ES­PA­CIOS CA­DA VEZ MÁS PER­SO­NA­LI­ZA­DOS

LA TEN­DEN­CIA AC­TUAL EN DE­CO­RA­CIÓN DE IN­TE­RIO­RES RES­PON­DE A LOS USOS Y NE­CE­SI­DA­DES DE LAS PER­SO­NAS.

Edifica Press - - DISEÑO | INTERIOR -

Ecléc­ti­ca, ver­sá­til y per­so­na­li­za­da. Así es la ten­den­cia ac­tual en de­co­ra­ción de in­te­rio­res, ca­rac­te­ri­zán­do­se por fu­sio­nar más de dos es­ti­los den­tro de un mis­mo am­bien­te. Es­ta fu­sión se pue­de apre­ciar en el uso de dis­tin­tos ma­te­ria­les, colores y tex­tu­ras en las pa­re­des, re­ves­ti­mien­tos, mo­bi­lia­rios y ob­je­tos de­co­ra­ti­vos.

Ac­tual­men­te, los es­pa­cios cum­plen di­ver­sas fun­cio­nes, por lo que tie­nen que adap­tar­se a dis­tin­tos usua­rios y mo­men­tos. Ade­más, la ten­den­cia se mar­ca por es­pa­cios per­so­na­li­za­dos que re­fle­jen la iden­ti­dad cul­tu­ral y el es­ti­lo de vi­da del usua­rio.

“Es im­por­tan­te des­ta­car que el di­se­ño de in­te­rio­res hoy se apli­ca a mu­chos es­pa­cios confinados (de di­men­sio­nes re­du­ci­das), que exi­gen ha­cer un es­tu­dio er­go­no­mé­tri­co pa­ra apro­ve­char cen­tí-

Los ob­je­tos de­co­ra­ti­vos son re­cuer­dos del usua­rio a lo lar­go de su vi­ven­cia, sien­do ubi­ca­dos en vi­tri­nas o re­cua­dros. La ten­den­cia ac­tual tam­bién es ecléc­ti­ca, ca­rac­te­ri­zán­do­se por fu­sio­nar más de dos es­ti­los den­tro de un mis­mo am­bien­te. Es­ta fu­sión se apre­cia en el uso de dis­tin­tos ma­te­ria­les, colores y tex­tu­ras en las pa­re­des, re­ves­ti­mien­tos, mo­bi­lia­rios y ob­je­tos de­co­ra­ti­vos

me­tro a cen­tí­me­tro de ca­da es­pa­cio, con la pre­mi­sa de ser siem­pre fun­cio­nal”, ex­pli­ca Eduar­do Bal­de­lo­mar, ar­qui­tec­to de in­te­rio­res.

Bal­de­lo­mar se­ña­la que un ar­qui­tec­to de in­te­rio­res de­be plan­tear una dis­tri­bu­ción de am­bien­tes sin en­tor­pe­cer el uso de dos o más am­bien­tes a la vez. “En un es­pa­cio re­du­ci­do es re­co­men­da­ble apro­ve­char las al­tu­ras, pro­po­ner el mo­bi­lia­rio de pa­red a pa­red y de pi­so a te­cho, plan­tear mo­no­am­bien­tes con áreas de tra­ba­jo bien de­li­mi­ta­das y que al ver­se abier­tos den una sen­sa­ción de am­pli­tud”, sos­tie­ne.

ES­PA­CIOS PER­SO­NA­LI­ZA­DOS

Cuan­do ha­bla de es­pa­cios per­so­na­li­za­dos, Bal­de­lo­mar se re­fie­re a aque­llos cu­yo di­se­ño in­te­rior res­pon­de a los gus­tos y ne­ce­si­da­des de la per­so­na que lo va a habitar de ma­ne­ra per­ma­nen­te.

En es­te sen­ti­do, los ob­je­tos de­co­ra­ti­vos ge­ne­ral­men­te son re­cuer­dos que se van re­co­lec­tan­do del usua­rio a lo lar­go de su vi­ven­cia (via­jes), sien­do ubi­ca­dos en vi­tri­nas o re­cua­dros que los mag­ni­fi­quen, se­gún el ex­per­to.

La fo­to­gra­fía es el ar­te más apre­cia­do al mo­men­to de des­ta­car áreas so­cia­les, la cual se com­ple­men­ta con es­cul­tu­ras y los libros de la ca­sa, re­fle­jan­do el es­ti­lo de vi­da de las per­so­nas que la ha­bi­tan.

En San­ta Cruz, par­ti­cu­lar­men­te, se uti­li­zan los colores bá­si­cos (blancos y gri­ses) en los mu­ros, ha­cien­do con­tras­te con pa­re­des o vo­lú­me­nes im­por­tan­tes den­tro de ca­da am­bien­te, dán­do­le un aca­ba­do di­fe­ren­te, ya sea con em­pa­pe­la­dos, tex­tu­ra­dos y re­ves­ti­mien­to.

La ilu­mi­na­ción jue­ga un rol es­tra­té­gi­co pa­ra des­ta­car ca­da uno de los ob­je­tos y trans­mi­tir ca­li­dez a ca­da es­pa­cio en la de­co­ra­ción de am­bien­tes in­te­rio­res

En San­ta Cruz se uti­li­zan los colores blancos y gri­ses en los mu­ros

Newspapers in Spanish

Newspapers from Bolivia

© PressReader. All rights reserved.