El FpV per­de­rá po­der en el Se­na­do y alia­dos en Dipu­tados

En la Cá­ma­ra al­ta ya no ten­dría quó­rum pro­pio. En la Cá­ma­ra ba­ja su­ma­ría ban­cas, pe­ro con me­nos chan­ces de te­jer alian­zas.

Perfil (Lunes) - - EDICION ESPECIAL - GA­BRIEL ZI­BLAT

Un Con­gre­so pla­ga­do de fi­gu­ras em­ble­má­ti­cas y con una ma­yo­ría ajus­ta­da pa­ra el ofi­cia­lis­mo. Ese es el es­ce­na­rio par­la­men­ta­rio que que­da­rá plas­ma­do a par­tir de di­ciem­bre, cuan­do asu­man los le­gis­la­do­res que fue­ron ele­gi­dos ano­che. In­du­da­ble­men­te, se­rá un Par­la­men­to que se­rá cen­tro de aten­ción du­ran­te los pró­xi­mos dos años, aun­que no ne­ce­sa­ria­men­te por el tra­ba­jo le­gis­la­ti­vo que ten­ga sino por­que se ve­rá a va­rios de los po­si­bles can­di­da­tos pre­si­den­cia­les co­deán­do­se en las ban­cas.

Se­gún lo que arro­jan los re­sul­ta­dos, el ofi­cia­lis­mo su­ma a su blo­que nue­ve dipu­tados más de los que te­nía, pe­ro igual va a que­dar en una si­tua­ción com­pro­me­ti­da, por­que pier­de otros nue­ve alia­dos cla­ve. De es­ta ma­ne­ra, po­drá con­tar en su tro­pa con los mis­mos 130 dipu­tados que cuen­ta en la ac­tua­li­dad, a los que va a ne­ce­si­tar con­tro­lar an­te ca­da vo­ta­ción im­por­tan­te. Mien­tras más ce­rra­do es el es­ce­na­rio más va­lor to­ma ca­da po­si­cio­na­mien­to por lo que es de es­pe­rar que el Go­bierno de­ba ver­se obli­ga­do a ne­go­ciar ca­da vo­ta­ción y así evi­tar dis­per­sio­nes

En la opo­si­ción, la UCR se man­tie­ne co­mo la se­gun­da mi­no­ría con una ban­ca­da de unos 42 dipu­tados. El in­te­rro­gan­te es si fi­nal­men­te se ar­ma, jun­to al FAP y la CC-ARI, un in­ter­blo­que que em­pie­ce a mos­trar las in­ten­cio­nes de todo ese es­pa­cio de com­pe­tir en las pri­ma­rias en 2015 pa­ra de­fi­nir un li­de­raz­go pa­ra las pre­si­den­cia­les. To­dos jun­tos su­ma­rían 63 dipu­tados.

El blo­que del Fren­te Re­no­va­dor se creó po­co tiem­po des­pués de las PA­SO y cuen­ta con ape­nas 11 dipu­tados. A par­tir de di­ciem­bre su­birá a 16, aun­que el es­pa­cio li­de­ra­do por Ser­gio Mas­sa as­pi­ra­rá a su­mar más vo­lun­ta­des a me­di­da que se ace­le­re la ca­rre­ra por la su­ce­sión.

Jun­to a Mas­sa, tam­bién ten­drán su si­llón en la Cá­ma­ra ba­ja otros pre­si­den­cia­bles, co­mo Her­mes Bin­ner, Ju­lio Co­bos y Eli­sa Ca­rrió. Pro­ba­ble­men­te con­ver­ti­rán a ese ám­bi­to en un cen­tro de aten­ción po­lí­ti­ca. Jun­to a ellos tam­bién se ve­rá a ex gobernadores, que tam­bién apor­ta­rán pe­so es- pe­cí­fi­co. Ade­más de Bin­ner y Co­bos (tam­bién ex man­da­ta­rios), en ese lis­ta­do es­tán Fe­li­pe So­lá y Carlos Ruc­kauf ( Bue­nos Ai­res), Jor­ge Obeid (San­ta Fe), Juan Schia­ret­ti (Cór­do­ba), Ma­rio Das Ne­ves (Chu­but) y Eduar­do Bri­zue­la del Mo­ral ( Ca­ta­mar­ca). En el Se­na­do ya es­tán los ex pre­si­den­tes Carlos Me­nem y Adolfo Ro­drí­guez Saá, y los ex gobernadores Carlos Reu­te­mann (San­ta Fe), Juan Carlos Ro­me­ro (Sal­ta, que con­si­guió re­te­ner su ban­ca), Walter Ba­rrio­nue­vo (Ju­juy). Se su­man aho­ra el ra­di­ca­les An­gel Ro­zas, del Cha­co.

El nue­vo Se­na­do tam­bién se pre­sen­ta com­pli­ca­do pa­ra el Go­bierno. La hol­ga­da ma­yo­ría de 42 vo­tos que con­si­gue en la ac­tua­li­dad, con­tan­do pro­pios y alia­dos, des­apa­re­ce­rá a par­tir de la re­no­va­ción de di­ciem­bre. El kirch­ne­ris­mo con­ser­va­rá 37 se­na­do­res, jus­to el nú­me­ro ne­ce­sa­rio pa­ra con­se­guir quó­rum pro­pio. El blo­que del Fren­te pa­ra la Vic­to­ria su­ma dos se­na­do­res más, pe­ro pier­de a cua­tro alia­dos. En la Cá­ma­ra al­ta ha­rá su de­but el blo­que del PRO, con Ga­brie­la Mi­chet­ti, Die­go San­ti­lli y Al­fre­do De An­ge­li (sa­lió se­gun­do en En­tre Ríos).

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.