CO­RRIEN­TES EN EL IS­LAM

El Deber - Séptimo Día - - Informe Internacional -

UNA RE­LI­GIÓN, VA­RIAS CO­RRIEN­TES

El pri­mer cis­ma (o di­vi­sión) sur­gió tras la muer­te de Maho­ma a cau­sa del su­ce­sor. ¿De­be­ría ser ele­gi­do por la co­mu­ni­dad o su­ce­der­le al­guien de su fa­mi­lia?

SUNITAS

Los su­níes, cu­yo nom­bre sig­ni­fi­ca los que si­guen el Co­rán y la Sun­na (el ejem­plo del pro­fe­ta Maho­ma) op­ta­ron por ele­gir al su­ce­sor. Pa­ra ellos, la au­to­ri­dad ema­na de las fuen­tes es­cri­tas, es de­cir, el Co­rán y los Ha­di­ces (re­co­pi­la­cio­nes de los di­chos y he­chos de Maho­ma). Pa­ra los su­níes la Sha­ria es inal­te­ra­ble.

CHIÍES

Los chiíes, que sig­ni­fi­ca fac­ción, creen que Alí, pri­mo de Maho­ma, y des­pués su hi­jo y sus des­cen­dien­tes son los úni­cos su­ce­so­res le­gí­ti­mos del pro­fe­ta.

SUFÍES

Los sufíes, o mís­ti­cos, en­tran en con­tac­to di­rec­to con Alá. Pien­san que la ley por sí so­la no es su­fi­cien­te, por lo que bus­can una ex­pe­rien­cia es­pi­ri­tual.

AHMADÍES

Los ahmadíes son se­gui­do­res de Mir­za Ghu­lam Ahmad, quien en el si­glo XIX afir­mó ser un pro­fe­ta en­via­do pa­ra pu­ri­fi­car el is­lam. Tie­nen más de 200 mi­llo­nes de se­gui­do­res en 134 paí­ses y pro­pug­nan el diá­lo­go in­ter­re­li­gio­so. El mo­vi­mien­to ah­ma­dí fue fun­da­do en 1889 por Ghu­lam Ahmad (1835-1908) en la al­dea de Qa­dian, si­tua­da en Pun­jab, en la In­dia.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Bolivia

© PressReader. All rights reserved.