A VO­LAR EN EL CE­RRO OT­TO

CON EL ZIPLINE PO­DÉS DESLIZARTE CON UN DES­PLA­ZA­MIEN­TO SI­MI­LAR A UN VUE­LO RA­SAN­TE DE UN AVE

Río Negro - Voy - - ¿ Qué Hay Para Hacer? -

El Zipline, es un plan di­fe­ren­te pa­ra dis­fru­tar de la sen­sa­ción de vo­lar en el ce­rro Ot­to, en el com­ple­jo Pie­dras Blan­cas.

La pro­pues­ta con­sis­te en des­li­zar­se por un ca­ble des­de una pla­ta­for­ma has­ta un pues­to de lle­ga­da.

Son en to­tal 1.500 me­tros de vue­lo por la mon­ta­ña, en­tre el bos­que, que se atra­vie­sa a gran ve­lo­ci­dad y en una po­si­ción si­mi­lar al vue­lo ra­san­te de un ave. Se pue­de rea­li­zar el tra­yec­to a la par de otra per­so­na pa­ra di­ver­tir­se en com­pa­ñía.

Pa­ra lle­gar al pri­mer ca­ble, se rea­li­za una ca­mi­na­ta de 35 mi­nu­tos por el bos­que, acom­pa­ña­da por un guía. Un paseo ideal pa­ra en­trar en con­fian­za con los aven­tu­re­ros.

A di­fe­ren­cia del Ca­nopy, en el Zipline se vue­la de ma­ne­ra ho­ri­zon­tal y la se­gu­ri­dad es­tá ga­ran­ti­za­da con nor­mas in­ter­na­cio­na­les y doble fre­na­do au­to­má­ti­co. La per­so­na va ajus­ta­da a un ar­nés que en­gan­cha con una po­lea fi­ja al ca­ble de des­li­za­mien­to y a un se­gun­do ca­ble de se­gu­ri­dad. Ade­más se uti­li­za casco.

Pa­ra in­cur­sio­nar en Zipline no se re­quie­re ex­pe­rien­cia ni en­tre­na­mien­to pre­vio, so­lo pres­tar aten­ción a las in­di­ca­cio­nes del ins­truc­tor. Hay que te­ner en cuen­ta que al acer­car­se a la pla­ta­for­ma de lle­ga­da el sis­te­ma ba­ja la ve­lo­ci­dad has­ta pa­sar a los fre­nos que te de­tie­nen por com­ple­to.

¿Dón­de se ha­ce? Com­ple­jo Pie­dras Blan­cas, en ce­rro Ot­to. Se pue­de lle­gar en vehícu­lo par­ti­cu­lar o en trans­fer (tie­ne cos­to adi­cio­nal). Ofi­ci­na cen­tral Qua­glia 242 local 10 o al tel. 294 4430417. Cos­to: $ 800 (in­clu­ye equi­po y des­cen­so en dos tra­mos)

Adre­na­li­na. Son 1.500 me­tros de vue­lo ra­san­te en la mon­ta­ña.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.