HAY QUE FOR­MAR

PER­SO­NAS RES­PON­SA­BLES

El Deber - Extra (Bolivia) - - Vida Y Pareja - Rosa Ma­ría Va­len­cia. Se­cre­ta­ria Mu­ni­ci­pal de Desa­rro­llo So­cial

Los ado­les­cen­tes tie­nen de­re­cho a di­ver­tir­se o re­crear­se en fies­tas pe­ro hay ries­gos a los que se ex­po­nen cuan­do esos fes­te­jos caen en ex­ce­sos (si se fo­men­ta el con­su­mo ex­ce­si­vo de al­cohol o dro­gas) o si no hay una su­per­vi­sión ade­cua­da de per­so­nas adul­tas.

Los más vul­ne­ra­bles son aque­llos ado­les­cen­tes que su- fren ca­ren­cias afec­ti­vas o que no tie­nen un con­trol opor­tuno de sus pa­dres. En esos ca­sos pue­den ver­se in­fluen­cia­dos ne­ga­ti­va­men­te por ter­ce­ras per­so­nas po­nien­do en ries­go sus vi­das o co­me­tien­do irre­gu­la­ri­da­des que lue­go los en­fren­ta a la ley.

Con res­pec­to a las 'confra' he­mos pues­to to­do nues­tro es­fuer­zo para fre­nar esas fies­tas clan­des­ti­nas. Se ha rea­li­za­do un tra­ba­jo in­te­ri­ns­ti­tu­cio­nal. Los di­rec­to­res de co­le­gio han for­ma­do par­te ac­ti­va en es­ta la­bor al de­nun­ciar va­rios de esos ca­sos.

Las fies­tas ‘confra’ es­tán prohi­bi­das por­que fo­men­tan la co­rrup­ción de me­no­res. Son or­ga­ni­za­das por jó­ve­nes y en oca­sio­nes con el apo­yo de los pro­pios pa­dres de fa­mi­lia. He­mos ini­cia­do una la­bor de con­cien­cia­ción co­lec­ti­va. Es­te úl­ti­mo mes no he­mos re­ci­bi­do de­nun­cias.

Hay ado­les­cen­tes que creen que por ser me­no­res de edad no se les pue­de ha­cer na­da. De­ben sa­ber que an­te una in­frac­ción con­tra la Ley son lle­va­dos an­te un Juez de la Ni­ñez, quien es­ta­ble­ce san­cio­nes.

El con­su­mir be­bi­das al­cohó­li­cas y con­du­cir un vehícu­lo es un ries­go gra­ví­si­mo. He­mos vis­to có­mo se han per­di­do tan­tas vi­das. Para evi­tar­lo es im­por­tan­te que los pa­dres man­ten­gan una co­mu­ni­ca­ción per­ma­nen­te con sus hijos. Los ado­les­cen­tes al igual que los adul­tos en­fren­tan mo­men­tos di­fí­ci­les. De­ben re­for­zar­les su au­to­es­ti­ma e in­cul­car­les va­lo­res que les per­mi­tan for­mar­se co­mo per­so­nas res­pon­sa­bles y co­no­ce­do­ras de sus de­re­chos y obli­ga­cio­nes. Los maes­tros e ins­ti­tu­cio­nes de­ben con­tri­buir aler­tan­do so­bre los ries­gos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Bolivia

© PressReader. All rights reserved.