To­do lo que hay pa­ra ver

Au­tor de “Mi pe­que­ño po­ni”

Mia - - SUMARIO -

-¿Por qué ele­gis­te el bull­ying co­mo te­ma de tu obra?

-Me ins­pi­ró la his­to­ria del di­rec­tor de un co­le­gio que prohí­be a uno de sus alum­nos vol­ver a en­trar al re­cin­to es­co­lar si lo ha­ce con una mochila de co­lo­res de mi Pe­que­ño Po­ni, una que, mis­te­rio­sa­men­te, desata la his­te­ria y la vio­len­cia de un co­le­gio en­te­ro.

-¿La mochila fue el de­to­nan­te?

-Mi opi­nión es que se ha­bló de la mochila por no ha­blar de otra co­sa.

-¿Po­nés el én­fa­sis en el com­por­ta­mien­to de las au­to­ri­da­des del co­le­gio?

-No es­pe­cial­men­te en ellas.Tam­bién en el la fa­mi­lia, los de­más com­pa­ñe­ros o el ins­pec­tor. La obra no ofre­ce so­lu­ción nin­gu­na, pe­ro sí for­mu­la mu­chas pre­gun­tas. Es el tea­tro que me gus­ta y en el que es­toy in­tere­sa­do, un tea­tro ac­ti­vo y en el que no hay un úni­co res­pon­sa­ble, en el que el cul­pa­ble, al fi­nal, pue­de que sea­mos to­dos.

-¿Apa­re­ce to­do el en­torno del ni­ño ata­ca­do?

-El ca­so de bull­ying, po­dría­mos de­cir, es el pun­to de par­ti­da y el eje so­bre el que pi­vo­tea la tra­ma, pe­ro tam­bién es­tá el en­ga­ño por­que “El pe­que­ño po­ni" no es só­lo una obra pa­ra aler­tar a la sociedad so­bre el pro­ble­ma del aco­so es­co­lar que su­fren los ni­ños y ni­ñas sino que es el an­zue­lo pa­ra que, po­co a po­co, nos va­ya­mos aden­tran­do en otros as­pec­tos que tie­nen que ver con to­dos no­so­tros, nos ha­yan o no nos ha­yan aco­sa­do, sea­mos o no sea­mos pa­dres, ten­ga­mos o no hi­jos.

-¿Bus­cás que el pú­bli­co to­me con­cien­cia?

-El su­fri­mien­to in­fan­til es nues­tro su­fri­mien­to por­que to­dos so­mos, he­mos si­do o se­re­mos esos ni­ños. La vio­len­cia, la in­com­pren­sión y el odio al di­fe­ren­te no es al­go ex­clu­si­va­men­te in­fan­til. Quien se sa­le de la re­gla y co­mien­za a vo­lar alto tie­ne más po­si­bi­li­da­des de que lo al­can­cen con un ti­ro. Es­to es igual pa­ra un ni­ño que pa­ra un adul­to. Pe­ro, ¿qué es más im­por­tan­te pa­ra el ser hu­mano, la se­gu­ri­dad o la li­ber­tad? ¿De qué sir­ve la se­gu­ri­dad si no te­ne­mos li­ber­tad? ¿Y vi­ce­ver­sa? La obra es una pre­gun­ta gi­gan­te y de di­fí­cil so­lu­ción, un desafío pa­ra el es­pec­ta­dor y un re­to pa­ra los ac­to­res y el di­rec­tor que tie­nen que in­ter­pre­tar­la

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.