Detienen a dos pre­sun­tos tes­ta­fe­rros del ex se­cre­ta­rio de Kirch­ner

Perfil (Sabado) - - POLITICA - C.D.

La cau­sa de los cua­der­nos de la coimas su­mó ayer dos nue­vos de­te­ni­dos. Se tra­ta de dos pre­sun­tos tes­ta­fe­rros de Da­niel Mu­ñoz, el fa­lle­ci­do ex se­cre­ta­rio de Nés­tor Kirch­ner, y de su mu­jer, Ca­ro­li­na Po­chet­ti.

Las de­ten­cio­nes se pro­du­je­ron en Mé­xi­co y en la fron­te­ra de ese país con Es­ta­dos Uni­dos, du­ran­te la ma­ña­na de ayer. En tan­to que a par­tir de aho­ra co­men­za­rá el trá­mi­te de ex­tra­di­ción pa­ra que sean traí­dos a la Ar­gen­ti­na, pa­ra ser in­da­ga­dos por el juez Claudio Bo­na­dio, quien or­de­nó sus de­ten­cio­nes ha­ce ca­si un mes.

En el des­pa­cho del ma­gis­tra­do se acu­mu­la tan­to la in­ves­ti­ga­ción que co­men­zó tras la apa­ri­ción de las ano­ta­cio­nes de Os­car Cen­teno co­mo la de la­va­do de di­ne­ro que in­vo­lu­cra, en­tre otros, a Po­chet­ti y los dos nue­vos de­te­ni­dos: Per­la Ay­deé Puen­te Re­sen­dez y su ma­ri­do Car­los Adol­fo Ge­llert.

Puen­te Re­sen­dez es me­xi­ca­na y fue de­te­ni­da en la ciu­dad de Rey­no­sa, en Mé­xi­co, mien­tras que su ma­ri­do fue cap­tu­ra­do en la fron­te­ra, cuan­do bus­ca­ba re­in­gre­sar a Es­ta­dos Uni­dos. Las de­ten­cio­nes las die­ron a co­no­cer a tra­vés de la cuen­ta de Twit­ter de la Pro­cu­ra­du­ría Ge­ne­ral de Mé­xi­co (PGM).

Ge­llert es pri­mo her­mano de Po­chet­ti, y jun­to a Puen­tes Re­sén­dez, su mu­jer, re­si­dían en Es­ta­dos Uni­dos. Fue pre­ci­sa­men­te Puen­tes Re­sén­dez quien asu­mió co­mo di­rec­to­ra de una de las so­cie­da­des in­ves­ti­ga­das en la cau­sa por la­va­do que in­vo­lu­cra a Po­chet­ti y Mu­ñoz.

La asun­ción se pro­du­jo tras las re­nun­cias de Ser­gio To­dis­co y su ex es­po­sa Ma­ría Elizabeth Or­tiz Mu­ni­coy, vin­cu­la­dos a Mu­ñoz y Po­chet­ti y sos­pe­cha­dos por la Jus­ti­cia de ser tes­ta­fe­rros del ma­tri­mo­nio. Am­bos tam­bién fue­ron de­te­ni­dos por or­den de Claudio Bo­na­dio, lue­go se con­vir­tie­ron en impu­tados co­la­bo­ra­do­res, y ya fue­ron ex­car­ce­la­dos.

En la cau­sa de la­va­do, Po­chet­ti, y to­dos los in­vo­lu­cra­dos, es­tán acu­sa­dos por el fis­cal Car­los Stor­ne­lli, de ha­ber “con­for­ma­do una es­truc­tu­ra ju­rí­di­ca, so­cie­ta­ria y ban­ca­ria”, pa­ra la­var di­ne­ro de ori­gen ile­gal” –se­gún do­cu­men­tos en­via­dos des­de Es­ta­dos Uni­dos– ese di­ne­ro se ha­bría in­tro­du­ci­do a tra­vés de la com­pra de 16 pro­pie­da­des en­tre Miami y Nue­va York.

Po­chet­ti y los res­tan­tes in­vo­lu­cra­dos que­da­ron ba­jo in­ves­ti­ga­ción lue­go de que se des­ta­pa­ra el ca­so de los Pa­na­má Pa­pers, que re­ve­ló que Mu­ñoz ha­bía con­tra­ta­do al es­tu­dio Mos­sack Fon­se­ca pa­ra crear una fir­ma offs­ho­re.

CAP­TU­RA­DA CAP­TU­RA­DA. Per­la Ay­deé Puen­te Re­sen­dez y su ma­ri­do, Car­los Ge­llert, pri­mo de Mu­ñoz.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.