Es­ta­lló una in­ter­na en­tre los man­te­ros

Bron­ca de se­ne­ga­le­ses y no ins­crip­tos.

Perfil (Sabado) - - PORTADA - CLAU­DIO CORSALINI

Cuan­do el con­flic­to con los man­te­ros –que du­ran­te tres días man­tu­vie­ron to­ma­da la zo­na de On­ce – pa­re­cía re­suel­to y por pri­me­ra vez en años las ve­re­das al­re­de­dor de la es­ta­ción del tren Sar­mien­to lu­cían li­be­ra­das, un nue­vo epi­so­dio vol­vió a ge­ne­rar ten­sión en la zo­na. Ayer por la ma­ña­na un gru­po de ven­de­do­res am­bu­lan­tes, con­for­ma­do ma­yo­ri­ta­ria­men­te por se­ne­ga­le­ses, hai­tia­nos, pe­rua­nos y bo­li­via­nos, vol­vió a cor­tar el trán­si­to en la es­qui­na de las ave­ni­das Puey­rre­dón y Ri­va­da­via. Son los que que­da­ron afue­ra del acuer­do ofre­ci­do es­ta se­ma­na por el go­bierno por­te­ño. En un ope­ra­ti­vo que de­jó cin­co de­te­ni­dos, fue­ron des­alo­ja­dos por efec­ti­vos de la Po­li­cía de la Ciu­dad. Con­flic­to. To­do co­men­zó el mar­tes pa­sa­do, cuan­do el go­bierno por­te­ño dis­pu­so la li­be­ra­ción del es­pa­cio pú­bli­co de to­da la zo­na de On­ce que es­ta­ba ocu­pa­da des­de ha­cía más de diez años por unos dos mil man­te­ros y ven­de­do­res am­bu­lan­tes in­for­ma­les.

En me­dio del caos, hu­bo in­ten­sas ne­go­cia­cio­nes en­tre los ven­de­do­res y los fun­cio­na­rios del go­bierno. Uno de los man­te­ros más re­co­no­ci­dos de la zo­na se con­vir­tió en el re­fe­ren­te de los ven­de­do­res in­for­ma­les. Se tra­ta de Ro­dri­go Val­dez, más co­no­ci­do co­mo “el Chi­pi del On­ce”. “Los man­te­ros so­mos par­te del 40% de la po­bla­ción que se que­dó afue­ra del sis­te­ma. Soy un re­fe­ren­te de las per­so­nas que no tie­nen na­da”, ex­pli­ca a PER­FIL.

En­tre los pun­tos prin­ci­pa­les del acuer­do, los ma­ni­fes­tan­tes acep­ta­ron ser ins­crip­tos en un cen­so pa­ra re­ci­bir un in­cen­ti­vo de la Con­fe­de­ra­ción Ar­gen­ti­na de la Me­dia­na Em­pre­sa (CAME) de $ 11.700 por dos me­ses pa­ra ca­pa­ci­tar­se, ade­más de ven­der sus mer­ca­de­rías en uno de los dos pre­dios que el Eje­cu­ti­vo dis­pu­so en esa zo­na. Has­ta el jue­ves, úl­ti­mo día de ins­crip­ción, se ano­ta­ron 1.200 man­te­ros, de los cua­les 700 com­ple­ta­ron to­dos los re­qui­si­tos; los res­tan­tes aún tie­nen el trá­mi­te en pro­ce­so. Si bien los que cor­ta­ron las ca­lles ayer re­cla­man ha­ber­se que­da­do afue­ra, des­de el go­bierno ad­vier­ten que ya no se in­cor­po­ra­rá a na­die más.

“Quie­ro que to­dos ten­ga­mos nues­tro lu­gar pa­ra ‘la­bu­rar’. Si no en­tra­mos to­dos los que es­tá­ba­mos en las ca­lles de On­ce, no en­tra na­die”, ase­gu­ra el Chi­pi, aun­que acla­ra que “mu­chos se ano­ta­ron –en el mo­no­tri­bu­to so-

cial y en el cen­so– sin ser de acá. No­so­tros que­re­mos tra­ba­jar y lle­var la pla­ta a ca­sa. Es lo úni­co que sa­be­mos ha­cer”.

Con más de 18 años de ven­ta ca­lle­je­ra, Val­dez ocu­pa­ba uno de los lu­ga­res más co­di­cia­dos de On­ce, la Re­co­va. Allí ven­día des­de sánd­wi­ches ca­se­ros has­ta tup­pers. Apo­ya­do por mu­chos, es cues­tio­na­do por par­te de los ven­de­do­res que no en­tra­ron en el acuer­do. “Me acu­san de ha­ber arre­gla­do por aba­jo. ¿Vos creés que si yo hu­bie­se arre­gla­do por US$ 50 mil, co­mo di­cen por ahí, voy a es­tar tres días sin dor­mir y de reunión en reunión de­fen­dien­do a los de­más com­pa­ñe­ros?”, ase­gu­ra Val­dez sin ocul­tar su bron­ca. “Ni lo­co. Es­ta­ría cui­dan­do a mi hi­ja de 8 años, que es in­su­li­no­de­pen­dien­te”, res­pon­de el nue­vo re­fe­ren­te so­cial, que se nie­ga a ha­blar de sus per­te­nen­cias po­lí­ti­cas. Si bien se lo vin­cu­la­ba con Luis D’Elía, él se iden­ti­fi­ca con el lí­der de la to­ma del In­doa­me­ri­cano, el Pi­tu Sal­va­tie­rra. “Lo que me es­tán ha­cien­do a mí es lo que sue­len ha­cer a los re­fe­ren­tes que da­mos la ca­ra por otros. Lo mis­mo pa­só con el Pi­tu. Ten­go a los que me apo­yan, pe­ro si la gen­te no se po­ne de acuer­do, es­to no va a re­sul­tar”.

TELAM

PI­QUE­TE. Los man­te­ros que que­da­ron fue­ra del cen­so del go­bierno por­te­ño re­cla­man ser in­clui­dos en el acuer­do.

TELAM

RE­CLA­MO. Ayer, en­fren­ta­mien­tos en­tre ven­de­do­res y la po­li­cía.

RE­FE­REN­TE EN LA MI­RA. Ro­dri­go “el Chi­pi” Val­dez.

FOTOS: MAR­CE­LO SILVESTRO

TELAM

DISTURBIOS. Tras tres días de con­flic­to, la no­che del jue­ves la Po­li­cía de la Ciu­dad que­dó cus­to­dian­do las ve­re­das ya li­be­ra­das tras el acuer­do en­tre go­bierno y man­te­ros (arr.). Ayer vol­vie­ron los cor­tes, y tras el ope­ra­ti­vo fue­ron de­te­ni­dos cin­co ma­ni­fes­tan­tes (izq.).

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.