Muer­te de Gil­ber­to Be­net­ton po­ne en apu­ros al clan fa­mi­liar

El má­xi­mo eje­cu­ti­vo del hol­ding ita­liano Edi­zio­ne de­jó ca­bos suel­tos en la lí­nea de su­ce­sión; aún no se de­fi­ne quien ocu­pa­rá su lu­gar. Sue­nan nom­bres

El Deber - Dinero (Bolivia) - - MANAGEMENT -

Des­pués de di­fun­dir­se la no­ti­cia del fa­lle­ci­mien­to de Gil­ber­to Be­net­ton, ar­qui­tec­to del em­po­rio tex­til que lle­va su ape­lli­do y ce­re­bro de la di­ver­si­fi­ca­ción del ne­go­cio fa­mi­liar, sur­gen som­bras so­bre el rum­bo que de­be em­pren­der el clan ita­liano. La en­cru­ci­ja­da es­tá cen­tra­da en la su­ce­sión del mag­na­te, que acu­mu­ló un pa­tri­mo­nio ne­to cer­cano a $us 2.500 mi­llo­nes, se­gún el ín­di­ce de mul­ti­mi­llo­na­rios de Bloom­berg.

Si bien su her­mano ma­yor, Lu­ciano, de 83 años, siem­pre par­ti­ci­pó di­rec­ta­men­te en el gru­po Be­net­ton y vol­vió a to­mar las rien­das el año pa­sa­do, con el fin de mo­der­ni­zar­lo en un tiem­po de ines­ta­bi­li­dad, era Gil­ber­to quien se­guía sien­do la voz más im­por­tan­te a la ho­ra de de­ci­dir en ma- te­ria de in­ver­sio­nes y es­tra­te­gia.

Va­le recordar que en la dé­ca­da de los 90 el gru­po fa­mi­liar se ex­pan­dió pri­me­ro a res­tau­ran­tes de ca­rre­te­ra, par­te del ac­tual gru­po Au­to­grill, y lue­go a con­ce­sio­nes de au­to­pis­tas y ae­ro­puer­tos a tra- vés de Atlan­tia. Es­tas lu­cra­ti­vas con­ce­sio­nes cul­mi­na­ron con la com­pra de Aber­tis. Edi­zio­ne, el hol­ding fa­mi­liar, con­tro­la un ne­go­cio que su­pera los $us 14.000 mi­llo­nes, se­gún el dia­rio es­pa­ñol El País. La ra­ma tex­til, que aún con­tro­lan, pro­du­ce pér­di­das; aho­ra so­lo su­po­ne el 5% del va­lor de la car­te­ra de Edi­zio­ne.

Aun­que los Be­net­ton ya han op­ta­do en los úl­ti­mos años por in­te­grar per­so­nal que no per­te­ne­ce a la fa­mi­lia, tam­bién re­sal­tan nom­bres de la se­gun­da ge­ne­ra­ción de in­ver­sio­nis­tas, co­mo Sa­bri­na Be­net­ton, hi­ja de Gil­ber­to.

En es­te con­tex­to, tam­bién emer­ge la fi­gu­ra de Mar­co Pa­tuano, con­se­je­ro de­le­ga­do de Edi­zio­ne des­de enero de 2017 y res­pon­sa­ble de que los Be­net­ton se ha­yan he­cho con una im­por­tan­te par­ti­ci­pa­ción de Cell­nex. No en vano, Pa­tuano co­no­ce muy bien el sec­tor de las te­le­co­mu­ni­ca­cio­nes: fue CEO de Te­le­com Ita­lia en­tre 2011 y 2016.

En es­ta co­yun­tu­ra que se pre­sen­ta en Ita­lia, dis­tin­tos ana­lis­tas es­pe­cia­li­za­dos en em­pre­sas fa­mi­lia­res ob­ser­van que fal­ta de pre­vi­sión, la in­su­fi­cien­te for­ma­ción del su­ce­sor y las ten­sio­nes in­ter­nas pue­den des­en­ca­de­nar gol­pes eco­nó­mi­cos que afec­ten al clan ita­liano.

EL DE­BER

Be­net­ton. El eje­cu­ti­vo de 77 años fa­lle­ció la se­ma­na pa­sa­da. No era una fi­gu­ra pú­bli­ca, pe­ro sí quien to­ma­ba las prin­ci­pa­les de­ci­sio­nes en Edi­zio­ne

Newspapers in Spanish

Newspapers from Bolivia

© PressReader. All rights reserved.