la huer­ta y el jar­dín.

✖ Cuar­to men­guan­te

Es el mo­men­to en el cual la lu­na tie­ne una for­ma de D en el he­mis­fe­rio sur. En es­ta fa­se lu­nar, la sa­via de las plan­tas se lo­ca­li­za prin­ci­pal­men­te en las raí­ces.

✖ Lu­na Nue­va

Es­ta fa­se es un pe­río­do de adap­ta­ción y de re­po­so, el flu­jo de sa­via ba­ja y se con­cen­tra en las raí­ces.

✖ Cuar­to Cre­cien­te

En es­ta fa­se, la lu­na tie­ne una for­ma de C en el he­mis­fe­rio sur. La sa­via se en­cuen­tra en la par­te aé­rea de la plan­ta.

✖ Lu­na lle­na

Du­ran­te es­ta fa­se, la sa­via se en­cuen­tra en la par­te aé­rea de la plan­ta, de ma­ne­ra que au­men­ta­rá su cre­ci­mien­to en al­tu­ra.

Tra­ba­jos es­pe­cí­fi­cos

✖ De lu­na lle­na a cuar­to men­guan­te: apro­ve­char pa­ra ha­cer los tras- plan­tes, ya que es­ta la­bor me­jo­ra­rá el desa­rro­llo de las raí­ces.Tam­bién es ade­cua­do sem­brar se­mi­llas de ger­mi­na­ción len­ta. Por otra par­te, el cre­ci­mien­to aé­reo de los cul­ti­vos se ve­rá es­tan­ca­do o dis­mi­nui­do.

✖ De cuar­to men­guan­te a lu­na nue­va: es­ta eta­pa fa­ci­li­ta la adap­ta­ción de plan­tas re­cién sem­bra­das y de aque­llas que se han tras­plan­ta­do. El cre­ci­mien­to sub­te­rrá­neo y aé­reo que tie­nen las plan­tas es len­to. Se pue­den co­se­char plan­tas de raíz, ex­cep­to ajo y ce­bo­lla.

✖ De lu­na nue­va a cuar­to cre­cien­te: en es­ta eta­pa el cre­ci­mien­to del fo­lla­je y de las raí­ces se es­ti­mu­lan tan­to en par­tes aé­reas co­mo en par­tes sub­te­rrá­neas. Es una bue­na eta­pa pa­ra co­men­zar a abo­nar y pa­ra sem­brar se­mi­llas de ger­mi­na­ción rá­pi­da. Se pue­den co­se­char ce­bo­llas, fru­tas y ajo.

✖ De cuar­to cre­cien­te a lu­na lle­na: en es­te mo­men­to, la luz de la lu­na au­men­ta con­si­de­ra­ble­men­te. El cre­ci­mien­to de las raí­ces se de­tie­ne o se tor­na len­to, sin em­bar­go, au­men­ta­rá el cre­ci­mien­to de las par­tes aé­reas de las plan­tas. Es im­por­tan­te apro­ve­char es­ta fa­se pa­ra co­se­char fru­tas, lim­piar la huer­ta; tam­bién tras­plan­tar y abo­nar las plan­tas, ya que cre­ce­rán con más fo­lla­je y de una ma­ne­ra rá­pi­da.

En es­ta fa­se se de­be evi­tar la mul­ti­pli­ca­ción de plan­tas por es­que­jes. (ga­jos), pe­ro sí ha­cer­lo me­dian­te la di­vi­sión de plan­tas.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.