Cuan­do se apli­ca lo apren­di­do en bien de la co­mu­ni­dad

Alum­nos de di­fe­ren­tes áreas de la sa­lud atien­den co­mo vo­lun­ta­rios en un cen­tro sa­ni­ta­rio en Derqui. Es un puen­te de dos vías, que ayu­da a mi­les de fa­mi­lias y sir­ve pa­ra me­jo­rar co­no­ci­mien­tos.

Perfil (Domingo) - - UNIVERSIDAD - MA­RíA DE LA PAZ GREBE*

La Or­ga­ni­za­ción Mun­dial de la Sa­lud (OMS) de­cla­ró la sa­lud pa­ra to­dos co­mo un de­re­cho uni­ver­sal, pe­ro es­te ob­je­ti­vo aún no se ha lo­gra­do en mu­chos paí­ses. En Ar­gen­ti­na, un ter­cio de la po­bla­ción en­fren­ta di­fi­cul­ta­des pa­ra ac­ce­der a la aten­ción mé­di­ca.

El com­pro­mi­so so­cial es el re­sul­ta­do de la re­ci­pro­ci­dad que sur­ge de ayu­dar a los otros y, al mis­mo tiem­po, apren­der de ellos. Por eso se re­quie­re pen­sar a la per­so­na en to­das sus di­men­sio­nes, pro­mo­vien­do su desa­rro­llo in­te­gral. Con es­te pro­pó­si­to, la Fa­cul­tad de Cien­cias Bio­mé­di­cas tra­ba­ja con la co­mu­ni­dad en la que es­tá in­ser­ta, den­tro del par­ti­do de Pilar, e im­pul­sa la Pos­ta Sa­ni­ta­ria Las Li­las (La Pos­ta), un pro­yec­to que abrió sus puer­tas en 2007 y que cuen­ta

con el apo­yo del Hos­pi­tal Uni­ver­si­ta­rio Aus­tral.

A lo lar­go de 11 años, su ob­je­ti­vo ha si­do me­jo­rar la sa­lud de ca­da per­so­na, fo­men­tan­do cam­bios cua­li­ta­ti­vos en las ac­ti­tu­des y há­bi­tos en re­la­ción con la sa­lud de quie­nes in­te­gran la co­mu­ni­dad de los ba­rrios Las Li­las y Mon­te­rrey, ubi­ca­dos en la lo­ca­li­dad de Derqui. El tra­ba­jo se lle­va ade-

lan­te con un mo­de­lo de­fi­ni­do co­mo “Edu­ca­ción con la co­mu­ni­dad” que, en es­te ca­so, es­tá for­ma­da por una po­bla­ción de 25 mil ha­bi­tan­tes que en­fren­tan pro­ble­mas co­mo la fal­ta de tra­ba­jo, la es­co­la­ri­dad in­com­ple­ta, tras­tor­nos nu­tri­cio­na­les y res­pi­ra­to­rios, la vio­len­cia y las adic­cio­nes, en­tre otros. El sig­ni­fi­ca­do del con­cep­to “co­mu­ni­dad” in­clu­ye a los pa­cien-

tes y sus fa­mi­lias, a los alum­nos de gra­do, de pos­gra­do y do­cen­tes de la uni­ver­si­dad, y a di­fe­ren­tes or­ga­ni­za­cio­nes que con­tri­bu­yen a ha­cer reali­dad el pro­yec­to.

Un puen­te. La Pos­ta Sa­ni­ta­ria se cons­ti­tu­ye co­mo un ám­bi­to de acercamiento a la reali­dad pa­ra los alum­nos de gra­do y de pos­gra­do de la uni­ver­si­dad,

quie­nes ade­más brin­dan, a tra­vés del vo­lun­ta­ria­do, ta­lle­res de pro­mo­ción y pre­ven­ción de la sa­lud, y apo­yo es­co­lar a más de no­ven­ta ni­ños de la co­mu­ni­dad.

La in­te­gra­ción de la en­se­ñan­za, la in­ves­ti­ga­ción y el cui­da­do del pa­cien­te son cla­ves, y es­te es­pa­cio se tras­for­ma en un lu­gar de apren­di­za­je sig­ni­fi­ca­ti­vo. Fun­cio­na co­mo un puen­te en­tre la so­cie­dad y la uni­ver­si­dad, es un ca­mino de dos vías. El co­no­ci­mien­to cien­tí­fi­co, el tra­ba­jo so­cial y las ex­pe­rien­cias de campo se fun­den en ella.

Los es­tu­dian­tes lle­gan a com­pren­der có­mo la sa­lud fí­si­ca es­tá in­fluen­cia­da por de­ter­mi­nan­tes so­cia­les co­mo, por ejem­plo, el ni­vel edu­ca­ti­vo; ade­más, par­ti­ci­pan en la in­ves­ti­ga­ción de có­mo a tra­vés de la es­ti­mu­la­ción de las fun­cio­nes cog­ni­ti­vas pue­de me­jo­rar­se el apren­di­za­je es­co­lar en ni­ños en con­di­cio­nes vul­ne­ra­bles. Así, la fa­cul­tad pue­de iden­ti­fi­car fá­cil­men­te ex­pe­rien­cias de apren­di­za­je va­lio­sas, que

per­mi­ten a do­cen­tes y alum­nos pa­sar de la teo­ría a la reali­dad, desa­rro­llar ha­bi­li­da­des com­ple­jas co­mo po­ner­se en el lu­gar del otro, sa­ber co­mu­ni­car en con­tex­tos di­fí­ci­les y apro­ve­char si­tua­cio­nes sig­ni­fi­ca­ti­vas que no se pla­ni­fi­ca­ron pe­ro que se tra­du­cen en opor­tu­ni­da­des de cre­ci­mien­to.

Los pro­ble­mas de sa­lud se en­fren­tan de ma­ne­ra in­ter­dis­ci­pli­na­ria: mé­di­cos de di­fe­ren­tes es­pe­cia­li­da­des, en­fer­me­ras, psi­có­lo­gos, tra­ba­ja­do­res so­cia­les, es­tu­dian­tes de dis­tin­tas ca­rre­ras tra­ba­jan jun­tos, ana­li­zan los pro­ble­mas de la so­cie­dad lo­cal des­de di­fe­ren­tes pers­pec­ti­vas y con­si­de­ran di­ver­sos en­fo­ques. Se uti­li­zan va­ria­das es­tra­te­gias pa­ra iden­ti­fi­car los pro­ble­mas exis­ten­tes y se adap­tan a ca­da si­tua­ción: aten­ción mé­di­ca in­di­vi­dual, en­cues­tas de re­le­va­mien­to a los pa­cien­tes, en­tre­vis­tas en pro­fun­di­dad y vi­si­tas a los ho­ga­res. To­do lo que su­ce­de en es­te lu­gar se con­si­de­ra una opor­tu­ni­dad de apren­di­za­je.

Eje. To­das las ac­ti­vi­da­des que se desa­rro­llan en la Pos­ta Sa­ni­ta­ria tie­nen co­mo eje la edu­ca­ción, con la idea de po­ten­ciar la au­to­rres­pon­sa­bi­li­dad de los in­di­vi­duos y de la co­mu­ni­dad en el cui­da­do de la sa­lud.

Gra­cias al tra­ba­jo con­jun­to en­tre fa­cul­tad y hos­pi­tal, se brin­da aten­ción a más de 1.700 fa­mi­lias en 15 es­pe­cia­li­da­des, en­tre las que se des­ta­can: clí­ni-

ca mé­di­ca, gi­ne­co­lo­gía y obs­te­tri­cia, pe­dia­tría, en­fer­me­ría, der­ma­to­lo­gía, car­dio­lo­gía, me­di­ci­na fa­mi­liar, odon­to­lo­gía, ci­ru­gía ge­ne­ral, diag­nós­ti­co por imá­ge­nes, y of­tal­mo­lo­gía y psi­co­lo­gía, es­tas dos úl­ti­mas orien­ta­das tan­to pa­ra ni­ños co­mo pa­ra adul­tos.

Des­de 2007, se efec­tua­ron más de 36 mil con­sul­tas am­bu­la­to­rias, se dic­ta­ron 170 ta­lle­res de sa­lud y pro­gra­mas de edu­ca­ción co­mu­ni­ta­ria–en te­mas co­mo nu­tri­ción, hi­gie­ne y pri­me­ros au­xi­lios– y se ca­pa­ci­tó a ca­si 3 mil per­so­nas de la co­mu­ni­dad, que di­fun­den y pro­mue­ven há­bi­tos sa­lu­da­bles y se con­vier­ten en un po­de­ro­so puen­te en­tre la co­mu­ni­dad y el equi­po de sa­lud.

Los pa­cien­tes sien­ten que se los cui­da, más allá de la en­fer­me­dad o do­len­cia por la que con­sul­tan, ya que la aten­ción se cen­tra en ca­da per­so­na, co­mo ac­tor prin­ci­pal de su desa­rro­llo.

*Se­cre­ta­ria aca­dé­mi­ca de la Fa­cul­tad de Cien­cias Bio­mé­di­cas de la Uni­ver­si­dad Aus­tral y coor­di­na­do­ra de la Pos­ta Sa­ni­ta­ria.

Es cla­ve la in­te­gra­ción de la en­se­ñan­za, la in­ves­ti­ga­ción y el cui­da­do del pa­cien­te

GENTILEZA FO­TOS: UNI­VER­SI­DAD AUS­TRAL

PRO­FE­SIO­NA­LES. A par­tir de di­fe­ren­tes ac­ti­vi­da­des, los alum­nos com­pren­den có­mo la sa­lud fí­si­ca es­tá in­fluen­cia­da por de­ter­mi­nan­tes so­cia­les.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.