Cam­bian las me­di­das: por qué un ki­lo ya no va a pe­sar un ki­lo

cua­tro uni­da­des: el am­pe­rio, el ki­lo­gra­mo, el kel­vin y el mol.

Perfil (Sabado) - - CIENCIA - EN­RI­QUE GARABETYAN

A par­tir de la pró­xi­ma se­ma­na el vie­jo ki­lo ya no se­rá un ki­lo. Tras ca­si un si­glo en el que un ki­lo pe­sa mil gra­mos me­di­do por la bo­cha me­tá­li­ca “pa­trón”, esa an­ti­gua for­ma de pe­sar­lo de­ja­rá de exis­tir. El cam­bio, ade­más, ocu­rri­rá en for­ma si­mul­tá­nea en to­dos los paí­ses del mun­do. Es que el pró­xi­mo vier­nes to­dos los paí­ses fir­ma­rán un acuer­do por el que adop­ta­rán una se­rie de cam­bios fun­da­men­ta­les en sus sis­te­mas de uni­da­des bá­si­cas de me­di­da, in­clu­yen­do el ki­lo­gra­mo, el am­pe­re, el kel­vin y el mol. To­das se­rán re­de­fi­ni­das en for­ma ra­di­cal y en­tra­rán en ple­na vi­gen­cia a par­tir de ma­yo de 2019.

El con­ve­nio a fir­mar­se se lo­gró con un am­plio con­sen­so in­ter­na­cio­nal dis­cu­ti­do por los re­pre­sen­tan­tes de los paí­ses, in­clui­da Ar­gen­ti­na, que se unen en el Bu­reau In­ter­na­cio­nal de Pe­sas y Me­di­das (BIPM).

Y to­dos acep­ta­ron que el “ki­lo­gra­mo” es­tán­dar de­ja­rá de me­dir­se de la ma­ne­ra en que se lo ha­ce des­de ha­ce ya un si­glo: por me­dio de un ki­lo-pa­trón-con­trol, úni­co en el mun­do, cu­yo ejem­plar ori­gi­nal es­tá al­ma­ce­na­do ba­jo sie­te lla­ves en un la­bo­ra­to­rio fran­cés, en con­di­cio­nes cui­da­das de hu­me­dad y tem­pe­ra­tu­ra. Tras la fir­ma, cual­quier ins­ti­tu­ción de me­tro­lo­gía del mun­do po­drá rea­li­zar sus pro­pias me­di­cio­nes de al­ta pre­ci­sión pa­ra po­der sa­ber en de­ta­lle cuán­to es un ki­lo y esa me­di­da ten­drá aho­ra un gra­do de exac­ti­tud de ni­vel ató­mi­co.

“Se­rá el cam­bio más pro­fun­do en es­ta te­má­ti­ca des­de el año 1960”, le di­jo a PER­FIL el in­ge­nie­ro Héc­tor Laiz, ge­ren­te de Me­tro­lo­gía, Ca­li­dad y Am­bien­te del INTI, y miem­bro del Co­mi­té In­ter­na­cio­nal de Pe­sas y Me­di­das, que par­ti­ci­pó en las dis­cu­sio­nes co­mo miem­bro de la de­le­ga­ción ar­gen­ti­na. Y agre­gó: “Des­de ese mo­men­to to­das las uni­da­des de me­di­da se de­fi­ni­rán en ba­se a cons­tan­tes de la na­tu­ra­le­za y de­ja­re­mos de la­do el uso de ar­te­fac­tos, pro­pie­da­des de los ma­te­ria­les o ex­pe­ri­men­tos teó­ri­cos irrea­li­za­bles, tal co­mo has­ta aho­ra su­ce­de”.

“La nue­va op­ción les per­mi­ti­rá a los cien­tí­fi­cos tra­ba- jar con un ma­yor ni­vel de exac­ti­tud pa­ra po­der me­dir las uni­da­des en di­fe­ren­tes lu­ga­res o mo­men­tos”, de­ta­lló Laiz.

Cla­ro que con el trans­cur­so de los años y los avan­ces tec­no­ló­gi­cos, el sis­te­ma de me­di­das fue re­vi­sa­do y ac­tua­li­za­do en va­rias oca­sio­nes. Pe­ro la de la se­ma­na pró­xi­ma es es­pe­cial: “Es la pri­me­ra vez en la his­to­ria que se re­de­fi­ni­rán cua­tro uni­da­des bá­si­cas a la vez y por me­dio de la co­la­bo­ra­ción si­mul­tá­nea de to­do el mun­do”, sos­tu­vo Laiz.

Va­le la pe­na acla­rar que to­dos es­tos c a mbios no afec­ta­rán los usos ni las me­di­cio­nes de la vi­da co­ti­dia­na. “Nin­gún co­mer­cio de­be­rá mo­di­fi­car sus ba­lan­zas, ni na­da por el es­ti­lo. El prin­ci­pal im­pac­to de los cam­bios se ve­rá en la exac­ti­tud de al­gu­nas me­di­cio­nes de al­to ni­vel, que se ha­cen –por ejem­plo– en la­bo­ra­to­rios de cien­cia y tec­no­lo­gía apli­ca­da”, acla­ró Laiz.

La gran di­fe­ren­cia es­tá en que hoy el ki­lo es­tá de­fi­ni­do por un ob­je­to fí­si­co pe­ro a par­tir del acuer­do co­men­za­rá a ba­sar­se en la asig­na­ción de un va­lor re­la­cio­na­do con una cons­tan­te fí­si­ca: la de Planck. “Así ob­ten­dre­mos una me­di­ción más se­gu­ra, ya que hoy se es­ti­ma que el pa­trón ori­gi­nal del ki­lo­gra­mo per­dió, du­ran­te los úl­ti­mos cien años, apro­xi­ma­da­men­te 50 mi­cro­gra­mos, por la pér­di­da de al­gu­nos de sus áto­mos”, con­clu­yó el ex­per­to.

GZA: NIST

EXAC­TI­TUD. El pa­trón ori­gi­nal de ki­lo­gra­mo per­dió en los úl­ti­mos cien años 50 mi­cro­gra­mos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.