YPFB echa re­si­duos de amo­nio en un río, pe­ro nie­ga da­ños

Se­gún el vi­ce­pre­si­den­te de operaciones de la pe­tro­le­ra es­ta­tal los ni­ve­les del com­pues­to quí­mi­co son ba­jos y no re­pre­sen­tan pe­li­gro pa­ra los se­res vi­vos. El mar­tes, po­bla­do­res de la zo­na, de­nun­cia­ron la mor­tan­dad de pe­ces y ga­na­do

El Deber - - Portada - Er­nes­to Es­tre­ma­doi­ro/Bu­lo Bu­lo er­nes­to.es­tre­ma­doi­ro@el­de­ber.com.bo

La pe­tro­le­ra es­ta­tal YPFB ad­mi­tió el ver­ti­do de agua con re­si­duos de amo­nia­co en el arro­yo Mu­ñe­ca des­de la plan­ta de urea ubi­ca­da en la lo­ca­li­dad de Bu­lo Bu­lo. Es­te pe­que­ño afluen­te desem­bo­ca en el río del mis­mo nom­bre. Sin em­bar­go, los es­pe­cia­lis­tas de la es­ta­tal in­di­ca­ron que los ni­ve­les de com­pues­to quí­mi­co no afec­tan al me­dioam­bien­te.

El mar­tes, au­to­ri­da­des y ve­ci­nos de la co­mu­ni­dad 23 de Mar­zo in­for­ma­ron a EL DE­BER que las aguas ver­ti­das des­de el com­ple­jo pe­tro­quí­mi­co con­ta­mi­na­ron el ria­chue­lo oca­sio­nan­do la muer­te de pe­ces y ga­na­do. Ade­más, men­cio­na­ron la pér­di­da de ve­ge­ta­ción e in­clu­so se­ña­la­ron que la plan­ta ha­bría con­ta­mi­na­do tres ve­ces el lu­gar.

La pri­me­ra vez ocu­rrió en oc­tu­bre, la se­gun­da a co­mien­zos de es­te año y la úl­ti­ma el mes pa­sa­do. En pri­me­ra ins­tan­cia, el mi­nis­tro de Hi­dro­car­bu­ros, Luis Al­ber­to Sánchez, in­di­có que hu­bo una fu­ga me­nor que no re­pre­sen­ta­ba pe­li­gro y que es­ta in­clu­so fue in­ter­na. Sin em­bar­go, exis­te preo­cu­pa­ción en la zo­na del tró­pi­co co­cha­bam­bino, de­bi­do a que los po­bla­do­res usan el agua tan­to pa­ra el con­su­mo hu­mano co­mo pa­ra ac­ti­vi­da­des agrí­co­las y pe­cua­rias.

Des­car­go de YPFB

EL DE­BER vi­si­tó ayer los pre­dios de la plan­ta en Bu­lo Bu­lo. En la opor­tu­ni­dad, téc­ni­cos del com­ple­jo pe­tro­quí­mi­co, in­di­ca­ron que se abas­te­cen de agua a tra­vés de un duc­to que lle­ga has­ta el río Ichoa. Se­ña­la­ron que en pro­me­dio la plan­ta usa 400.000 li­tros de agua por ho­ra. El lí­qui- do se usa pa­ra cua­tro fun­cio­nes: pa­ra en­fria­mien­tos, en las cal­de­ras de la plan­tas, pa­ra el con­su­mo in­terno de los tra­ba­ja­do­res de la plan­ta y pa­ra ser­vi­cios.

“El agua que en­tra se con­su­me, una par­te se pier­de por eva­po­ra­ción. Es un mí­ni­mo que sa­le de acá”, afir­ma­ron los es­pe­cia­lis­tas. Pre­ci­sa­ron que el agua que se ex­pul­sa has­ta el arro­yo con­tie­nen 0,4 PPM (Par­tes por Mi­llón) de amo­nia­co cuan­do las nor­mas na­cio­na­les es­ta­ble­cen un mí­ni­mo de 4 PPM. Los es­pe­cia­lis­tas de la es­ta­tal in­di­ca­ron que pa­ra ge­ne­rar mor­tan­dad de pe­ces e in­clu­so de ga­na­do los ni­ve­les de agua de­ben es­tar por en­ci­ma de los 100 PPM, “co­sa que no su­ce­de acá” afir­ma­ron. “In­clu­so en al­gu­nos paí­ses los ni­ve­les per­mi­ti­dos son de 40 PPM. Ade­más, el agua que ver­te­mos tie­ne com­pues­tos que en­ri­que­cen más las aguas del arro­yo”, jus­ti­fi­ca­ron.

En la mis­ma lí­nea, el vi­ce­pre­si­den­te na­cio­nal de operaciones de Ya­ci­mien­tos, Gon­za­lo Saa­ve­dra, in­di­có que el agua de­vuel­ta al arro­yo no lle­va nin­gún ti­po de quí­mi­co por­que es el re­sul­ta­do de la plan­ta de tra­ta­mien­to y que los aná­li­sis se to­man a dia­rio. Con­sul­ta­do so­bre la su­pues­ta mor­tan­dad de pe­ces y bo­vi­nos en la zo­na, in­di­có que no re­ci­bie­ron el re­cla­mo de los po­bla­do­res y se en­te­ra­ron por EL DE­BER de la si-

tua­ción. “En YPFB siem­pre tra­ba­ja­mos de cer­ca con la co­mu­ni­dad, por eso nos sor­pren­dió la no­ti­cia, yo creo que es­te te­ma lo va­mos a con­ver­sar en nues­tra pró­xi­ma reunión con las au­to­ri­da­des de la zo­na”, ex­pli­có y agre­gó que tras la pre­sen­ta­ción de ani­ma­les muer­tos es­tán en con­di­cio­nes de ana­li­zar los res­tos pa­ra iden­ti­fi­car las cau­sas.

Con­sul­ta­do acer­ca de si re­ci­ben pre­sio­nes de los po­bla­do­res pa­ra ope­rar, Saa­ve­dra se­ña­ló que hu­bo al­gu­nos in­con­ve­nien­tes en el pa­sa­do, pe­ro fue­ron su­pe­ra­dos.

Se­gún un in­for­me de pren­sa de YPFB la úl­ti­ma fu­ga de amo­nia­co ocu­rrió el pa­sa­do 7 de ma­yo. Se tra­tó de una fu­ga in­ter­na en el ‘Strip­per del Cir­cui­to de Sín­te­sis de Urea’, que por es­tar ais­la­da den­tro de es­te equi­po no re­pre­sen­ta nin­gún ries­go, y que me­dian­te la in­ter­ven­ción téc­ni­ca, es­pe­cia­li­za­da y opor­tu­na fue so­lu­cio­na­da acor­de a los es­tán­da­res del equi­po. “Nos sor­pren­den es­tas de­nun­cias cuan­do cum­pli­mos los pa­rá­me­tros exi­gi­dos por nor­ma am­bien­tal. En­ten­de­mos que son in­tere­ses de po­lí­ti­cos de opo­si­ción pa­ra da­ñar la em­pre­sa que es sím­bo­lo de la na­cio­na­li­za­ción”, ma­ti­zó Saa­ve­dra.

Ex­per­tos con­sul­ta­dos por EL DE­BER in­di­ca­ron que el amo­nia­co en al­tas can­ti­da­des y en con­tac­to con el agua es al­ta­men­te con­ta­mi­nan­te. “El amo­nia­co es co­rro­si­vo y si lle­gó a un la­go o río pue­de con­ta­mi­nar. Si es que se po­ne en con­tac­to con el agua, ge­ne­ra pér­di­das en la par­te bio­ló­gi­ca de plan­tas y ani­ma­les”, di­jo el ex­mi­nis­tro de Hi­dro­car­bu­ros Gui­ller­mo To­rres. En esa lí­nea, el ex­per­to Hu­go del Gra­na­do di­jo que el amo­nia­co, al con­tac­to con el agua, se con­vier­te en áci­do ní­tri­co y ni­tra­to de amo­nio “que son pro­duc­tos al­ta­men­te con­ta­mi­nan­tes. En el mu­ni­ci­pio de En­tre Ríos con­fir­ma­ron la mor­tan­dad de pe­ces y sos­tu­vie­ron que las au­to­ri­da­des na­cio­na­les per­ti­nen­tes y YPFB sa­ben de la si­tua­ción.

De­nun­cia e in­ves­ti­ga­ción

El se­na­dor opo­si­tor Ós­car Or­tiz (Mo­vi­mien­to De­mó­cra­ta So­cial), exi­gió al mi­nis­tro de Me­dio Am­bien­te y Aguas, Car­los Re­né Or­tu­ño, in­ves­ti­gar la pre­sun­ta con­ta­mi­na­ción ge­ne­ra­da por ver­ti­dos de com­pues­tos quí­mi­cos des­de la plan­ta de urea y amo­nia­co al río Bu­lo Bu­lo (mu­ni­ci­pio de En­tre Ríos, Co­cha­bam­ba).

De­man­dó a la au­to­ri­dad ins­pec­cio­nar la zo­na afectada en el me­nor tiem­po po­si­ble pa­ra que, en ca­so de ve­ri­fi­car­se un da­ño, se pro­ce­se y san­cio­ne a los res­pon­sa­bles. “Lo que es­tá cla­ro es que la in­ves­ti­ga­ción de un me­dio evi­den­cia que exis­te una afec­ta­ción me­dian­te con­ta­mi­na­ción por fu­ga de ele­men­tos de la plan­ta de amo­nia­co y urea a aguas del arro­yo ve­cino a la po­bla­ción cir­cun­dan­te”, afir­mó.

FO­TOS: HER­NÁN VIRGO

Los téc­ni­cos de YPFB sa­can mues­tras a dia­rio del agua que vier­ten a los afluen­tes USO DEL LÍ­QUI­DO EN LA IN­DUS­TRIA UN PRO­ME­DIO DE 400.000 LI­TROS DIA­RIOS SE UTI­LI­ZAN EN LA PLAN­TA DE BU­LO BU­LO

ABI

La plan­ta de Bu­lo Bu­lo ini­ció operaciones en sep­tiem­bre de 2017. Ha pa­ra­do en tres opor­tu­ni­da­des

La urea pro­du­ci­da se co­mer­cia­li­za en el mer­ca­do bra­si­le­ño

Po­bla­do­res de 23 de Mar­zo de­nun­cia­ron su­pues­ta con­ta­mi­na­ción

Newspapers in Spanish

Newspapers from Bolivia

© PressReader. All rights reserved.