FEED­LOT.

Un pro­duc­tor de Car­los Te­je­dor tu­vo la vi­sión de in­te­grar el en­gor­de de ga­na­do bo­vino a co­rral con la pro­duc­ción de ener­gía eléc­tri­ca y biofertilizantes.

Super Campo - - Sumario - Por Eduar­do Bus­tos.

El IPCVA reali­zó una jor­na­da a cam­po en un es­ta­ble­ci­mien­to de Car­los Te­je­dor don­de el en­gor­de a co­rral for­ma par­te de un sis­te­ma que ge­ne­ra ener­gía eléc­tri­ca y biofertilizantes.

CON UNA IN­VER­SIÓN de 300.000 dó­la­res, Luis Ur­dan­ga­rin, pro­duc­tor de Car­los Te­je­dor, de­ci­dió in­cur­sio­nar con su cam­po en la pro­duc­ción de ener­gía de al­ter­na­ti­va, que ven­de a la coo­pe­ra­ti­va lo­cal a par­tir de la pro­duc­ción de gas me­tano ge­ne­ra­do por los efluentes pro­ve­nien­tes de su feed­lot La Mi­cae­la. En 2017, el es­ta­ble­ci­mien­to fac­tu­ró por ener­gía unos 950.000 pe­sos y la ven­ta de car­ne re­pre­sen­tó unos 8 mi­llo­nes de pe­sos al año. La pro­duc­ción de bio­ener­gía re­pre­sen­ta cer­ca del 10 por cien­to del mo­vi­mien­to to­tal de di­ne­ro de la em­pre­sa.

El feed­lot fue cons­trui­do en un sec­tor del cam­po de 258 hec­tá­reas, con una ca­pa­ci­dad ho­te­le­ra pa­ra el en­gor­de de 1.000 va­cu­nos. La mi­tad es alo­ja­da en co­rra­les con pi­so de hor­mi­gón, la otra mi­tad, en co­rra­les con pi­so de tie­rra.

Del to­tal del cam­po, se des­ti­nan a la agri­cul­tu­ra 55 hec­tá­reas de muy bue­na ca­li­dad y otras 50 con me­nor ca­li­dad: “Nos per­mi­te ge­ne­rar ali­men­tos en con­di­cio­nes muy bue­nas pa­ra nues­tros ani­ma­les”, con­sig­na el ga­na­de­ro.

“En el cam­po te­ne­mos 150 hec­tá­reas con una ca­li­dad de re­gu­la­res pa­ra aba­jo, don­de ‘Cul­ti­va­mos pe­lo de chan­cho de pri­me­ra’”, iro­ni­za el pro­duc­tor cuan­do le cuen­ta a Su­per CAM­PO el desa­rro­llo del pro­yec­to. És­te es el cam­po que eli­gió el IPCVA pa­ra una nue­va pre­sen­ta­ción.

A la su­per­fi­cie to­tal del cam­po La Mi­cae­la, se le su­ma­ron 190 hec­tá­reas al­qui­la­das a una her­ma­na, de las cua­les 100 son to­tal­men­te agrí­co­las “en las que sem­bra­mos los ali­men­tos pa­ra los ani­ma­les y las 90 res­tan­tes son de pas­ti­za­les na­tu­ra­les”, de­ta­lla el pro­duc­tor.

En los dos co­rra­les cons­trui­dos con pi­so de hor­mi-

gón, ca­da ani­mal necesita un pro­me­dio de tres me­tros cua­dra­dos pa­ra hos­pe­dar­se: en la par­te de tie­rra se ne­ce­si­tan 20 me­tros cua­dra­dos por ca­be­za.

Los co­rra­les de hor­mi­gón tie­nen una ca­lle in­ter­na pa­ra fa­ci­li­tar la lim­pie­za y el tras­la­do del es­tiér­col a la pi­le­ta en la que lue­go se­rá tra­ta­do pa­ra ge­ne­rar el pro­ce­so de bio­di­ges­tión que ter­mi­na­rá con la ge­ne­ra­ción del gas me­tano. MA­NE­JO. Los co­rra­les con pi­so de ce­men­to es­tán equi­pa­dos con me­dia som­bra y un sis­te­ma de as­per­so­res uti­li­za­dos en días de mu­cho ca­lor pa­ra man­te­ner con­for­ta­bles a los ani­ma­les.

Ade­más de en­gor­dar los ani­ma­les a co­rral, tam­bién “te­ne­mos unos 150 vien­tres que nos per­mi­ten ob­te­ner el 20 por cien­to de los ter­ne­ros que se man­dan a en­gor­de con 185 ki­los. La re­cría la ha­ce­mos a cam­po so­bre pas­tu­ras de al­fal­fa, fes­tu­ca, tré­bol blanco y lo­tus du­ran­te gran par­te del año, pe­ro en in­vierno se ha­ce a co­rral”, ex­pli­ca el pro­duc­tor.

“En di­fe­ren­tes épo­cas del año, los ani­ma­les son lle­va­dos a los ba­jos pa­ra ali­men­tar­los lo me­jor po­si­ble y me­jo­rar la ca­li­dad de los sue­los que no son pas­ta­dos con el bio­fer­ti­li­zan­te or­gá­ni­co”, agre­ga Ur­da­ga­rín.

El feed­lot La Mi­cae­la se au­to­abas­te­ce: “La to­ta­li­dad de los ali­men­tos se pro­du­cen en nues­tro cam­po, se pre­pa­ran con si­lo de plan­ta en­te­ra, sor­go, maíz, ce­ba­da y al­fal­fas. Los nú­cleos pro­tei­cos se com­pran a pro­vee­do­res de la zo­na”, de­ta­lla el em­pre­sa­rio. RE­PO­SI­CIÓN. La re­po­si­ción se rea­li­za con un 20 por cien­to de ha­cien­da pro­pia “el res­to de los ani­ma­les, hem­bras y ma­chos, los com­pro en for­ma par­ti­cu­lar en cam­pos de la zo­na, yo los eli­jo, los co­ti­zo y pa­go al pro­duc­tor”, ase­gu­ra el ga­na­de­ro por vo­ca­ción, se­gún se de­fi­nió

En el área ga­na­de­ra de Agroac­ti­va se rea­li­za­ron re­ma­tes, char­las, ven­ta de ani­ma­les de ca­ba­ña y di­ná­mi­cas con es­pe­cia­lis­tas des­ta­ca­dos.

La ma­te­ria pri­ma, el es­tier­col, una vez uti­li­za­do es asig­na­do a otra pi­le­ta pa­ra su di­se­ca­do y se uti­li­za co­mo nu­trien­te pa­ra las pas­tu­ras.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.