Anun­cios y cam­bios de po­lí­ti­ca

El nue­vo acuer­do con el FMI fue pre­sen­ta­do con op­ti­mis­mo por el go­bierno. La po­lí­ti­ca mo­ne­ta­ria que­da li­mi­ta­da, y la apli­ca­ción del nue­vo es­que­ma cam­bia­rio ge­ne­ra in­cer­ti­dum­bre.

Río Negro - Pulso - - Portada - CORRESPONSALÍA CIPOLLETTI

Fi­nal­men­te, se co­no­ció la le­tra chi­ca del nue­vo acuer­do lo­gra­do por el go­bierno na­cio­nal con el Fon­do Mo­ne­ta­rio In­ter­na­cio­nal ( FMI). Se ade­lan­tan fon­dos co­rres­pon­dien­tes a 2020 y 2021, ga­ran­ti­zan­do el fi­nan­cia­mien­to ne­ce­sa­rio pa­ra lle­gar al fi­nal del man­da­to. La no­ti­cia fue ce­le­bra­da co­mo un éxi­to por el go­bierno, en tan­to im­pli­ca­ría a prio­ri que no se­rá ne­ce­sa­rio ape­lar a la to­ma de deuda has­ta fi­nes de 2019.

La con­tra­ca­ra, son las exi­gen­cias que el or­ga­nis­mo in­ter­pu­so en cuan­to a la po­lí­ti­ca mo­ne­ta­ria. La sa­li­da de Luis Capu­to de la con­duc­ción del Ban­co Cen­tral ( BCRA), es ape­nas la pun­ta del ice­berg. El ex fun­cio­na­rio se ne­ga­ba a re­sig­nar la au­to­no­mía del BCRA y el mar­gen de ma­nio­bra pa­ra in­ter­ve­nir en el mer­ca­do cam­bia­rio. Pre­ci­sa­men­te lo que la au­to­ri­dad mo­ne­ta­ria aca­ba de per­der tras la fir­ma del acuer­do.

En efec­to, el anun­cio de no in­cre­men­to de la ba­se mo­ne­ta­ria has­ta ju­nio de 2019 y el lí­mi­te de u$s 150 mi­llo­nes dia­rios pa­ra in­ter­ve­nir en el mer­ca­do cam­bia­rio, co­lo­can la in­de­pen­den­cia del BCRA en su mí­ni­ma ex­pre­sión, li­mi­tán­do­lo so­lo al ma­ne­jo de la ta­sa de in­te­rés me­dian­te la com­pra ven­ta de ac­ti­vos, pa­ra mo­de­rar los agre­ga­dos mo­ne­ta­rios.

La otra pa­ta de los anun­cios, re­fe­ri­da a la po­lí­ti­ca cam­bia­ria, no es me­nos po­lé­mi­ca. El nue­vo es­que­ma pre­vé una ban­da de flo­ta­ción de en­tre $34 y $44, la cual se ac­tua­li­za­rá dia­ria­men­te al 3% men­sual, y co­men­za­rá a re­gir a par­tir de la rue­da de ma­ña­na. So­lo si el ti­po de cam­bio su­pera el lí­mi­te su­pe­rior, el BCRA es­tá au­to­ri­za­do a in­ter­ve­nir con un má­xi­mo de u$s 150 mi­llo­nes dia­rios.

El anun­cio in­clu­ye dos as­pec­tos que ge­ne­ran in­cer­ti­dum­bre. El pri­me­ro re­fie­re a la ac­tua­li­za­ción de las ban­das, la cual pue­de asi­mi­lar­se a una ta­bla que per­mi­te an­ti­ci­par de an­te­mano la po­si­ble di­ná­mi­ca del pre­cio de la di­vi­sa. Im­pli­ca que al mo­men­to de en­trar en vi­gen­cia la nue­va po­lí­ti­ca, ya se sa­brá que el pró­xi­mo mes el lí­mi­te su­pe­rior de la ban­da se­rá $45,32, al mes si­guien­te $46,67 y a fin de año $48,08. Po­der pre­de­cir el va­lor del ti­po de cam­bio, ge­ne­ra un am­plio mar­gen pa­ra el ne­go­cio fi­nan­cie­ro. Una mues­tra cla­ra ya tu­vo lu­gar es­ta se­ma­na. Tras el anun­cio del nue­vo Pre­si­den­te del BCRA, Gui­do Sand­le­ris, los ope­ra­do­res cam­bia­rios tu­vie­ron la cer­te­za de que la en­ti­dad mo­ne­ta­ria no in­ter­ven­dría en el mer­ca­do has­ta que el dó­lar lle­ga­ra a $44. Ese día, la co­ti­za­ción era $39,45, un pre­cio que a to­das lu­ces re­sul­tó ‘ba­ra­to’ res­pec­to al lí­mi­te su­pe­rior de la ban­da. En otras pa­la­bras, el anun­cio no hi­zo más que in­cen­ti­var la co­ti­za­ción al al­za, lo que su­ce­dió en las dos jor­na­das si­guien- tes, cuan­do el pre­cio lle­gó a $42.

El se­gun­do as­pec­to, es el ‘po­der de fue­go’ que tie­ne el BCRA en ca­so que la co­ti­za­ción ex­ce­da el lí­mi­te su­pe­rior de la ban­da de flo­ta­ción. Si se com­pa­ra con el mon­to de las in­ter­ven­cio­nes apli­ca­das por Stur­ze­neg­ger y Capu­to des­de el ini­cio de la co­rri­da, el lí­mi­te de u$s 150 mi­llo­nes lu­ce co­mo muy aco­ta­do. Stur­ze­neg­ger lle­gó a ven­der u$s 1.000 mi­llo­nes en una so­la rue­da cuan­do in­ten­ta­ba que el dó­lar no su­pere los $ 22 allá por el mes de abril. La pre­gun­ta es ¿qué su­ce­de si el ti­po de cam­bio su­pera el lí­mi­te de los $44, y los u$s 150 mi­llo­nes no al­can­zan pa­ra con­te­ner la subida del pre­cio?

En cuan­to al ti­po de cam­bio, es evi­den­te que la in­ten­ción del FMI, es que el pre­cio del dó­lar al­can­ce el equi­li­brio vía de­man­da. Hoy por hoy, na­die pue­de pre­de­cir cuál es ese pre­cio, y en ese sen­ti­do, la ban­da de flo­ta­ción es un in­ten­to de con­te­ner ese im­pul­so.

Des­de el ini­cio de la co­rri­da en el mes de abril, cuan­do la co­ti­za­ción era de $20,84, la de­va­lua­ción ya lle­ga al 101,5%. Tras los anun­cios del úl­ti­mo miér­co­les, la co­ti­za­ción cre­ció un 6,46%. Res­ta co­no­cer cuál se­rá la di­ná­mi­ca en el mer­ca­do des­de es­te lu­nes, cuan­do el nue­vo es­que­ma de po­lí­ti­ca cam­bia­ria en­tra­rá en vi­gen­cia ple­na.

El acuer­do ru­bri­ca­do con el or­ga­nis­mo mul­ti­la­te­ral li­mi­ta se­ria­men­te la au­to­no­mía del Ban­co Cen­tral pa­ra ha­cer po­lí­ti­ca mo­ne­ta­ria. “El nue­vo acuer­do in­cor­po­ra ini­cia­ti­vas de po­lí­ti­ca fis­cal, mo­ne­ta­ria y cam­bia­ra ne­ce­sa­rias pa­ra su­pe­rar la vo­la­ti­li­dad”. Ni­co­lás Du­jov­ne, mi­nis­tro de Ha­cien­da de la Na­ción

Con­jun­ta. Los anun­cios lle­ga­ron en bo­ca del Mi­nis­tro Du­jov­ne y de la ti­tu­lar del FMI Ch­ris­ti­ne La­gar­de.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.