Uru­guay da re­vés a la jus­ti­cia bo­li­via­na en ca­so te­rro­ris­mo

LA COR­TE SUPREMA DE JUS­TI­CIA URU­GUA­YA NE­GÓ LA EX­TRA­DI­CIÓN DE ALE­JAN­DRO MELGAR PE­REI­RA

El Deber - - PORTADA - EL DE­BER www.el­de­ber.com.bo

La jus­ti­cia uru­gua­ya ad­vier­te que el Es­ta­do bo­li­viano no res­pe­tó la ju­ris­dic­ción ori­gi­nal del ca­so, que era San­ta Cruz. Un de­cre­to es­ta­ble­ció lle­var el jui­cio a La Paz

Melgar, pre­so des­de 2012 en Mon­te­vi­deo, di­jo a EL DE­BER que el pro­ce­so es la ju­di­cia­li­za­ción de una per­se­cu­ción po­lí­ti­ca y lo ca­li­fi­có co­mo “ab­sur­do” Otros pro­ce­sa­dos en el ca­so de su­pues­to te­rro­ris­mo en Bolivia ven con op­ti­mis­mo el fa­llo en fa­vor de Melgar. Zvon­ko Mat­ko­vic di­jo que es­ta de­ci­sión ayu­da­rá en la de­man­da que pre­sen­tó an­te la Cor­te In­te­ra­me­ri­ca­na de los De- re­chos Hu­ma­nos, a la que mu­chos de los im­pli­ca­dos re­cu­rrie­ron con de­nun­cias por vio­la­ción a sus de­re­chos. El mi­nis­tro Hu­go Si­les cree que lo que cuen­ta es que que­dó de­mos­tra­do que hu­bo un gru­po que in­ten­tó di­vi­dir al país.

La de­ci­sión uru­gua­ya de­ja mu­cho que desear res­pec­to a có­mo es vis­ta la jus­ti­cia en nues­tro país” Mar­ce­lo Arrá­zo­la Pres. Co­le­gio de Pro­fe­sio­na­les

La Cor­te Suprema de Jus­ti­cia de Uru­guay fa­lló en fa­vor de Ale­jan­dro Melgar Pe­rei­ra, uno de los pro­ce­sa­dos en el jui­cio de su­pues­to te­rro­ris­mo, ne­gan­do al Go­bierno bo­li­viano la so­li­ci­tud de ex­tra­di­ción que hi­zo con­tra el sin­di­ca­do por los de­li­tos de te­rro­ris­mo y al­za­mien­to ar­ma­do.

La de­ci­sión de la má­xi­ma ins­tan­cia ju­rí­di­ca uru­gua­ya, fir­ma­da por los mi­nis­tros Ele­na Martínez Ros­so, Jor­ge Che­diak, Felipe Hou­nie, Ju­lio Oli­ve­ra Ne­grín y Eduar­do Tu­rell, es­ta­ble­ce, de acuer­do con lo pu­bli­ca­do por el pe­rió­di­co El País de Uru­guay, que en pri­me­ria ins­tan­cia la en­ton­ces jue­za es­pe­cia­li­za­da en Cri­men Or­ga­ni­za­do, Adria­na de los San­tos, con­si­de­ró, a me­dia­dos de 2015, via­ble el pe­di­do bo­li­viano al afir­mar que cum­plía con to­das las for­ma­li­da­des re­que­ri­das.

Sin em­bar­go, lue­go de la ape­la­ción que hi­zo Melgar, los miem­bros de la Suprema uru­gua­ya de­ja­ron en du­da que la jus­ti­cia bo­li­via­na ga­ran­ti­ce un pro­ce­so jus­to con­tra Melgar y que es­te pue­da ejer­cer ple­na­men­te su de­re­cho a la de­fen­sa.

Ade­más, la Cor­te en su fa­llo in­di­ca: “No pue­den ca­ber du­das acer­ca de que la ju­ris­dic­ción ori­gi­nal­men­te com­pe­ten­te era la em­pla­za­da en la ciu­dad de San­ta Cruz (lu­gar don­de se co­me­tie­ron aque­llos ac­tos) y no la pos­tre­ra con­so­li­da­da por el Po­der Eje­cu­ti­vo bo­li­viano en la ciu­dad de La Paz”, que fue uno de los ar­gu­men­tos que uti­li­za­ron los pro­ce­sa­dos, cuan­do pe­dian el respeto a sus de­re­chos.

Un de­cre­to es­ta­ble­ció que los de­li­tos re­la­cio­na­dos a si­tua­cio­nes que aten­tan con­tra el Es­ta­do tie­nen ju­ris­dic­ción na­cio­nal. En el marco de esa dis­po­si­ción, el pro­ce­so por pre­sun­to te­rro­ris­mo fue tras­la­da­do a La Paz, pe­se a los re­cla­mos de los sin­di­ca­dos quie­nes in­sis­tie­ron en que el jui­cio de­bía desa­rro­llar­se en San­ta Cruz, don­de su­ce­dió el he­cho.

Melgar, pre­so des­de el 23 de abril de 2012, in­di­có en un con­tac­to con EL DE­BER, que el jui­cio por su­pues­to te­rro­ris­mo es la ju­di­cia­li­za­ción de una per­se­cu­ción po­lí­ti­ca y afir­mó que se le qui­so dar un “man­to de le­ga­li­dad a un pro­ce­so ab­sur­do”.

“Yo no ne­ce­si­to una vi­da nue­va, lo que ne­ce­si­to es que se ha­ga jus­ti­cia”, ase­gu­ró el abo­ga­do de pro­fe­sión y miem­bro de los di­rec­to­rios de va­rias ins­ti­tu­cio-

ALE­JAN­DRO MELGAR

ES UNO DE LOS PRO­CE­SA­DOS

Newspapers in Spanish

Newspapers from Bolivia

© PressReader. All rights reserved.