La ali­men­ta­ción in­fan­til, cla­ve en el desa­rro­llo

Es fun­da­men­tal pa­ra me­jo­rar la su­per­vi­ven­cia de los ni­ños pe­que­ños y pa­ra el cre­ci­mien­to.

Salud - - SALUD + PEDIATRÍA -

La ali­men­ta­ción del lac­tan­te y del ni­ño pe­que­ño es fun­da­men­tal pa­ra me­jo­rar la su­per­vi­ven­cia in­fan­til y fo­men­tar un cre­ci­mien­to y desa­rro­llo sa­lu­da­bles, des­ta­có re­cien­te­men­te la Or­ga­ni­za­ción Mun­dial de la Sa­lud (OMS).

En el mar­co de esos da­tos, la en­ti­dad des­ta­ca que los pri­me­ros dos años de la vi­da del ni­ño son es­pe­cial­men­te im­por­tan­tes, ya que la nu­tri­ción óp­ti­ma du­ran­te es­te pe­rio­do re­du­ce la mor­bi­li­dad y la mor­ta­li­dad, así co­mo el ries­go de en­fer­me­da­des cró­ni­cas, y me­jo­ra el desa­rro­llo ge­ne­ral.

La lac­tan­cia ma­ter­na es cla­ve, ya que per­mi­ti­ría sal­var la vi­da de más de 820 mil me­no­res de 5 años to­dos los años.

Tan­to la OMS, co­mo Uni­cef, re­co­mien­dan el ini­cio in­me­dia­to de la lac­tan­cia ma­ter­na en la pri­me­ra ho­ra de vi­da; así co­mo la lac­tan­cia ex­clu­si­va­men­te ma­ter­na du­ran­te los pri­me­ros seis me­ses de vi­da y la in­tro­duc­ción de ali­men­tos com­ple­men­ta­rios se­gu­ros y nu­tri­cio­nal­men­te ade­cua­dos a par­tir de los seis me­ses, con­ti­nuan­do la lac­tan­cia ma­ter­na has­ta los dos años o más. La le­che ma­ter­na pue­de apor­tar más de la mi­tad de las ne­ce­si­da­des ener­gé­ti­cas del ni­ño en­tre los 6 y los 12 me­ses, y un ter­cio en­tre los 12 y los 24 me­ses. Tam­bién es fuen­te de ener­gía y nu­trien­tes du­ran­te las en­fer­me­da­des, y re­du­ce la mor­ta­li­dad en ni­ños malnu­tri­dos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.