Em­pren­di­mien­tos de ba­jo pre­su­pues­to

Gra­cias a las re­des, po­de­mos mon­tar ne­go­cios que ne­ce­si­tan de po­ca in­ver­sión ini­cial. Una ex­per­ta nos pa­sa la me­jor in­for­ma­ción

Mia - - SUMARIO - Por Cecilia Mo­to­lo* *Di­rec­to­ra de www.mu­je­res­queem­pren­den.com.ar

Las mu­je­res so­mos em­pren­de­do­ras por na­tu­ra­le­za y si hay al­go que nos apa­sio­na, es de­fi­ni­ti­va­men­te el he­cho de ani­mar­nos a to­mar nue­vos desafío. Si el tu­yo es po­der ini­ciar tu pro­pio negocio pa­ra po­der ge­ne­rar un in­gre­so ex­tra en tu ho­gar o, in­clu­so, es tu plan pa­ra po­der for­jar tu pro­pio fu­tu­ro de ma­ne­ra in­de­pen­dien­te y sin te­ner que es­tar ata­da a ho­ra­rios fi­jos, lle­gó la ho­ra de que to­mes no­ta.

Es mo­men­to de que pon­gas ma­nos a la obra pa­ra po­der con­ver­tir esa idea en ac­ción. Pe­ro, ¿cuál es la cla­ve pa­ra que pue­das ha­cer­lo con éxi­to y con un vo­lu­men de in­ver­sión que no com­pro­me­ta tu bol­si­llo?

Apro­ve­chá la ola tecno

La tec­no­lo­gía lle­gó a nues­tra vi­da y se ins­ta­ló co­mo un com­po­nen­te im­por­tan­te pa­ra po­der lle­var a ca­bo nues­tra ru­ti­na dia­ria. Así que una gran idea pa­ra po­der em­pe­zar tu pro­pio negocio es la de ofre­cer ac­ce­so­rios tec­no­ló­gi­cos. ¿La ven­ta­ja? No te­nés que li­diar con la in­de­ci­sión de que tus clien­tes co­mo su­ce­de en el ru­bro de in­du­men­ta­ria. Les gus­ta, lo com­pran. Por eso, ven­der skins, pro­tec­to­res de ce­lu­la­res y fun­das de lo más ori­gi­na­les se con­vir­tió en un negocio al- ta­men­te ren­ta­ble. Y lo más im­por­tan­te, no es ne­ce­sa­rio que abras un lo­cal a la ca­lle por­que po­dés te­ner tu pro­pia tien­da vir­tual.

✖ Ca­te­ri­ng

De­bi­do tam­bién a la fal­ta de tiem­po pa­ra co­ci­nar, ca­da vez son los que bus­can a al­guien que les pre­pa­re vian­das, les re­suel­va el me­nú se­ma­nal o pla­nee el del even­to es­pe­cial. Pa­ra es­te ti­po de em­pren­di­mien­to tam­po­co es ne­ce­sa­rio que cuen­tes con un lo­cal a la ca­lle, es su­fi­cien­te con tu co­ci­na, un sis­te­ma de dis­tri­bu­ción y pro­mo­ción en re­des so­cia­les.Te re­co­men­da­mos que em­plees Fa­ce­book e Ins­ta­gram pa­ra es­te mo­de­lo de negocio.

✖ Bi­joute­rie

De­fi­ni­ti­va­men­te, si que­rés ini­ciar tu pro­pio em­pren­di­mien­to vin­cu­la­do a la mo­da pe­ro no que­rés li­diar con de­vo­lu­cio­nes, ta­lle­res y lo to­do lo que im­pli­ca ven­der ro­pa, los ac­ce­so­rios pue­den ser una bue­na op­ción. No só­lo las mu­je­res te­ne­mos fa­na­tis­mo por ellos sino que se­gún di­ver­sos es­tu­dios de mar­ke­ting es­tá com­pro­ba­do que, aún en pe­rio­dos de cri­sis, el seg­men­to fe­me­nino si­gue con­su­mien­do en es­te ru­bro. A ve­ces una pren­da nue­va es de­ma­sia­do pa­ra nues­tro pre­su­pues­to pe­ro no un nue­vo co­llar o par de aros.

Cla­ves

✖¿Qué ne­ce­si­tás pa­ra em­pe­zar?: ser vi­si­ble en re­des so­cia­les. Gra­cias a in­ter­net hoy en día no ne­ce­si­tás te­ner un es­pa­cio fí­si­co pa­ra po­der ar­mar tu em­pren­di­mien­to. Hoy tus clien­tes no ne­ce­si­tan te­ner que mo­vi­li­zar­se fí­si­ca­men­te pa­ra co­no­cer­te y com­prar aque­llo que ha­cés con tan­ta pa­sión. Fa­ce­book pue­de ser tu me­jor ami­go y tu nue­vo alia­do pa­ra ge­ne­rar ven­tas. Sin em­bar­go, hay al­gu­nos as­pec­tos que re­sul­tan ser fun­da­men­ta­les pa­ra que lo­gres el éxi­to que bus­cás en es­ta red so­cial.

✖Tu nom­bre es im­por­tan­te: uno de los ele­men­tos que mar­can con in­ten­si­dad a un mar­ca es la elec­ción de su nom­bre. Es la ma­ne­ra de lla­mar­se y "ser" fren­te a los de­más, a los com­pe­ti­do­res, clien­tes y en­torno. Pe­ro, en el mun­do di­gi­tal su equi­va­len­te es el usua­rio (@xxxx) o la ex­ten­sión de la URL (Fa­ce­book.com/ xxx). No lo sub­es­ti­mes, ha­cé que seas más fá­cil de ubi­car usan­do siem­pre el mis­mo usua­rio y ex­ten­sión en Fa­ce­book y el res­to de las re­des so­cia­les.

✖ De­sa­rro­llá tu pro­pia es­té­ti­ca: ele­gí un ca­mino vi­sual y man­te­ne­lo. Es la me­jor ma­ne­ra pa­ra que tus clien­tes, cuan­do che­queen su feed, rá­pi­da­men­te re­co­noz­can que es una pu­bli­ca­ción tu­ya y no de cual­quier otra mar­ca o negocio.

✖ Ar­má un buen mix de con­te­ni­dos: el con­te­ni­do es el rey y eso te­nés que te­ner­lo siem­pre pre­sen­te. Ar­má ca­te­go­rías es­ta­bles de con­te­ni­do y man­te­ne­las en el tiem­po. Así, va a ser mu­cho más fá­cil pa­ra vos sa­ber qué es lo que te­nés que pu­bli­car quin­ce­nal o men­sual­men­te.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.