Al va­deo por char­cos con sa­bor a glo­ria.

En la zo­na de las la­gu­nas De Gó­mez y El Car­pin­cho, re­le­va­mos pe­que­ños es­pe­jos de agua muy po­co fre­cuen­ta­dos, y lo­gra­mos com­ba­ti­vos ejem­pla­res con se­ñue­los y mos­cas.

Weekend - - CONTENIDO - Por Wil­mar Me­rino.

En la zo­na de las la­gu­nas De Gó­mez y El Car­pin­cho, Ju­nín, re­le­va­mos pe­que­ños es­pe­jos de agua muy po­co fre­cuen­ta­dos, y lo­gra­mos com­ba­ti­vas ta­ra­ri­ras con se­ñue­los y mos­cas.

No al­can­zan en sta­tus de la­gu­nas. Char­cos gran­des se­ría lo que me­jor pue­de de­fi­nir­los pues ra­ra vez su­pe­ran el par de hec­tá­reas. Son pe­que­ños es­pe­jos de agua en cer­ca­nías de la ciu­dad de Ju­nín, a la ve­ra de los ca­mi­nos de tie­rra o den­tro de cam­pos pri­va­dos que –por esas co­sas de los tras­va­ses de agua y la eco­lo­gía– se han con­ver­ti­do en pe­que­ños eco­sis­te­mas. Y co­mo ta­les, cuen­tan con sus pre­da­do­res. En es­te ca­so, nues­tro ob­je­ti­vo del día: las ta­ra­ri­ras.

El guía zo­nal que ha­ce es­tos scou­tings en cer­ca­nías de Ju­nín es Da­niel Fe­rrey­ra, de Fe­rrey­ra Fis­hing, a quien ve­nía­mos si­guien­do en re­des so­cia­les no só­lo por sus bue­nas pes­cas de ta­ra­ri­ras sino tam­bién de car­pas en fly cast.

Es­ta vez la pro­pues­ta fue re­le­var al­gu­na de las pe­que­ñas es­truc­tu­ras men­cio­na­das, con­ven­ci­dos de que Ju­nín no es só­lo La­gu­na de Gó­mez o El Car­pin­cho, los cen­tros tu­rís­ti­cos por ex­ce­len­cia, sino tam­bién es­tas aguas me­no­res que ofre­cen al pes­ca­dor in­quie­to la po­si­bi­li­dad de una bús­que­da in­te­li­gen­te, tra­ba­jan­do a con­cien­cia pa­ra sa­car lo me­jor de ca­da char­co.

Y es que en es­tos es­pa­cios chi­cos no hay lu­gar pa­ra más de dos o tres pes­ca­do­res, pues su­mar más ca­ñas –que en es­te ca­so son más pier­nas va­dean­do y re­vol­vien­do el fon­do– al­te­ra­rían el ám­bi­to, im­pi­dien­do una pes­ca co­rrec­ta y bien pen­sa­da, al aler­tar a las po­si­bles pre­sas de que al­go no an­da bien por allí o di­rec­ta­men­te po­nién­do­las en fu­ga.

Si bien hay va­rios de es­tos ám­bi­tos de ac­ce­so pú­bli­co, es­ta ca­rac­te­rís­ti­ca de so­por­tar mal una pre­sión de pes­ca in­ten­sa (y mu­cho más cuan­do no es con de­vo­lu­ción) ha­ce que los me­jo­res rin­des se ob­ten­gan en ám­bi­tos ubi­ca­dos den­tro de cam­pos pri­va­dos, a los que nues­tro guía tie­ne ac­ce­so.

Pac­ta­do el pun­to de en­cuen­tro en Ru­ta 65 y 7, se­gui­mos a Da­niel a uno de es­tos la­gu­no­nes que, de en­tra­da, nos sor­pren­dió por su be­lle­za: jun­cos en­mar­can­do el ám­bi­to, ve­ge­ta­ción su­mer­gi­da que no lle­ga­ba a su­per­fi­cie

lo que per­mi­tía ope­rar con se­ñue­los de flo­te y sub­su­per­fi­cie, aguas cris­ta­li­nas y un fon­do de ex­ten­sión du­ro, don­de el va­deo no era di­fi­cul­to­so.

Ar­ma­mos equi­pos de bait con ca­ñas cor­tas de has­ta 1,80 m, re­eles ti­po 201 con mul­ti­fi­la­men­to de 30 li­bras (1 lb = 453,592 g) y lea­de­res cor­tos sin es­me­ri­llón ade­lan­te pa­ra evi­tar jun­tar mu­gre. En cuan­to al fly­cast, Da­niel op­tó por una ca­ña 6 con lí­nea de flo­te y, co­mo en­ga­ños, una va­ria- da ga­ma de pop­pers y al­gu­nos ra­to­nes de pe­lo de cier­vo.

En bait y fly­cast

Co­mo di­ji­mos, ini­cia­mos los in­ten­tos pla­ni­fi­can­do la pes­ca. Pri­me­ro, en fun­ción del vien­to, eli­gien­do dos o tres pun­tos de la la­gu­na a tra­ba­jar, don­de el agua no su­fría tan­to es­te fac­tor. Se­gun­do, re­ser­van­do una zo­na pa­ra que Da­niel prac­ti­ca­ra fly­cast mien­tras que jun­to a Wal­ter Gas­tal­di (otro exi­mio pes­ca­dor se­ñue­le­ro aman­te de es­te ti­po de scou­tings) las ten­tá­ba­mos en bait.

En mi ca­so, usan­do se­ñue­los de sub­su­per­fi­cie, in­clu­yen­do al­gu­nos cranks y ra­nas de su­per­fi­cie a los que, ado­sán­do­les cu­cha­ras o hé­li­ces de­lan­te­ras, los ha­cía tra­ba­jar ape­nas unos cen­tí­me­tros de­ba­jo. En tan­to, Wal­ter pro­ba­ba un se­ñue­lo VML De­pre­da­tor que pe­cha agua en su­per­fi­cie al ac­cio­nar­lo con ti­ro­nes y arras­tres. De en­tra­da, tu­vi­mos suer­te en el bait­cast pe­ro las ta­rus es­ta­ban un po­co errá­ti­cas. Fi­nal­men­te, cer­ca del me­dio­día, los ata­ques em­pe­za­ron a dar en el blan­co. Po­nien­do cu­cha­ras de­lan­te de se­ñue­los vo­lu­mi­no­sos co­mo ra­tas de go­ma o min­nows tam­bién de lá­tex, co­men­cé a pi­car en pun­ta con al­gu­nas ta­ru­chas de uno a 1,5 ki­los. Wal­ter tam­bién co­men­zó a re­ci­bir den­te­lla­das en su­per­fi­cie, lo­gran­do ejem­pla­res en ese ran­go, y a Da­niel le cos­ta­ba un po­co más cla­var­las, aun­que ya las ta­rus co­men­za­ban a acer­tar­le a su pop­per. Sin em­bar­go, tras un breve com­ba­te, in­de­fec­ti­ble­men­te se le des­pren­dían.

Fi­nal­men­te, Fe­rrey­ra em­pe­zó a te­ner éxi­to con ta­rus muy com­ba­ti­vas, que eran un pla­cer des­de el ata­que mis­mo, pues mu­chas ve­ces se­guían al pop­per un me­tro o dos an­tes del arre­ba­to y, si erra­ban, se que­da­ban en la zo­na –la cla­ri­dad del agua per­mi­tía ver­las–, por lo que bas­ta­ba vol­ver a ten­tar­las pa­ra que el pes­ca­dor pu­die­ra pin­char­las.

Cam­bian­do de la­gu­ni­ta

Tras lo­grar el ob­je­ti­vo en es­te ám­bi­to y ha­bien­do ago­ta­do los tres pun­tos men­cio­na­dos en la pla­ni­fi­ca­ción ini­cial, vol­vi­mos a la ca­mio­ne­ta y cam­bia­mos de la­gu­ni­ta tras re­co­rrer unos po­cos ki­ló­me­tros. Otra vez re­pe­tía­mos la ce­re­mo­nia de pla­ni­fi­car la es­tra­te­gia, car­gar en el bol­si­to los se­ñue­los ade­cua­dos y… pa­tas al agua. En ca­da ca­so, si bien po­día­mos vol­ver a em­pe­zar una vez

Con pop­pers, el fly cast tam­bién es efec­ti­vo en es­tas aguas cris­ta­li­nas. Y el bait con ra­nas an­ti­en­gan­ches es le­tal.

to­mar la au­to­pis­ta Ac­ce­so Oes­te rum­bo a Lu­ján. Es­ta es la Ru­ta 7 que pa­sa por San An­drés de Gi­les, Car­men de Are­co, bor­dea Cha­ca­bu­co y Ju­nín. Des­de el Con­gre­so (Km 0), el tra­yec­to tie­ne unos 265 ki­ló­me­tros.Da­niel Fe­rrey­ra, de Fe­rrey­ra Fis­hing, cuen­ta con ac­ce­so a va­rios cam­pos con la­gu­nas ren­di­do­ras pa­ra ta­ra­ri­ras (só­lo pes­ca con se­ñue­los y mos­cas), y tam­bién con ca­na­les muy po­bla­dos de car­pas, ofre­cien­do sa­li­das guia­das ex­clu­si­vas pa­ra pes­car en fly­cast es­ta es­pe­cie. Tel.: (0236) 15-4411837. Fa­ce­book: Fe­rrey­ra Fis­hing, e-mail: fe­rrey­ra­fis­hing@ gmail.com

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.